2023, segundo año con más agresiones a ambientalistas en una década, denuncia ONG
El 2023 fue el segundo año con más agresiones contra defensores ambientales. Foto: Facebook / Centro Mexicano Derecho Ambiental - CEMDA

De los últimos 10 años, el 2023 fue el segundo donde se documentaron más eventos de agresiones en contra de personas y comunidades defensoras de los derechos humanos ambientales, registrando un total de 123, según datos del informe sobre la situación de las personas y comunidades defensoras de los derechos humanos ambientales que elabora el Centro Mexicano de Derecho Ambiental, A.C. (CEMDA).

En el informe, se indicó que durante 2023, dentro de los 123 eventos de agresión registrados, ocurrieron 282 agresiones, siendo las más frecuentes las amenazas, la intimidación, las agresiones físicas, la criminalización, el hostigamiento y el homicidio. Durante el mismo año ocurrieron 20 agresiones letales, 19 de las cuales se catalogan como homicidio y una como probable ejecución extrajudicial.

Michoacán es el estado donde se registró el mayor número de asesinatos de personas defensoras, llegando a un total de siete. Le siguieron Guerrero con seis, Oaxaca y el Estado de México con dos cada uno, y los estados de Hidalgo, Sonora y Jalisco con un asesinato.

Referente al número de agresiones en general, en 2023 Jalisco fue el más peligroso para las personas y comunidades defensoras ambientales, con 20 eventos de agresión documentados.

Le siguieron Oaxaca con 19 eventos, Ciudad de México con 12, Chiapas con nueve, y Yucatán, Guerrero y Quintana Roo con siete cada uno. En los tres últimos años, Oaxaca ha sido el estado más constante en número de agresiones, colocándose como uno de los más peligrosos para ejercer la defensa ambiental. Chiapas se encuentra en situación similar, pues en los tres últimos años se ha colocado entre los cinco estados con más eventos de agresión.

La ONG denunció que es de suma preocupación que el 57.7% de los casos de agresión en el 2023 fueron en contra de personas pertenecientes a pueblos indígenas. Esto indica que las personas que habitan y cuidan los territorios son las más vulnerables a sufrir agresiones a causa de su labor.

Los pueblos indígenas que más agresiones recibieron fueron los nahuas con 20 eventos, los cuales ocurrieron en el marco de proyectos mineros y forestales. En seguida se ubicaron los pueblos mayas de la península de Yucatán con siete casos. Las agresiones en su contra están relacionadas con el megaproyecto del “Tren Maya”, así como los pueblos tzeltales y odami con cinco casos cada uno; y el pueblo mixe con cuatro casos.

En 2023, el sector donde se presentaron más eventos de agresión fue la minería, con 30; le sigue el de vías de comunicación con 18 casos y, en tercer lugar, el sector forestal con 13 casos. De los 18 eventos de agresión relativos a megaproyectos y obras relacionadas con vías de comunicación, todos fueron por habilitación de vías férreas: 12 se relacionaron con el megaproyecto “Tren Maya” y 6 con el Corredor Interoceánico del Istmo de Tehuantepec.

Respecto de las agresiones letales, en el año 2023 los sectores minería e hídrico encabezaron la lista. De las 20 agresiones letales documentadas, seis personas defensoras fueron asesinadas en el marco de la minería y ocho en el hídrico. Le sigue el sector de la biodiversidad, con dos personas defensoras asesinadas. En el ámbito de defensa, donde más agresiones ocurrieron fue el relacionado con el territorio, con 110 eventos; le siguen el agua, con 39; y en tercer lugar la flora, con 33 eventos de agresión.

En cuanto al tipo de víctima, de los 123 eventos de agresión, 79 eran integrantes de la comunidad (64.22%); 16 casos integrantes de organizaciones de la sociedad civil (13%), 10 ejidatarios (8.13%), siete comuneros (5.7%), cinco personas académicas (4.06%), cinco estudiantes (4.06%), tres abogados (2.43%), dos de periodistas (1.62%), dos defensores independientes (1.62%) y cinco contra otro tipo de víctima (4.06%).

Síguenos en

Google News
Flipboard
La-Lista Síguenos en nuestras redes sociales