India: más de 100 millones de personas no acuden a la segunda dosis de la vacuna anticovid
Una trabajadora del sector salud vacuna a una mujer con una dosis de Covishield en un centro de vacunación en el pueblo de Milan More, Siliguri, India. Foto: Diptendu Dutta/AFP/Getty Images

Más de 100 millones de indios no han acudido a recibir su segunda dosis de la vacuna contra el coronavirus, mostraron datos oficiales, lo que suscita la preocupación de un rebrote de la enfermedad a pesar del relativamente bajo índice de contagio.

Además de dejar a estas personas en riesgo de contraer Covid-19, su “ausentismo en la vacunación” pone en peligro el objetivo de India de vacunar a todos los adultos antes del 31 de diciembre, un objetivo que, en cualquier caso, resulta improbable de cumplir debido a la escasez de vacunas al inicio de la campaña de inoculación.

“Hemos visto esta complacencia con los pacientes de tuberculosis. Comienzan a tomar la medicina y, al cabo de unas semanas, se sienten mejor, así que dejan de tomarla aunque tengan que hacerlo durante seis meses”, explicó Bhavna Dewan, trabajadora del sector salud en Nainital. “Con la vacuna se trata de una mentalidad similar. Estoy segura de que creen que una dosis es suficiente porque nadie se enferma”.

Mansukh Mandaviya, ministro de Salud de India, insta a los estados a abordar el problema. A partir del próximo mes, señaló, los trabajadores del sector salud visitarán casa por casa para encontrar a los ausentistas.

La cifra de 103.4 millones de dosis perdidas ocurre justo una semana después de que India celebró la administración de mil millones de dosis gracias a los esfuerzos de los trabajadores del sector salud que atravesaron montañas, se abrieron paso a través de los escombros de los deslizamientos de tierra, cruzaron ríos turbulentos y se enfrentaron a la selva para llegar a las aldeas más remotas.

India ha administrado la primera dosis a 725 millones de personas, es decir, al 77% de sus 944 millones de adultos, y la segunda a 316 millones, es decir, al 34%.

Sin embargo, algunos expertos se preguntan si la administración de la segunda dosis podría resultar aún más difícil si se ha impuesto la complacencia, generada por la creencia de que ya pasó lo peor.

Durante los últimos 29 días, los nuevos casos diarios se han mantenido por debajo de los 30 mil. En los últimos días, rondaron entre 13 y 15 mil al día, la cifra más baja de los últimos ocho meses.

La vida ha regresado a algo muy parecido a la normalidad. La gente celebra los festivales con entusiasmo, socializa, realiza compras y come fuera de casa. El bajo índice de nuevos contagios diarios ha provocado que muchos indios crean que es improbable que se produzca una tercera ola. Los expertos también han comentado que, salvo una nueva variante, parece que una tercera ola es una perspectiva remota.

No obstante, el Dr. Satyajit Rath, científico del Instituto Nacional de Inmunología del país, señaló que la cifra de 103.4 millones solo es motivo de preocupación si la gente nunca recibe la segunda vacuna.

“Si la gente siempre tarda un poco en acudir para recibir su segunda dosis debido a que han estado ocupados, entonces no se trata de algo alarmante. Simplemente significa que muchas de estas 103.4 millones de personas la recibirá posteriormente. Pero si se tarda un porcentaje mayor de personas, entonces sí es preocupante. Pero no lo sabemos”, comentó.