Banobras y los inconvenientes por el tren hacia Santa Lucía
Guardián de Negocios

Es columnista y periodista de negocios y economía. Durante más de 20 años ha colaborado con medios nacionales y extranjeros. Sus análisis, artículos y columna son publicados en medios como Alto Nivel, Foro Jurídico, Forbes, López Dóriga Digital, Eje Central y ADN 40. Twitter: @juliopilotzi

Banobras y los inconvenientes por el tren hacia Santa Lucía
Área de construcción del nuevo aeropuerto de Santa Lucía. Foto: Presidencia.

Recientemente se publicó en el Diario Oficial de la Federación la ampliación del título de concesión de 50 a 68 años para operar el Tren Suburbano a Ferrocarriles Suburbanos y que responde a la necesidad de asegurar la continuidad en la prestación actual de su servicio con la ampliación hacia el aeropuerto de Santa Lucía, a través de un nuevo ramal de 24 kilómetros, el cual implica una inversión público-privada que ronda los 20 mil millones de pesos.

CAF, la concesionaria del Tren Suburbano, será encargada de la construcción de 16 kilómetros de la obra con un monto de inversión de casi 13 mil millones de pesos, 80% que saldrá del Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (Banobras) vía crédito y el resto de la bolsa del concesionario. Pero aunque el presidente Andrés Manuel López Obrador informa una y otra vez sobre los avances de este proyecto, y la Secretaría de la Defensa Nacional ya inició los trabajos de obra de los kilómetros que le corresponden, parecería que en Banobras, a cargo de Jorge Mendoza Sánchez, no quieren que se cumplan los tiempos establecidos por el Ejecutivo federal en lo que a este ramal respecta. 

Se sabe que los procedimientos para la liberación del crédito otorgado por esta institución han sido lentos y, como consecuencia, los trabajos de la obra están en riesgo de retraso. Es tal la lentitud del proceso que puede poner en jaque la promesa presidencial de entregar la obra en el segundo semestre de 2023.

El secretario de Hacienda, Rogelio Ramírez de la O, debe tener esto como prioridad en su escritorio, de otra forma no se llegará a los plazos. Con cuatro estaciones nuevas y una estación terminal y que tiene además contemplado un tiempo de recorrido desde la estación Buenavista hasta el aeropuerto de 38 a 40 minutos, esta obra es considerada como una de las principales vías de comunicación desde la Ciudad de México al nuevo aeropuerto, además de que permitirá disminuir el tráfico de la autopista México-Pachuca y con ello disminuir las emisiones contaminantes.

Si alguien ve a Mendoza Sánchez, avísele que esto urge, para que no ande distraído con los interesados por el avión presidencial, que no más no se vende. Por cierto, ya que hablamos de esta aeronave, le damos un dato: la licitación que tanto se presumió con la ONU venció 4 de junio, así que más malas noticias para la 4T, y su sueño de conseguir 2 mil 500 millones de pesos por la compra que hicieron los neoliberales. 

Star+ con Izzi 

Star+ llega a México para consolidarse como una alternativa streaming, pero lo interesante en su decisión es que Izzi la suma a su plataforma fortaleciendo aún más el contenido que ofrece y da a sus clientes. Luego de la incorporación de Disney+ a la oferta de Izzi, ahora se suma Star+, el nuevo servicio de streaming de entretenimiento general y deportes de The Walt Disney Company que se incorpora a la extensa gama de servicios que ofrece a sus suscriptores.

A partir del 31 de agosto, Star+ se puede agregar a los planes Unlimited con Disney+ por un precio promocional para clientes Izzi de solo 49 pesos al mes, durante un periodo de 12 meses. Todo esto, junto con otros beneficios y las velocidades de acceso a internet, brindará a los suscriptores más valor por el mismo precio. Aplaudible está propuesta. 

No te pierdas: Izzi

OMA celebra 

El equipo de OMA, que encabeza Ricardo Dueñas, está de fiesta. En las últimas semanas lanzó 10 nuevas rutas, estrenó la de Monterrey-Madrid, con la que regresará la conexión con Europa luego de 12 años sin volar al viejo continente. Y en las próximas dos semanas estará lista la remodelación de la terminal del aeropuerto de Tampico, a la que destinaron 176 millones de pesos.

Los anuncios e inauguraciones coinciden con buenos números para el sector, que está cada vez más cerca de recuperar los niveles de viajeros que tenía antes del inicio de la pandemia.

Voz en Off

Que se le ponga ‘bienestar’ a todo no significa que lo sea, y mire usted le digo por qué. La definición de bienestar va desde la Real Academia Española que menciona que es: “Conjunto de las cosas necesarias para vivir bien”. Pero hay más: “un estado de satisfacción personal, comodidad confort, con adecuados aspectos como la salud o bienestar psicobiológico, éxito social y económico, éxito profesional, placer personal, alegría de vivir, armonía consigo mismo, y con el entorno”.

Así que aquí entraría también lo “aspiracionista”, algo que en la 4T no gusta. Entendiendo todo lo anterior, a lo que desde una mañanera llamen ‘bienesta’ le repito, no significa que lo sea. Lo correcto en adelante tendría que llamarse de otro modo que bajo el interés de un gobierno intenta simpatizar con la población con sus decisiones.

¿O es que acaso voltearon a ver a los populares que estaban constituidos por los jefes aristocráticos romanos en la República Romana? Ellos buscaban usar las asambleas como hoy las mañaneras para acabar con el dominio que ejercían los nobiles y los optimates en la vida política, quizá lo hicieron, y por ello hoy seguiremos escuchando ‘bienestar’ como palabra preferida, bandera y emblemática de gobierno, y más se escuchará en breve confirmando que ya viene AeroBienestar…