Axa invierte 120 mdd en una red privada de clínicas en México
Foto: Axa.

“México tiene un sistema de salud complejo donde no se hace lo suficiente en materia de prevención, las aseguradoras no cubrimos la atención primaria en consultorios -solo gastos médicos mayores- y poca gente tiene acceso a seguros de salud”, dice Daniel Bandle, director general de Axa México quien sumó como una nueva unidad de negocios en el país una red de centros de atención médica privada llamada ‘Axa Keralty’.

Se trata de una alianza con la firma de servicios médicos privada Keralty de Colombia, con quienes comenzaron a operar en México en julio de 2019. Se trata de un sistema integrado de salud, que incluye seguros de atención y centros de prestación sanitaria totalmente integrados. A finales de 2020 ya había 7 clínicas en la CdMX y los planes de expansión contemplan un total de 50 centros en las ciudades más importantes del país, empezando por Monterrey y Guadalajara. En 2021, a través de una alianza con el Consorcio Mexicanos de Hospitales, comenzaran a dar cobertura en Querétaro, Guadalajara y Hermosillo.

El proyecto completo se terminará en 2024 con una inversión final de 120 millones de dólares (mdd).

Según la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición 2018-2019, 57% del total de las consultas médicas de primer contacto que se realizaron en México fueron en el sector público, y 43% en el privado, siendo los Consultorios Adyacentes a Farmacias (CAF) atendieron a 17% del total de consultas ambulatorias. Solo este formato de servicios que comenzó con las farmacias del Dr. Simi y que luego adoptaron todas las demás cadenas -y hasta los grandes supermercados- suman un total de 16 mil consultorios en el país.

“Lamentablemente el seguro de gastos médicos mayores, que solo tienen 9 millones de mexicanos más privilegiados tampoco incluye las visitas a consultorios médicos. Nuestro servicio incluye consultas ilimitadas, algo novedoso para cualquier compañía de seguros”, agrega Bandle.

En medio de la pandemia, gran parte de la atención fue mediante video consultas, con envío a domicilio de medicinas y seguimiento de tratamiento a pacientes con Covid-19 de manera remota y diaria. En total atendieron a 2,200 pacientes con coronavirus “que en la mayoria de los casos no requerían de internación y contribuimos a que pacientes contagiados no tuvieran que moverse de su casa”, agrega el ceo.

Este modelo de clínicas es inédito para AXA en todo el mundo y México es el destino que se convertirá en laboratorio de pruebas para luego expandir esta nueva unidad de negocios dentro de la aseguradora a nivel mundial.