¿Eres un falso delgado? Podrías tener problemas de salud
Los falsos delgados acumulan más grasa visceral, lo que puede ser peligroso. Foto: Pixabay

Hay personas que, a pesar de comer en exceso o con alimentación deficiente, parecen más estilizadas de lo que en realidad son. A ellos se les considera “falsos delgados”, esto es, personas con una mayor cantidad de grasa abdominal que la recomendable.

Esto puede incluso afectar a aquellas personas que tienen un Índice de Masa Corporal, el cual es una relación entre la altura y el peso, considerado saludable pero que, analizado más a fondo, muestra una realidad completamente distinta.

“Todos tenemos al típico amigo que abusa de la comida rápida y no engorda. Aunque no se perciba a simple vista, muy posiblemente esté acumulando grasa a nivel visceral. Si a esta alimentación desequilibrada le sumamos el actual sedentarismo, la falta de ejercicio, el estrés y una genética desfavorable, obtenemos la receta perfecta para crear una población repleta de falsos delgados”, detallan investigadores de la Universidad de las Islas Baleares.

Aunque no es excluyente, parte de estas mediciones erróneas se deben a un empleo deficiente del Índice de Masa Corporal como guía para determinar si una persona tiene o no un peso saludable.

“Considerando el Índice de Masa Corporal, un culturista de baja estatura, al pesar el músculo más que la grasa, podría ser clasificado como una persona con sobrepeso, aun teniendo un buen estado de salud. 

“Por el contrario, una persona alta y delgada, pero con ‘barriga cervecera’, podría ser asignada como normopeso, aunque su metabolismo se encuentre alterado”, señalan los científicos.

Hasta un 22% de la población mundial podría estar en esta situación, de acuerdo con cifras de la Organización Mundial de la Salud, lo cual conlleva riesgos específicos porque sus deficiencias de peso no son atendidas correctamente.

“Tener una cantidad de grasa corporal excesiva desregula todo el metabolismo del organismo. Para empezar porque los falsos delgados presentan con mayor frecuencia inflamación generalizada, alteración de lípidos en sangre, hipertensión, resistencia a la insulina. etc.

“Estas desregulaciones provocan que se dispare el riesgo de desarrollar patologías crónicas, como diabetes o enfermedades cardiovasculares. De hecho, al menos en mujeres falsas delgadas, la mortalidad se duplica”, detalla la investigación.

Por esta razón, preferir una medición de la grasa abdominal en lugar del popular Índice de Masa Corporal es clave para prevenir posibles afectaciones a la salud en los falsos delgados. Esta medición se puede realizar mediante básculas inteligentes o, de mejor manera, mediante análisis de sangre, saliva u orina.

¿Eres un falso delgado? Podrías tener problemas de salud - qatar-2022