Cines en México: de la bonanza a la mayor crisis en su historia
Foto: Julian Bossert / Unsplash.

Hoy la industria cinematográfica en México está protagonizando una película de terror como las que suelen proyectarse en sus pantallas. La pandemia del Covid-19 y el confinamiento pasan una elevada factura a estos negocios que antes vivían una bonanza y hoy se aprietan el cinturón para resistir el contagio.

Durante 2019 el cine tuvo su mejor año alcanzando el mayor embolso en taquilla de la historia reciente con 18,186 millones de pesos (mdp) en ingresos, lo que hace más aterrador el contraste con 2020, cuando sólo logró recaudar 3,584 mdp del 1 de enero al 13 de diciembre, de acuerdo con datos de la Cámara Nacional de la Industria Cinematográfica (Canacine). Esto es 80% menos que el año precedente.

“2020 fue una desgracia, fue el año de la mayor crisis en la historia de esta industria”, menciona Tabata Vilar Villa, directora general de la Cámara Nacional de la Industria Cinematográfica (Canacine), quien agrega que las pérdidas durante los meses de la pandemia (marzo a diciembre) fueron casi del 100%, colocando al cine mexicano como uno de los que más ha sufrido esta pandemia.

En 2020, las producciones mexicanas tuvieron 7.5 millones
de asistentes contra 33.5 millones de boletos vendidos en 2019.

Para dimensionar el impacto de la pandemia, tan sólo del 25 de marzo del año pasado -unos días después de inicar el confinamiento- al 10 de enero de este año se vendieron 14.3 millones de boletos en todo el país, mientras que en el mismo periodo de 2019 la cifra era de 290 millones. Es decir, el Covid resultó en 275 millones de boletos no vendidos, que en taquilla equivalen a 15,049 mdp.

El cierre de los complejos cinematográficos en marzo con la declaración de la Jornada Nacional de Sana Distancia fue un duro golpe para la industria, que no ha logrado reponerse ni con la apertura en agosto con un máximo de ocupación del 30%.

En el país solo ha reabierto el 45.4% de los cines y en término de salas únicamente el 42.4% (3,240 de 7,572 salas); siendo la cadena Cinépolis la que más reaperturas tuvo con 50.4% de los cines y 47 % de las salas; seguida de Cinemex (43.7% y 38.2% respectivamente); y otros circuitos con 21.1% de sus complejos y 33.2% de sus salas.

La directora de Canacine resalta que la caída en la asistencia ha impactado a todos los eslabones de la cadena productiva tales como actores, directores, guionistas, productores, distribuidores, iluminadores, vestuaristas, maquinistas, estudios de doblaje, editores, salas de cine, entre otros rubros, que también han visto mermados sus ingresos.

Reapertura y estrenos, las esperanzas del cine para sobrevivir

Los pilares de la industria cinematográfica en México para sobrevivir a la pandemia se encuentra en una pronta reapertura, los estrenos que se aplazaron de 2020 a este año, y conseguir la confianza de los espectadores para volver a las salas de cine.

“Nuestra esperanza es que las autoridades se den cuenta de las seguridad que tienen los cines y que no son un sitio de contagio, para que empiecen las reaperturas, la gente lo sepa y acudan al cine”, menciona Vilar Villa en entrevista para La-Lista.

Si bien aún aún no hay una fecha exacta para la reapertura de estos espacios, Vilar Villa destaca que se mantiene la comunicación con las autoridades para obtener esa luz y, sobre todo, comunicar que los cines no son un sitio de contagio, pues asegura que hoy ya se tiene la evidencia científica que así lo respalda y que hasta la fecha no se ha encontrado en México y el mundo ni un solo caso de contagio en estos establecimientos.

Antes de la pandemia, en un fin de semana promedio se vendían 4.5 millones de boletos

100%

El 9 y 10 de enero de 2021 se vendieron solo 274,000 entradas

6%

Asimismo resalta que las medidas sanitarias implementadas en los complejos cumplen con los más altos estándares, para garantizar la salud tanto de empleados como de clientes, como la ventilación, que con un sistema eficiente reduce de manera significativa el riesgo de contagio.

La directora de Canacine agrega que se tienen varias cartas bajo la manga con una lista de estrenos que debieron ser pospuestos por la pandemia; y los cuales confía harían regresar a la audiencia a las salas.

La contracción durante 2020 en las arcas
del cine nacional fue de:

De las 25 películas más importantes que se iban a estrenar en 2020, solo cinco decidieron estrenarse en plataformas de streaming, por lo que hay 20 que esperan su turno para llegar a las salas este año, entre las que destacan “Rápidos y Furiosos 9”, “Top Gun: Maverick”, “El Conjuro 3″ Godzilla vs. Kong” y “Sin tiempo para morir”, la nueva entrega del Agente 007.

“La luz al final del túnel es que hay bastante contenido que no se estrenó en 2020, y en la medida en la que logremos comunicar que los cines no son un lugar de contagio y las salas reabran, contamos con muchas películas que son muy taquilleras (…) estamos seguros que eso va levantar la venta de boletos”.

Los cines en México dejaron de vender
275 millones de boletos debido a la pandemia.

Sin embargo, uno de los principales retos será comunicar a la audiencia la seguridad y los protocolos sanitarios que se siguen para mantener estos espacios libres de contagios, combatiendo la percepción generalizada en sectores de la población.

“La parte del usuario es la que nos ha costado más trabajo, ya que es un poco un misterio, porque en los tiempso que estuvimos abiertos el año pasado, veías los centro comerciales llenos de gente, pero los cines vacíos; no entendemos muy bien que sucedió que la gente no se acercó a otros espacios públicos en donde hay más riesgo, porque implican mayor convivencia. No nos queda de otra más que seguir insistiendo en los cines como un lugar seguro para que los usuarios se animen a ir”.