Síguenos

 

Economía

Las pérdidas de WeWork se cuadruplicaron hasta 2.1 mil mdd gracias a las políticas de home office

La transición hacia el trabajo flexible durante la pandemia de Covid ocasionó una caída de 30% en el número de clientes de la compañía de oficinas compartidas.

Espacio de oficina de WeWork en la Ciudad de Londres. Foto: Tolga Akmen / AFP / Getty Images

Recibe en tu correo el newsletter de La-Lista

Las pérdidas de WeWork se cuadruplicaron hasta 2.1 mil millones de dólares durante el primer trimestre del año, pues la transición hacia el trabajo flexible ocasionada por la pandemia trajo una caída del 30% en los clientes de la aquejada compañía de oficinas compartidas. 

La compañía, que tuvo pérdidas de 556 millones de dólares durante el mismo trimestre del año pasado, también recibió un golpe de casi 500 millones de dólares en cargos no monetarios relacionados con un acuerdo con el cofundador expulsado Adam Neumann. 

Las ganancias trimestrales de WeWork se redujeron casi a la mitad, desde 1.1 mil millones hasta 598 millones de dólares, y el número de clientes cayó 30% de un año para el otro, desde los 693,000 en marzo del año pasado hasta los 490,000 de este año. 

No te pierdas: ‘Como Uber para cremaciones’: fundé una startup funeraria de 2 millones de dólares, y me convertí en un monstruo

La compañía también incurrió en un cargo de 299 millones de dólares impulsado por la salida de edificios, debido al recorte de su portafolio. Renunciaron a 110 arrendamientos y renegociaron más de 280 rentas desde el inicio del año pasado, con lo que ahorraron 275 millones de dólares. 

No obstante, la compañía dijo que comenzaron a ver las luces de la recuperación, pues la relajación de restricciones contra la pandemia y el retorno gradual de los trabajadores a las oficinas mejoró sus prospectos. 

WeWork reportó que la ocupación aumentó del 47% en los últimos tres meses del año pasado hasta el 50% durante el primer trimestre. Las tasas de ocupación estaban en 72% antes de la pandemia. Dijeron que las ventas de “escritorio” mejoraron durante el trimestre desde 24,000 en enero, a 25,000 en febrero y 38,000 en marzo. Esto significó el primer mes desde febrero de 2020 donde la compañía alcanzó tanto ventas de escritorio netas positivas, como ganancias de miembros netas. 

WeWork continúa observando señales de una recuperación con la actividad de ventas, un indicador crítico para ganancias futuras, acumulado durante el primer trimestre”, dijo la compañía. 

Lee: Snapchat abre oficinas en México para liderar su expansión en América Latina

En marzo, WeWork anunció sus intenciones para fusionarse con Box Acquisition, una entidad de propósito especial que cotiza en la bolsa, dos años después de que sus propios planes para una oferta pública (IPO) culminaron en un caos espectacular. El acuerdo valúa a WeWork en 9,000 millones de dólares, una fracción de la espumosa cifra de 47,000 millones que la compañía alcanzó en una mesa redonda de financiamiento de SoftBank Group en 2019. WeWork, que reunió 1.3 mil millones de dólares tras la oportunidad de capitalizar con el retorno parcial a la vida de oficinas, proyectó que la ocupación en su portafolio reestructurado y más rentable alcanzará el 90% para 2022. 

Ahora como un negocio más delgado, WeWork reportó que los gastos de ventas, generales, y administrativos se redujeron casi a la mitad hasta 274 millones de dólares de un año al otro durante el primer trimestre. Los costos de abrir nuevas oficinas y administrar las existentes cayeron alrededor de 160 millones de un año al otro hasta 852 millones de dólares. 

La compañía revolucionó el mercado de renta de oficinas, al estilizarlas con áreas comunes, cerveza de barril y mesas de futbolito. Pero su rápida expansión llegó con pérdidas enormes, 2.9 mil millones en los tres años previos a su IPO abortada, y 3.2 mil millones de dólares el año pasado cuando la pandemia cerró las oficinas, obligando a WeWork a embarcarse en un esfuerzo importante para reducir costos. 

Casi la mitad de las pérdidas del año pasado, es decir 1.4 mil millones de dólares, fue un cargo único relacionado con la venta de las acciones mayoritarias de su negocio en China con un descuento enorme comparado con las valoraciones previas, y el desecho de otros activos.

Te puede interesar: Sin oficinas: las consecuencias del trabajo remoto para las ciudades

The Guardian
Contribuye a The Guardian

También te puede interesar

Actualidad

Durante décadas, los antropólogos nos han dicho que a menudo las interacciones y los rituales informales y no planificados es lo que más importa...

Opinión

En la prisa por “regresar a la normalidad”, ¿tenemos que sacrificar los triunfos obtenidos con la inclusión para las personas con discapacidad?

Mundo

Además, quienes deban asistir al trabajo físicamente tendrán que hacerlo de forma obligatoria solo algunos días por semana.

Estilo de vida

El 85% de los entrevistados dijo que el home office será una parte importante de su vida laboral, algunos de los obstáculos que ven...

Publicidad