El célebre Groucho Club es adquirido por galeristas
El londinense Groucho Club cuenta con un acervo de más de 150 obras de arte. Foto: Twitter / Groucho Club

Uno de los locales más exclusivos y relacionados con la escena artística de Londres tiene nuevos dueños. Se trata de Manuela e Iwan Wirth, patronos de la galería Hauser & Wirth, quienes adquirieron el famoso Groucho Club mediante la rama de su empresa dedicada a la hospitalidad, Artfarm.

Ubicado en el SoHo de Londres, el Groucho Club fue fundado en 1985 por una serie de inversionistas, mayoritariamente mujeres, como un club privado al que solo se accede bajo membresía, la cual asciende a casi 5 mil personas actualmente. De hecho, fue uno de los primeros clubes británicos que abrió sus membresías a miembros femeninas.

Entre los más célebres parroquianos del local, cuyo nombre hace referencia al actor estadounidense Groucho Marx y retoma el ganso de su cinta Sopa de ganso en distintas decoraciones, se encuentran artistas como Damien Hirst.

“Como miembro del local, entiendo el lugar especial que el Groucho ocupa en el panorama cultural de Londres. Bajo la propiedad de Artfarm, el futuro del club está asegurado. Respetaremos la historia y las tradiciones del club y seguiremos buscando relacionarnos con su membresía para crear un futuro a largo plazo para el Groucho que tenga sus cimientos en su apariencia ecléctica y ethos independiente”, señaló Ewan Venters, CEO de Artfarm y Hauser & Wirth.

Además de su selecta clientela, la cual es fiel desde hace muchos años, la casa cuenta con una vasta colección de arte, en la que tiene más de 150 piezas de grandes autores británicos como Banksy, Peter Blake, Tracey Emin y el propio Damien Hirst, cuyo cuadro Phenylalanine 15n cuelga en el bar principal.

De acuerdo con reportes realizados por el diario especializado Financial Times, la transacción fue realizada por un monto cercano a las 40 millones de libras esterlinas.