Síguenos

 

Deportes

Las estadísticas no ganan campeonatos en el beisbol: Freddy García

Campeón de la Serie Mundial 2005 y Líder de Efectividad de la Liga Americana en 2001, el venezolano hace una crítica a la ‘sabermetría’ en el beisbol

Sugerencia
Beisbol Grandes Ligas
Foto: Wiki Commmos

Freddy García, campeón de la Serie Mundial 2005 y líder de Efectividad de la Liga Americana en 2001, valora en entrevista exclusiva para La-Lista la evolución del juego a partir de la irrupción de la tecnología en la Major League Baseball (MLB).

“En los últimos cinco años, ¿los equipos han ganado por estadísticas o por la habilidad de los peloteros? Eso es lo que deberíamos de preguntarnos. Ahora contratan menos coaches y más analistas”, asegura el originario de Caracas, Venezuela.

También lee: El futbol de Estados Unidos es una mentira

La llegada de la sabermetría (análisis estadístico) ha representado una nueva era en el béisbol profesional. Distintos sistemas de juego han establecido dinámicas innovadoras durante los encuentros. Jugadas como los toques de bola o los robos de base están prácticamente en peligro de extinción.

En muchas ocasiones, las decisiones de los managers ya no dependen más del famoso “librito”: aquel legendario compilado de reglas no escritas que determinaban las jugadas necesarias en las situaciones más importantes de cada partido.

“Cuando empezó la regla de extra-innings con corredor en segunda, había veces que jugaban hasta tres innings más porque no tocaban la bola, no anotaban una carrera con hombre en segunda sin outs. Si yo tengo hombre en segunda, voy a tocar la bola. Eso no lo enseñan, no sé qué están enseñando”.

Las distintas dinámicas en los partidos han modificado los roles de los peloteros dentro de los equipos. En 1973, Nolan Ryan lanzó 326 entradas en 39 aperturas, donde consiguió 26 juegos completos. Jacob deGrom, Cy Young de la Liga Nacional en 2019, registró 204 innings; el lanzador no completó ningún encuentro.

“En Grandes Ligas hay cinco pitchers por temporada tirando 200 innings, antes había 30. Ahora si tú tiras 150, eres un fenómeno. Yo lancé seis años seguidos más de 200. Actualmente le pagan a un pitcher por lanzar cinco episodios y a otro por lanzar la sexta o séptima entrada; cada uno tiene un rol”.

Durante la Serie Mundial 2020, Kevin Cash, manager de los Rays de Tampa Bay, sustituyó a Blake Snell, quien había permitido dos imparables y retirado a nueve rivales por la vía del ponche, después de sólo 73 lanzamientos. Nick Anderson subió al montículo, pero el relevo falló y el equipo cayó en el sexto juego de la serie.

Publicidad

“Cuando Blake Snell estaba tirando cinco innings en la Serie Mundial y había retirado dos veces al line up de los Dodgers, vino el manager y lo sacó porque la tercera vez no iba a funcionar. Yo no creo en eso, si estoy pichando así, me tienes que dar una buena excusa para sacarme”.

“Lanzadores como Clayton Kershaw, Justin Verlander y Max Scherzer no juegan por estadísticas, ellos pichan por su habilidad, son tipos que no vas a sacar en el quinto inning porque ya enfrentaron tres veces al line up”, menciona Freddy García.

La esencia de este deporte consiste en una guerra permanente pitcher-bateador, sin embargo, los últimos años se ha intensificado. La temporada 2019 estableció dos récords en la MLB: mayor número de ponches y mayor número de cuadrangulares.

Las carreras se anotan por cuadrangulares, no por avanzar corredores. “Ahora los pitchers lanzan más duro, en esta época el promedio de la recta es de 94 millas por hora, en mis tiempos era de 89. Va a haber muchos ponches y muchos home runs”.

A partir de 2005, el número de ponches totales en Las Mayores ha aumentado prácticamente todas las campañas (excepto en 2017). En el primer año se registraron 30,644 strikeouts, mientras que en 2019 la cifra ascendió a 42,823.

Asimismo, en cada una de las últimas cuatro temporadas de 162 juegos (2016-2019), las Grandes Ligas superaron los 5,500 vuelacercas. No obstante, el número de carreras se mantiene en el mismo rango desde 1996 (20,000-24,000).

“La gente espera mucho el home run y el batazo largo, así anotan, ya no es como se jugaba normalmente la pelota: avanzando a los corredores. Ese béisbol se ha perdido, los managers de hoy en día no juegan así. Nadie roba y nadie toca, se hace el trabajo más fácil para los lanzadores”.

¿Jugadores que buscan más cuadrangulares abren la oportunidad de más ponches?

“Todo el mundo sale a buscar home run, antes había mucho contacto. Miguel Cabrera no tiene que sacar la pelota para jugártela, por eso es un tipo que trae tantas carreras. Esos jugadores se ponchan menos y batean más de .320 por temporada”

Publicidad

“El mejor bateador en las Grandes Ligas es DJ Lemahieu. Yo prefiero picharle a Aaron Judge, porque sé que con Judge tengo más opciones para lanzarle. A Lemahieu hay que tirarle por en medio para que el hombre dé swing, es un tipo que batea mucho”, comenta el dos veces seleccionado al Juego de Estrellas.

Entre 1996 y 2009, al menos un jugador por temporada impulsó más de 140 carreras. De 1979 a 1995, sólo uno lo consiguió (1985) y desde 2010 ningún bateador ha alcanzado dicho registro. Miguel Cabrera produjo 139 anotaciones en 2012.

“Yo digo que los bateadores eran mucho mejores que ahora. Los bateadores se iban más por sus habilidades que por las estadísticas que les da la gente en la computadora, la pelota estaba candela. Ahora es raro, un pelotero por equipo llega a 110”.

La evolución del juego ha alterado algunas de las estadísticas más importantes. La sabermetría analiza todos los elementos para arrojar los datos más precisos posibles, sin embargo, el estudio de los números jamás evaluará el factor humano.

“En un Juego 7 tú necesitas gente que tenga carácter para estar en esa situación, no necesitas gente que tenga buenas estadísticas. En el séptimo juego de una Serie Mundial no vas a traer al mismo que en ronda regular; no funciona así”.

¿Hacia dónde va el béisbol, continuará la tendencia o regresará el juego antiguo?

“El beisbol va a retomar el juego de antes porque los equipos se están dando cuenta que las estadísticas no son tan buenas como ellos piensan, ayudan, pero no ganan campeonatos. Si quieres ser campeón, tienes que retomar el viejo estilo”.

“En cualquier momento se va a establecer que los peloteros jueguen con sus habilidades y no con tantos números en la cabeza. El béisbol es más sencillo que los números. Mucha información no es tan buena, qué haces con tanta información si vas a jugar béisbol”.

Publicidad

También puedes leer

Deportes

Juan Carlos Torres de Sonora tiene una colección dedicada a los peloteros mexicanos que han participado en las Grandes Ligas

Opinión

Se esperaba que este sexenio el beisbol prosperara con el apoyo de AMLO.

Actualidad

Una investigación de Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad reveló que Sedatu ganó la licitación de la remodelación del estadio de las Guacamayas...

Publicidad