Morena empodera a gobernadores: Ackerman; van a imponer a Sheinbaum: Rojas

Morena renovó a mediados de septiembre sus órganos directivos (el Comité Ejecutivo Nacional y su Consejo Nacional) y con ello empoderó a sus actuales gobernadores, aseguró el académico John Ackerman; mientras que el morenista Alejandro Rojas Díaz Durán, del ala monrealista, afirmó que el objetivo es imponer a la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, como la candidata presidencial.

“El cambio más fuerte, más claro es el empoderamiento de los gobernadores. Estuvieron presentes desde el primer momento en el presídium del evento y a partir de los cambios estatutarios se les incluyen a todos los gobernadores emanados de Morena como parte del consejo nacional”, detalló Ackerman en entrevista para La-Lista.

Otro cambio dentro de Morena fue la extensión de la dirigencia de Mario Delgado y la secretaría general a cargo de Citlalli Hernández, quienes estarán al frente del partido hasta 2024, mientras que antes de ese cambio debían ser cambiados en 2023.

“Hay muchas otras modificaciones: básicamente destruyeron las asambleas municipales, la estructura territorial, municipal del partido. Convirtieron las asambleas municipales en órganos estrictamente deliberativas y dependen de la convocatoria del Comité Ejecutivo Estatal, ya no tienen autonomía para autoconvocarse, tiene que ser desde fuera, y desde algún funcionario del partido a nivel estatal. Antes existía la forma que las asambleas municipales podían autoconvocarse por una tercera parte de los militantes o comités, pero eso lo eliminaron ahora van a ser estructura con un fin electoral”, detalló el también conductor de Canal Once.

“No desaparecieron los consejos consultivos frente a la presión, tampoco eliminaron la palabra izquierda, pero sí lo modificaron, por ejemplo el consejo consultivo ya tendrá 50 miembros nada más y no va a formar parte de la comisión nacional de elecciones. Antes la comisión nacional de elecciones era integrada por miembros del consejo consultivo, para que fueran ciudadanos independientes, libres, que podrían hacer la revisión de los perfiles, ahora van a ser a quienes nombran los integrantes del Comité Ejecutivo Nacional, a su discreción“, anotó.

Entre los nombramientos que le llaman la atención a Ackerman son el haber colocado a la secretaria del Bienestar del gobierno de Chiapas, Adriana Grajales, quien además de consejera será secretaria de Mujeres del CEN; se incluyó a la hija del gobernador electo de Oaxaca, Bxido Xishe Jara Bolaños, quien, además de consejera nacional, será secretaria de Pueblos Originarios del CEN de Morena.

Otro caso es el de Tomás Pliego, exdirigente de Morena en la ciudad de México, quien de acuerdo con Ackerman “no fue electo como congresista ni es miembro del consejo nacional pero fue impuesto” y será secretario de Artes y Cultura.

Con estos y otras inclusiones con vínculos con gobernadores, para el académico existe un “riesgo fuerte de tener un partido de Estado”, mientras hay un “desdén a la legalidad y una falta de respeto a los militantes” pues “se centraliza todo”.

Morena empodera a gobernadores: Ackerman; van a imponer a Sheinbaum: Rojas - Captura-de-Pantalla-2022-09-26-a-las-15.13.23-1280x815
Gobernadores y la jefa de Gobierno en el Congreso nacional de Morena a mediados de septiembre.

Es una cuestión de reparto entre los diferentes gobernadores, eso es lo que afecta, no su presencia sino su hegemonía, su dominación sobre el partido, esto ha sido una práctica histórica muy lamentable, tenemos una larga práctica de décadas del corporativismo y el clientelismo, dos factores que mantenían el poder del PRI-gobierno, la idea era y es que Morena demuestre que hay otra manera de hacer política, pero lo que estamos viendo aquí es una reproducción de muchas esas prácticas”, lamentó Ackerman.  

El académico descartó su salida de Morena por las diferencias con la cúpula. “Que se vayan ellos. No vamos a dejar la casa a quienes quieren robarla. Tenemos que fortalecer el partido. Quienes están queriendo expulsarnos es esta cúpula, el PRI hacía esto, pretendían ser muy plurales, muy abiertos… aquí Morena está reproduciendo esa práctica: limpieza de purgas ideológicas”.

Ackerman confió que “tarde o temprano el Tribunal Electoral va a tener que resolver hasta qué punto Morena está cumpliendo con criterios básicos en materia democráticas. La Constitución dice muy claramente que los partidos son entidades de interés públicos, no son ONG´s, no son empresas privadas, no son negocios feudales o particulares de nadie, son entidades de interés público, pertenecen al Estado mexicano, están obligados a cumplir criterios básicos y van a tener que demostrarlo”.

Por lo pronto, ante el Tribunal Electoral se encuentra la denuncia que interpuso Ackerman por lo que acusa fue un “fraude procesal” en las elecciones internas del partido que renovó a sus consejeros distritales.

Un ejemplo de ese “despotismo” que denuncia, agregó, es el nombramiento de Ulises Bravo, hermano del gobernador Cuauhtémoc Blanco, como líder de Morena en Morelos, pese a que el Tribunal Electoral lo calificó como inelegible y las denuncias de acarreo y uso de recursos públicos en su contra.

Rojas Díaz Durán ve operación a favor de Sheinbaum

Para Alejandro Rojas Díaz Durán, senador suplente de Ricardo Monreal, la nueva conformación de los órganos directivos de Morena tiene como objetivo “consolidar una nomenclatura, controlada por los gobernadores de Morena y por los delegados del Bienestar en donde todavía no gobernamos, afines sobre todo a la aspiración de Claudia Sheinbaum”.

“Todo con una línea desde Palacio Nacional de que es Claudia, todo está organizado para que se consolide la imposición de Claudia como candidata de Morena, ese es el objetivo de esta renovación, no tenía otro objetivo más que ponerle candados a toda la estructura para evitar en la medida de lo posible que hubiera fracturas en la cúpula”, detalló en entrevista para La-Lista.

Puso de ejemplo el caso de Alejandro Peña, quien fue designado como secretario de organización, y a quien calificó como una persona que “siempre ha sido el que ha manejado los padrones de Morena y tiene acceso a todos los programas del Bienestar, porque siempre ha estado cerca a esa área. Morena está anclado en esa estructura de servidores de la nación, esa es la plataforma más importante que tiene Claudia, tiene sembrados en el país a más de 50 mil promotores que son servidores de la nación que ya traen la línea de que es Claudia“.

Además, señaló que Sheinbaum tiene “acuerdos con gobernadores” que se han alineado a sus aspiraciones. Puso el caso de Alfonso Durazo, gobernador de Sonora, quien fue electo como presidente del consejo nacional.

“El de Sinaloa (Rubén Rocha); en Oaxaca (Salomón Jara); obviamente Claudia tiene posiciones; tiene otra aliada en Baja California; gente de Tlaxcala; de Michoacán (el gobernador Alfredo Ramírez Bedolla); la de Colima (Indira Vizcaíno); Cuitláhuac García, que también tiene gente; en el Estado de México tiene algunas posiciones con Delfina; todo está integrado por gobernadores a favor de Claudia, en poca medida por Adán Augusto, que le respetaron su coto (de poder) de Tabasco; a Marcelo Ebrard y a nosotros (los monrealistas) nos marginaron desde un principio, fue una estrategia deliberada la de excluirnos”, acusó.

Morena empodera a gobernadores: Ackerman; van a imponer a Sheinbaum: Rojas - comite-morena-1024x1280

No obstante, consideró que pese a estos acuerdos en la cúpula, el partido podría romperse.

“Es como una bolsa de pan: por arriba está bien amarrada pero por abajo es donde se va a romper, porque hay una exclusión de millones de mexicanos que construimos este movimiento para llegar al poder, 30 millones que le dimos al presidente Andrés Manuel López Obrador”, anotó Rojas Díaz Durán.

“Al final lo que va a haber es una cúpula muy poderosa, una burocracia, una nomenclatura burocratizada, uniforme, como un partido de Estado, porque lo que hemos denunciado es que Morena no se convirtió en un primer partido del siglo XXI del régimen político mexicano, se convirtió en el último partido del viejo régimen con un nuevo partido de Estado, es un instrumento electoral del poder político para preservar el poder, es un aparato exclusivamente electoral y no es una plataforma de gestión de demandas ciudadanas, de eco de muchos colectivos”, criticó el monrealista.

Morena empodera a gobernadores: Ackerman; van a imponer a Sheinbaum: Rojas - alfonso_durazo

Entre los acuerdos a los que llegaron en el congreso nacional está el definir a su candidato o candidata presidencial a través de encuesta, lo que el suplente de Monreal criticó.

“Nosotros somos la conciencia crítica de Morena, no quieren dar el debate… para todo queremos hacer consultas, para enjuiciar a expresidentes, para el aeropuerto… pero para elegir al candidato a la Presidencia, ahí no, ahí van por encuesta, cuando esta no sustituye la voluntad popular”, dijo.

“Somos muy conservadores en la agenda progresista, ¿dónde están representadas las causas feministas, las causas ambientalistas, las causas de la diversidad sexual, las causas de las clases medias, de los intelectuales, de los científicos, dónde están? Es una agenda conservadora, eso no tiene nada de izquierda, ni siquiera el indigenismo está representado, más que simbólicamente, como algo decorativo”, agregó.

Para Rojas Díaz Durán, “Morena cree que tres millones que están en el padrón, con eso van a ganar, cuando dejaron afuera a miles de liderazgos; Morena ganó en 2018 porque construyó una gran coalición de liderazgos populares en el país, de todos los sectores, sociales, económicos, incluyendo religiosos, era una diáspora Morena donde podías ver el mosaico de la pluralidad ideológica de México, lo mismo veías representado a Poncho Romos, a los empresarios de Monterrey, que a los indígenas de Tabasco, a los juchitecos de Oaxaca”.

-¿Y ahora quiénes están representados?-, se le preguntó.

“Nada más la corriente de lo que denominan ellos los claudistas, todo está alineado para que cuando venga el proceso, que no quisieron tampoco discutir, que fuera otro método, que se abriera el tema de elección primaria, ni siquiera hubo discusión sobre el método, porque la discusión de fondo era esa: nos vamos a abrir a que la sociedad decida la candidatura. La encuesta no es un método democrático de elección, ahí no participa el pueblo, participa muy poca gente que le preguntan”.

El senador suplente coincidió con un reciente diagnóstico del doctor Lorenzo Meyer, respecto a que la lucha política más importante en México no será entre Morena y la oposición, sino dentro del mismo partido en el poder.

“Lo que se va a jugar en el 24 es la disputa del rumbo de la nación, si continuamos con la polarización política y la exclusión de inmensos sectores sociales que nos llevaron al poder y hoy los estamos rechazando, los hemos echado al mar, primero los subimos al barco en el 18 y poco a poco los hemos ido tirando a los tiburones, con los ojos vendados, hemos tirado a las clases medias, a los micro y pequeños empresarios, al campo, a los doctores, a muchos sectores”, señaló.

“Claudia (Sheinbaum) podrá ser la favorita en el ánimo presidencial, pero eso no quiere decir que lo vaya a terminar siendo, Ricardo (Monreal) siempre va a ser un aliado del presidente López Obrador, nosotros no vamos a romper con el presidente, él tiene todo el derecho a tener una favorita, me gustaría que él dijera que su candidata es Claudia, no pasa nada, tiene todo el derecho, es el que más derecho tiene, lo que no tiene derecho es a aparentar que no se mete, cuando todo mundo sabe, porque sabe interpretar las lecturas, que es su favorita”, concluyó.

Morena empodera a gobernadores: Ackerman; van a imponer a Sheinbaum: Rojas - qatar-2022