Atletas de Afganistán salen de Kabul después de obtener visas australianas
Un grupo de 77 atletas junto con sus familias salieron del aeropuerto de Kabul en un avión con destino a Australia el martes. Foto: Haley Carter/Twitter

Un grupo de 77 atletas afganos junto con sus familiares –incluyendo las integrantes de la selección nacional femenina de futbol de Afganistán, de la selección juvenil y funcionarios del futbol femenino– salieron del aeropuerto de Kabul en un avión con destino a Australia, pero todavía queda un largo camino por recorrer para garantizar la seguridad de muchos atletas que siguen en riesgo en el país.

Durante un frenético periodo de 10 días, el sindicato de jugadores Fifpro, un equipo de abogados especializados en derechos humanos y otras organizaciones civiles trabajaron sin descanso con las exentrenadoras del equipo, Kelly Lindsey y Haley Carter, y la fundadora y excapitana del equipo, Khalida Popal, buscando todas las vías posibles para incluirlos en las listas de evacuación, conseguir las visas y lograr su ingreso en el perímetro del aeropuerto. Siguen trabajando para garantizar la seguridad de más deportistas.

Los jugadores se vieron obligados a arriesgarse al pasar por los puntos de control talibán, donde algunos fueron golpeados y tuvieron que esquivar los disparos para llegar a la relativa seguridad del aeropuerto.

El equipo australiano del exfutbolista Craig Foster y la abogada de derechos humanos y exolímpica Nikki Dryden, quienes fueron fundamentales para garantizar la seguridad del futbolista bahreiní Hakeem al-Araibi que fue detenido en 2019, y la directora de Human Rights for All, Alison Battisson. Fueron muchas las personas que entraron en acción y Australia se convirtió rápidamente en la vía de escape más viable, puesto que se obtuvieron las visas australianas para todos los atletas y el gobierno australiano les pidió que se presentaran en el aeropuerto.

“Estamos agradecidos con el gobierno australiano por evacuar a un gran número de mujeres futbolistas y atletas de Afganistán”, se mencionó en un comunicado de Fifpro. “Estas jóvenes, tanto como atletas y activistas, estuvieron en una posición de peligro y en representación de sus homólogos a nivel mundial agradecemos a la comunidad internacional por acudir en su ayuda”.

“Nos gustaría rendir homenaje al trabajo incansable y continuo de muchas personas, incluidas Khalida Popal, Kelly Lindsey, Nikki Dryden, Alison Battison, Haley Carter y Craig Foster, quienes ayudan a garantizar un traslado seguro fuera de Afganistán”.

“Queda mucho trabajo por hacer para apoyar y ubicar a estas jóvenes y exhortamos a la comunidad internacional a asegurar que reciban toda la ayuda que necesiten. También hay muchos atletas que todavía están en peligro en Afganistán y se debe hacer todo lo posible para ofrecerles apoyo“.

Popal añadió: “Los últimos días fueron extremadamente estresantes, pero hoy hemos conseguido una importante victoria. Las futbolistas se mostraron valientes y fuertes en un momento de crisis y esperamos que tengan una vida mejor afuera de Afganistán. Pero aún queda mucho trabajo por hacer. El futbol femenino es una familia y debemos asegurarnos de que todos estén a salvo”.