Una organización benéfica de salud mental rechaza la donación de Jamie Lynn Spears
'Apoyé a mi hermana mucho antes de que hubiera un hashtag'… Jamie Lynn Spears, a la izquierda, y Britney Spears. Foto compuesta: Reuters / AFP / Getty Images

La oferta de Jamie Lynn Spears de donar parte de las ganancias de su próximo libro de memorias a una organización de salud mental fue rechazada después de una reacción negativa.

La hermana menor de Britney Spears anunció la semana pasada que había terminado de escribir su libro, Things I Should Have Said. De acuerdo con la editorial, el libro, que saldrá a la venta en enero a través del sello cristiano Worthy Books de Hachette, será un “retrato de una esposa, madre, hermana, hija, actriz y música haciendo lo mejor que pudo para mostrarse a sí misma y enseñar a sus hijas a tener el valor de amar cada parte de sí mismas”.

Spears escribió en Instagram que esperaba que el libro ayudara a “cualquier otra persona que haya olvidado su valor, haya perdido su voz o esté intentando romper un ciclo nocivo en su vida”, y dijo que una parte de las ganancias se destinaría a la organización sin fines de lucro This Is My Brave, “porque sé lo aterrador que puede ser compartir tus luchas personales, sobre todo si no sientes que tienes el apoyo o un espacio seguro para hacerlo, y ellos están haciendo un trabajo increíble para apoyar y alentar a las personas cuando comparten valientemente sus experiencias”.

This Is My Brave fue creada por Jennifer Marshall, que comenzó escribiendo en un blog sobre su trastorno bipolar y pasó a presentar programas en los que personas comparten sus historias sobre sus luchas con su salud mental. El grupo se vio inundado de críticas por parte de los seguidores del movimiento #freebritney después de que Jamie Lynn anunció sus planes de donar parte de los ingresos de su libro para apoyar su trabajo, y finalmente anunció que no aceptará la donación.

“Los hemos escuchado. Estamos tomando medidas”, escribió la organización en Instagram. “Lo sentimos profundamente ante cualquier persona que hayamos ofendido. Declinamos la donación del libro de Jamie Lynn Spears“.

Jamie Lynn se ha mantenido al margen de la controvertida tutela que supuso la gestión de la vida personal y profesional de Britney por parte del padre de ambas, que quedó suspendida por decisión de un juez el mes pasado.

Britney no nombró directamente a su hermana en su declaración pública en los tribunales este verano, pero sí dijo que “honestamente le gustaría demandar a mi familia, para ser totalmente honesta con ustedes“, y que “mi familia ha vivido de mi tutela durante 13 años”. Jamie Lynn, en una publicación de Instagram este verano, comentó que “tal vez no apoyé (a Britney de la manera) que el público quisiera con el hashtag en una plataforma pública, pero puedo asegurarles que apoyé a mi hermana mucho antes de que hubiera un hashtag, y la apoyaré mucho después”.