Diez predicciones tecnológicas para 2022: qué le espera a Twitter, Uber y los NFT
Visitantes observan una instalación de Refik Anadol en la Feria de Arte Digital de Hong Kong en octubre de este año. Foto: Tyrone Siu/Reuters

Twitter se podría poner las pilas

Twitter tiene la desafortunada reputación de ser el saco de boxeo de las redes sociales. No ha conseguido proporcionar las enormes ganancias de rivales más grandes como Facebook e Instagram que es propiedad de Facebook, no ha sido la nueva red de moda durante más de una década e incluso a sus propios usuarios más dedicados les encanta arrastrarla al olvido.

Los inversionistas se han mostrado igualmente recelosos con la red social, que cuenta con 300 millones de usuarios, y se ha quedado atrás con respecto a sus rivales en cuanto a funciones, ingresos por usuario y herramientas de monetización. Muchas personas confían en Twitter para obtener al menos una parte de sus ingresos, pero suelen monetizarlos fuera de la red, sin que Twitter obtenga ingresos.

Esto podría comenzar a cambiar. Twitter está probando una función de “super seguimiento” para que la gente apoye a los usuarios que especialmente le gustan en el sitio, adquirió la plataforma de boletines informativos Revue y la está integrando a Twitter, y también adquirió otras herramientas de monetización. Con la salida de su cofundador y director ejecutivo de medio tiempo, Jack Dorsey, podría valer la pena volver a considerar a Twitter en 2022.

Los NFT seguirán siendo publicitados hasta el olvido, y algunos perderán todo

Si lograste evitar cualquier mención de los NFT, abreviatura de tokens no fungibles, en internet durante 2021, es porque pasas tu tiempo en rincones mucho menos nerds que nosotros. No fungible significa esencialmente que un token no es idéntico a otro. Así que, para una criptomoneda, un bitcoin no es diferente de otro bitcoin. Para un NFT, cada token es único.

Esto significa que los NFT se han vuelto populares como una forma para registrar la “propiedad” en la cadena de bloques de una pieza particular de arte digital o de recuerdos. Entre ellos se encuentran videos de tiros de anotación de la NBA, avatares de gorilas y arte generativo.

Sus defensores señalan que la capacidad de poseer arte digital permite que las personas realicen un trabajo creativo continuo a partir de los NFT que poseen, tal vez utilizándolos como arte para el logotipo de su empresa, añadiéndolos a la propiedad intelectual existente o incluso creando una banda de avatares NFT con el estilo de Gorillaz.

Los escépticos señalan en este caso que todo esto era y es posible sin utilizar en absoluto los NFT: al fin y al cabo, es para lo que ya existen los derechos de propiedad intelectual. En la práctica, poseer un NFT solo demuestra que eres dueño del NFT: una entrada en una cadena de bloques en algún lugar que indica que eres “dueño” de lo que sea que esté vinculado. Esto puede o no ser cierto desde el punto de vista legal, dependiendo de lo escrupuloso que haya sido el vendedor.

Si la gente compra NFT y aumentan el precio porque realmente valoran las obras de arte que se ofrecen, entonces se podría mantener la fiebre del oro. Si la gente los compra únicamente porque cree que otra persona comprará uno por más dinero, mucha gente perderá mucho. Un aspecto especial que se debe tener en cuenta, tanto para los compradores como para los vendedores, son las comisiones de la plataforma. Éstas pueden ascender a cientos de dólares; recuerden que la casa siempre gana.

Uber, Deliveroo y la economía gig tendrán dificultades para ganar dinero

La economía de las entregas, y la economía del transporte, es tan grande como siempre, con las entregas de comida a domicilio de los restaurantes y las tiendas de comestibles todavía en el punto más alto que alcanzó durante la pandemia y la demanda de transporte al estilo de Uber aumentó entre un 20% y un 40% con respecto a los niveles anteriores a la pandemia.

El problema es que al parecer no es más rentable para las empresas que ofrecen el servicio de lo que fue antes. Uber aumentó sus precios un 10% en Londres, pero sigue teniendo problemas para contratar choferes y en el Reino Unido le faltan 20,000 choferes para cubrir la demanda. Asimismo, aunque presenta un pequeño beneficio “ajustado” sobre el papel, sigue gastando cientos de millones en efectivo.

Las empresas también tienen una nueva competencia por la mano de obra, en forma de una avalancha de empresas de reparto de comida en 10 minutos, entre ellos Getir, Weezy y varias más. Cada una de ellas ofrece grandes descuentos y entregas económicas para intentar conseguir más clientes que sus rivales, por lo que gastarán dinero a un ritmo alarmante. Es de esperar que varias de ellas fracasen o se fusionen antes de que termine el año 2022.

Jack Dorsey creará una empresa de cadena de bloques. Peter Thiel podría invertir

Diez predicciones tecnológicas para 2022: qué le espera a Twitter, Uber y los NFT - jack-dorsey
Jack Dorsey, en junio de 2021. Foto: Marco Bello/AFP/Getty Images

Es evidente que Jack Dorsey, exCEO de Twitter, llevaba un tiempo aburrido con su creación, entre otras razones porque su otra empresa, el procesador de pagos Square, tiene una valoración varias veces superior.

Si las sutiles pistas de los escasos tuits de Dorsey que son en su mayoría pro-cadena de bloques y el hecho de que es propietario de una empresa de pagos no fueran suficientes, en las últimas semanas de 2021 Dorsey cambió el nombre de la empresa por Block.

Por lo tanto, es de prever que Jack Dorsey lance una nueva filial relacionada con la cadena de bloques a principios de 2022 y no se sorprendan si el niño terrible de Silicon Valley, Peter Thiel, invierte en ella: Thiel cofundó PayPal con el objetivo de acabar con la moneda fiduciaria y el control gubernamental sobre el dinero, por lo que no puede pasar desapercibido para él el atractivo de la cadena de bloques a medida que alcanza la madurez.

Las DAO serán las nuevas SPAC

El año pasado, en estas fechas, las SPAC (abreviatura de empresas de adquisición con fines especiales) fueron la comidilla del sector. Las SPAC fueron un truco para ayudarte a conseguir que tu empresa cotizara en bolsa sin el largo, costoso y arriesgado proceso de una oferta pública inicial (OPI).

Se creaba una empresa, se recaudaba dinero y posteriormente se buscaba una empresa emergente con la que se fusionara, saltándose muchos pasos reglamentarios. La gente temía que esto socavara las garantías diseñadas para proteger a los inversionistas regulares. Sin embargo, a partir de ahora, parece que las SPAC ya tuvieron su momento.

Aunque varias empresas emergentes, entre ellas BuzzFeed, salieron a bolsa a través de SPAC en 2021, la mayoría de ellas obtuvieron un rendimiento inferior al del mercado y muchas perdieron dinero por completo, lo que significa que las empresas emergentes vuelven a contemplar la posibilidad de una OPI.

La abreviatura de moda a medida que nos adentramos al 2022 resulta ser DAO, abreviatura de organización autónoma descentralizada. Las DAO, que generalmente utilizan su propia criptomoneda para crear una democracia de una moneda y un voto, recaudan dinero y pretenden utilizarlo para un propósito acordado. Recientemente, una de ellas intentó comprar una copia de la Constitución de los Estados Unidos, pero fracasó, lo que provocó una enorme disputa sobre los reembolsos cuando no lo consiguió.

Los defensores de las DAO las consideran como la vanguardia de un nuevo internet democratizado. Los escépticos perciben una pérdida de tiempo y esfuerzo, solo una ilusión de descentralización, y grandes riesgos para los inversionistas ingenuos que no están seguros de los riesgos involucrados, o de las altas tarifas de transacción. Es posible que ambos grupos tengan razón.

La gente volverá a intentar que la realidad virtual funcione

Diez predicciones tecnológicas para 2022: qué le espera a Twitter, Uber y los NFT - ulrich
Ulrich Schrauth, del festival de cine de Londres, utiliza unos lentes de realidad virtual durante una presentación en 2020 en el Southbank Centre. Foto: Gareth Cattermole/Getty Images for BFI

El peligro de que cuando alguien en el mundo de la tecnología comienza a usar las frases “inmersivo” o “vivir tu vida en línea” es que casi inevitablemente le sigue alguien que intenta que te pongas unos lentes, y no existe ninguna razón para creer que el intento de Facebook de conducirnos al metaverso usando sus lentes Oculus será diferente.

En general, los usuarios han evitado la realidad virtual. Los pesados lentes, el mareo por el movimiento, el escaso contenido y el carácter absolutamente nerd de la realidad virtual ahuyentan a casi todo el mundo. Pero con el metaverso, un internet inmersivo del cual nos aseguran que esta vez funcionará bien, siendo la nueva obsesión de las grandes empresas tecnológicas, es de esperar que pronto aparezca una nueva avalancha de exageración por la realidad virtual.

Los videojuegos indie seguirán experimentando un renacimiento

Diez predicciones tecnológicas para 2022: qué le espera a Twitter, Uber y los NFT - among-us
El videojuego Among Us fue un éxito durante el confinamiento. Foto: Rafael Henrique/SOPA Images/Rex/Shutterstock

Este año fue otro excepcional año para los videojuegos indie, incluso el notable fracaso indie No Man’s Sky, que recibió críticas masivas en su lanzamiento, ahora es aclamado después de haber cambiado por completo. El videojuego indie “Among Us”, que consiste en encontrar y asesinar a tus amigos, se convirtió en un gran éxito durante el confinamiento, mientras que Garden Story, Sable, Valheim y otros se abrieron paso por el mercado. Es de esperar que en 2022 se produzca una avalancha similar de títulos fuertes, ya que el sector disfruta de su renacimiento.

La burbuja del podcast no se romperá

Es seguro volver a entrar a tu aplicación de podcast. Todos esos podcasts caseros lanzados por el novio de todo el mundo se marchitaron merecidamente sin dar frutos y el estado de la producción de podcasts es mejor que nunca.

Las principales emisoras y productoras profesionales están realizando series de alto presupuesto, todavía existe una bulliciosa escena indie y el mundo de los podcasts encontró una voz más allá de “dos hombres en un cobertizo”. La producción es más diversa en términos de contenido y quién se encuentra detrás del micrófono en comparación con los antiguos medios de comunicación, y ahora funciona la monetización. Los podcasts son una historia de éxito y deberíamos quedarnos con la victoria.

…pero la burbuja de los newsletters (boletines informativos) podría explotar

A primera vista, los boletines informativos gozan de un triunfo similar, pero en este caso aparecen nubes en el horizonte. La mayoría de los Substacks que ocupan los primeros puestos no son exitosos por ser un contrapeso a la guerra cultural, son exitosos porque la alimentan. Substack no ha resultado ser una vía de escape de Twitter para los escritores, sino que se ha convertido en un incentivo para tener de qué quejarse en Twitter y conseguir más suscripciones.

Un problema más grave es el precio. Si te suscribes a un solo boletín informativo, 4.99 libras al mes más o menos parece razonable. Con cuatro o cinco, pagas tres o cuatro veces más por los boletines informativos que lo que pagarías por el New York Times. La gente está reduciendo sus suscripciones y se pregunta en voz alta si podría haber, por ejemplo, una suscripción conjunta con un precio más bajo para numerosos boletines. ¿Quizás podríamos llamarlo… revista?

Los puertos son los nuevos puertos

Finalmente, en el mayor giro de 180 grados desde que Boris Johnson se retractó de lo que haya dicho la semana pasada, Apple hizo algo que no había hecho en décadas: volvió a incorporar puertos en sus nuevos MacBook Pro. Después de reducirlos por completo a solo dos puertos USB-C y una entrada para audífonos, las nuevas Pro tienen un puerto HDMI e incluso un lector de tarjetas SD. Realmente regresamos al futuro.