Tatiana Huezo y ‘Noche de fuego’ representarán a México en los Oscar 2022
Marya Membreño en una escena de "Noche de Fuego", de Tatiana Huezo. Foto: Cortesía Pimienta Films

Noche de fuego, la aplaudida cinta de la directora Tatiana Huezo, cosecha más éxitos. Este mediodía fue seleccionada como la película que representará a México en los premios Oscar 2022.

La Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC) reveló que la primera ficción de la realizadora salvadoreña mexicana será la que compita por nuestro país en la edición 94 de los máximos galardones del cine.

Pimienta Films, distribuidora del largometraje, compartió la buena nueva en la que felicitó a todo el equipo detrás de esta historia basada en el libro Ladydi, de Jennifer Clement.

En el anuncio hecho a través de sus redes sociales también compartieron que la película Los lobos, de Samuel Kishi, será la cinta que represente a México en los premios Goya 2022.

La historia de Noche de fuego fue escrita con la intención de ser un retrato esclarecedor sobre la situación que viven las mujeres en zonas rurales del país, sobre todo en las montañas de Guerrero, donde están a la sombra de la guerra contra las drogas.

Con esta selección la cinta de Tatiana Huezo gana otro honor, que se suma a los reconocimientos que recibió en Cannes, con sus 10 minutos de aplausos; los tres premios en el Festival de San Sebastián y los dos que obtuvo en el Festival Internacional de Cine de Atenas.

¿De qué trata Noche de fuego?

Noche de fuego es la primera película de ficción de Tatiana Huezo que cuenta con música de Leonardo Heiblum y Jacobo Lieberman.

Este trabajo es la cotidianidad de un pueblo que vive en medio de una guerra; sin embargo, es narrada desde los ojos de tres jóvenes que se están volviendo adolescentes.

La historia se desarrolla en una comunidad ubicada en la Sierra de México. Tres niñas viven sus días de forma normal, hasta que la peligrosidad que se vive en el lugar las obliga a ocultarse y disfrazarse de niños para poder salvarse.

Son tres niñas que se están volviendo adolescentes. Tienen que aprender sobre los cambios que conllevan su crecimiento, pero también la supervivencia ante el riesgo inminente que las obliga incluso a tener un escondite para evitar ser secuestradas.

“Como retrato de una comunidad sitiada que sale adelante lo mejor que puede, el filme está bien concebido, con observaciones lúcidas e interesantes”, afirmó Sheri Kinden en The Hollywood Reporter.