Fiscalía de CDMX aprehende a séptimo implicado en red de espionaje
Según las indagatorias de la Fiscalía de Investigación de Delitos Cometidos por Servidores Públicos, varias personas, incluido el aprehendido probablemente participaron en actos de espionaje. Foto: Fiscalía CDMX

La Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJCDMX) aprehendió a Jorge Manuel, el séptimo implicado en el Caso Sterling, relacionado con una red de espionaje durante la administración del exjefe de gobierno Miguel Ángel Mancera por el presunto delito de asociación delictuosa.

El hombre capturado era el ingeniero en Computación y Sistemas, además trabajó en la Secretaría de Movilidad (Semovi).

Su aprehensión se realizó en calles de la alcaldía Álvaro Obregón en la CDMX. Posteriormente lo trasladaron al Reclusorio Preventivo Varonil Norte para ponerlo a disposición del juez que lo requirió.

Según las indagatorias de la Fiscalía de Investigación de Delitos Cometidos por Servidores Públicos, varias personas, incluido el aprehendido probablemente participaron en actos de espionaje.

“Posiblemente participaron activamente en escuchas telefónicas, intervención de mensajes y correos electrónicos, en el seguimiento activo de personajes de la política y periodistas, de lo que se desprende que probablemente formaban parte de una asociación delictuosa”, señaló la dependencia en un comunicado.

El 3 de enero, la FGJCDMX aprehendió a dos exservidores públicos de la pasada administración, relacionados con el caso de espionaje Sterling, por su presunta responsabilidad en el delito de asociación delictuosa.

“Detectives de la Policía de Investigación (PDI), cerca de las 18:00 horas de este martes, aprehendieron a Gustavo y Arturo, exservidores públicos de alto nivel del gobierno de la Ciudad de México durante la administración pasada por su probable participación en el delito de asociación delictuosa”, informó Ulises Lara, vocero de la Fiscalía, en un mensaje a medios.

Gustavo se desempeñó como coordinador general de Políticas, Administración de Planeación y Organización de la entonces Procuraduría General de Justicia (PGJ). Mientras que Arturo fue subdirector del área de la Secretaría de Gobierno (Segob).

“Se tiene como antecedente que, derivado de denuncias periodísticas, en fecha 5 de diciembre de 2018, se inició la denuncia por la posible existencia de una casa de espionaje en la Ciudad de México, ubicada en Calle Manuel Marqués Sterling, en la colonia Centro”, detalló Lara.

Como resultado de las diligencias, se obtuvieron datos de prueba que establecen que Gustavo y Arturo “posiblemente tuvieron participación activa en escuchas telefónicas, intervención de telefonía celular, así como de mensajes y correos electrónicos, para el seguimiento activo de personajes de la política y el deporte, así como periodistas”.