Mitos de los fondos de inversión

¿Te has preguntado qué es un fondo de inversión y cómo funciona? Se trata de una herramienta que conjunta el capital de varias personas con el objetivo de realizar inversiones en una amplia gama de instrumentos financieros en la bolsa de valores. Son una excelente forma de hacer que tu dinero genere más rendimientos que solo ahorrando y dejándolo en tu cuenta de banco, sin embargo, aún hay muchas dudas y mitos sobre su uso.

Los fondos de inversión son sociedades anónimas de capital variable que deben estar sujetas a la supervisión, regulación y sanción de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV). Despejemos algunos mitos y dudas frecuentes sobre ellos.

Mito 1: Necesito tener mucho dinero para invertir

Realidad: No es verdad que necesites tener grandes cantidades de dinero, pero sí tener claridad de tus gastos e ingresos para guiarte. Tener un colchón de ahorro te da tranquilidad para enfrentar emergencias, pero puedes destinar el excedente en una inversión que te genere más riqueza. Hay cuentas iniciales que te permiten invertir desde mil pesos.

Mito 2: Voy a ganar mucho dinero rápido

Realidad: Es posible tener excelentes rendimientos en tus inversiones con la ayuda de los asesores adecuados, pero no es magia. La creencia de que existen inversionistas que se hacen ricos de la noche a la mañana es falsa. No hay caminos cortos, se requiere de paciencia y disciplina para ir construyendo tu patrimonio.

Mito 3. Invertir es dificilísimo

Realidad: Es cierto que hay que investigar y analizar las opciones que tienes antes de invertir, así como estar muy atento de no caer en noticias falsas y fraudes. Pero invertir no es tan difícil como se cree cuando tienes ayuda. Hay una gran diversidad de instrumentos financieros que puedes adquirir, tanto en el mercado local como en el mercado global. Lo primero que un asesor te ayudará a descifrar es para qué quieres invertir, de ahí parte todo, y está en función de tus necesidades.

Mitos de los fondos de inversión - fund-managers-consultation-and-discuss-about-analy-2022-11-18-04-06-28-utc-1280x853
Los fondos de inversión permiten que los ahorros de pequeños y medianos inversionistas puedan entrar al Mercado de Valores. Foto: Envato Elements

Mito 4. Todas las inversiones son estafas

Realidad: No todas son falsas, pero sí hay muchas que son fraudulentas, por ejemplo, aquellas que prometen hacerte rico de la noche a la mañana. Para saber si la institución a la que te estás acercando está regulada puedes utilizar el Sistema de Prestadores de Servicios Financieros (SIPRES), eso te dará certidumbre de que son legales.

Según datos de la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF), alrededor de 15% de la población sufrió algún tipo de fraude a través de un producto financiero, mientras que en los últimos tres años más de 2 millones de personas reportaron haber experimentado fraude piramidal o esquema Ponzi. Esa es una pista de las “inversiones” que son estafas.

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) explica que el esquema piramidal es un mecanismo que promueve que cada persona participante invite a un grupo de al menos dos conocidos a invertir y cada uno de ellos, a su vez, involucra a otras dos personas, así sucesivamente, pero al perder el impulso termina siendo un fraude. Para evitar caer en este tipo de esquemas dudosos lo mejor es que no te arriesgues y que te acerques a instituciones de prestigio.

Mito 5. Los fondos de inversión son muy arriesgados

Realidad: El riesgo de un fondo de inversión depende de su tipo. Lo ideal es destinar tu capital a diversos valores para diversificar los riesgos. Dice el dicho: “no hay que poner todos los huevos en el mismo canasto”.

En términos generales, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) clasifica en cuatro los fondos de inversión:

1. Fondos de Inversión de Deuda: Son los que menos riesgo representan. Se tratan de Activos Objetos de Inversión cuya naturaleza corresponde a valores, títulos o documentos que representan una deuda a cargo de un tercero.

Pueden ser emitidos por el Gobierno Federal (Cetes, Bondes, Bonos M y otros), bancos (pagarés bancarios, certificados de depósito) y empresas privadas (certificados bursátiles, pagarés de mediano plazo, obligaciones).

2. Fondos de Inversión de Renta Variable: Son de alto riesgo, pero también ofrecen atractivos rendimientos. Se trata de invertir en acciones de empresas, tanto mexicanas como internacionales, que cotizan en la bolsa. Existen varias subcategorías dependiendo de los mercados o geografías (Eurozona, Estados Unidos, etc.), sectores (salud, financiero, tecnológico, materias primas), estilo de inversión e incluso divisa.

3. Fondos de Inversión de Capitales (FINCA): Es el que invierte los recursos de manera temporal en empresas privadas con capacidad de desarrollo que requieren recursos a largo plazo.

4. Fondos de Inversión de Objeto Limitado: Es el que invierte solo en activos financieros definidos en sus estatutos, es decir, en cierto sector o rama económica en el que se está interesado en promover su desarrollo. Por ejemplo, en el sector turístico, forestal, investigación, etc.

Si estás interesado en un fondo de inversión te recomendamos que te acerques a verdaderos expertos, recuerda que todo gran inversionista necesita al mejor socio.

En CI Banco los asesores te ayudarán a diseñar la mejor estrategia de inversión para maximizar tus recursos sin poner en riesgo tu capital. Ingresa aquí para conocer más detalles.

La-Lista Síguenos en nuestras redes sociales