Encuentran a otra figura política de California cenando en The French Laundry
El restaurante californiano The French Laundry. Foto: Peter Bond/Wikicommons

Julie Carrie Wong/The Guardian

The French Laundry recibió tres estrellas Michelín, por su comida y los premios para sus vinos y es considerado el mejor restaurante del mundo, y punto”, según Anthony Bourdain. Pero ahora el famoso restaurante es conocido por ser el lugar al que los políticos californianos van a romper las reglas del coronavirus.

La alcaldesa de San Francisco, London Breed, es blanco de críticas porque se supo que fue a una fiesta de cumpleaños al restaurante en Napa Valley, un día después de que el gobernador Gavin Newsom hiciera lo mismo. 

El grupo de Breed se reunió en el restaurante el 7 de noviembre para celebrar el cumpleaños de Goretti Lo Lui, una socialité local cuyo marido, Lawrence Lui, es un importante desarrollador de hoteles, reportó el San Francisco Chronicle.

Las comidas en interiores estaban permitidas, reporta el Chronicle, aunque los lineamientos del estado recomiendan que las reuniones no sean de más de tres casas diferentes.

“La cena de Breed en un restaurante de lujo en medio de una catástrofe que ha azotado a incontables pequeños negocios y alargado las colas en los bancos de comida tal vez no violó las reglas, pero no se ve bien”, escribió la columnista del Chronicle, Heather Knight, quien dio a conocer la historia.

The French Laundry ofrece reservaciones para diferentes experiencias  de cena, incluyendo cenas al exterior con un menú de 350 dólares por persona, cenas en el interior de 450 dólares por persona, o una cena de trufas blancas y caviar de 1,200 pesos por persona.

California registró el domingo 7,415 hospitalizaciones por Covid-19, más que en ningún otro momento desde el inicio de la pandemia. Al igual que otros estados, California está esperando un aumento de casos a causa del Covid .

El lunes, Newsom advirtió que dla unidad de cuidados intensivos del norte de California llenaría su capacidad a principios de diciembre, y se quedaría sin camas para mediados de diciembre.

El martes las autoridades de San Francisco anunciaron que estaban contemplando aumentar las restricciones para empresas y reuniones privadas ya que los casos siguen aumentando y se piensa en limitar las cenas en exteriores y reducir la capacidad de los gimnasio y las empresas locales.

Breed advirtió que el número de casos en la ciudad han aumentado seriamente y reconoció que las restricciones han afectado a muchos residentes, incluyendo a ella.

Sin embargo, los líderes políticos de California tienen la costumbre de transgredir todos los lineamientos de salud que esperan que la gente siga.

Newsom se enfrentó a las serias críticas cuando se dio a conocer que él y 11 otros invitados celebraron el cumpleaños de un lobbyista, Jason Kinney, en The French Laundry a principios de noviembre. Se disculpó diciendo “necesito predicar y practicar, no sólo predicar y no practicar”.

El martes, el alcalde de San José, Sam Liccardo, se disculpó por haber participado en una cena de Thanksgiving con personas de cinco familias, más de lo que permiten las reglas del estado.

Breed no respondió a las solicitud de comentario.

Con información de la AP

Traducido por René Soto.

Consulta el artículo original haciendo clic en el logo: