El techo de cristal… de las niñas
Barbie campaña de Brecha de sueños

“Sabías que a partir de los 5 años las niñas dejan de soñar que pueden ser presidentas, científicas, astronautas, grandes pensadoras, ingenieras, ceos…”, dice un grupo de niñas en un video inspirador, usando datos concretos de la OCDE y de diferentes universidades. 

Este mensaje, que se hizo famoso en varios idiomas, es una iniciativa de Mattel que revela que la brecha de género empieza en la infancia y que se amplía hasta llegar a la edad profesional. 

Y es que precisamente empieza en la selección de juegos y de actividades que se imponen a las niñas y a los niños donde arrancan las diferencias. 

“Queremos lograr experiencias que te acompañen cuando seas grande”, me explica Cristina Lorenzo, vicepresidenta de marketing de Mattel para América Latina. 

La ‘brecha de sueños’ se alimenta de muchas vertientes: estereotipos culturales, baja representación en los medios, pocos role models a quienes seguir el ejemplo. 

Según el reporte “Cerrando las brechas de género” de la OCDE, en materia de educación por ejemplo, las niñas mexicanas tienen un mejor desempeño que los varones; en secundaria tienen mayores tasas de matriculación que los hombres (90% versus 84%) y tienen también mayores tasas de graduación de educación superior que los hombres (21% versus 18%). 

Pero, solo una tercera parte de las mexicanas entre 15 y 29 años no estudia ni trabaja contra 1 de cada 10 varones, 

Hoy la tasa de participación laboral femenina es la más baja de la OCDE después de Turquía: 45% y uno de los porcentajes más bajos de toda Latinoamérica. 

Las mujeres mexicanas están subrepresentadas en los cargos directivos, ganan menos que los hombres y tienen menores probabilidades de tener un negocio y emplear a otros trabajadores que los hombres: solo ocupan 31% de los puestos de alta dirección, 7% de los miembros de la junta directiva de las empresas y sólo 2% son empresarias. 

Barbie Dreams Gap
Barbie Dreams Gap

“I have a dream”

Mattel creó el Dream Gap Project, una plataforma que reúne fondos para organizaciones que apoyan al desarrollo de niñas (como Step Up, She Should Run y She’s the first) que apoyó para cerrar la brecha de sueños de 7,000 niñas en todo el mundo. También financia investigaciones y estudios vinculados con la diversidad de género y ofrece contenido inspiracional para padres y para niñas. 

A sus 61 años, la muñeca más emblemática de Mattel, se ha puesto la meta de crear conciencia en torno a la influencia que los juegos o los roles en una familia pueden generar en el largo plazo. 

Esta campaña se completa con la colección de Sheroes, una serie de 19 muñecas que representan a mujeres ‘a seguirles la huella’ en distintos países. 

En el caso de México, la role model elegida en 2019 fue Karla Wheelock, la primera mujer iberoamericana en escalar las Siete Cumbres más altas del mundo.