Los collares ‘anti-5G’ son radiactivos y peligrosos, dicen expertos nucleares
Una manifestante en La Haya. La OMS dice que no existe ninguna diferencia fundamental en las características físicas de las señales de radio de 5G, 3G y 4G. Foto: Michel Porro/Getty Images

Las autoridades nucleares holandesas informaron a las personas que usan dijes “anti-5G” para “protegerse” de las radiofrecuencias emitidas por las antenas de telefonía que sus collares son peligrosamente radiactivos.

Se recomendó a los propietarios de “dijes cuánticos” y otras joyas de “iones negativos” que los guardaran, ya que se comprobó que constantemente emiten radiaciones ionizantes.

La autoridad holandesa para la seguridad nuclear y la protección contra las radiaciones (ANVS) emitió la alerta sobre 10 productos.

“La exposición a las radiaciones ionizantes puede causar efectos adversos sobre la salud”, dijo la agencia de seguridad. “Debido al riesgo potencial que suponen para la salud, estos productos para el consumidor que contienen materiales radiactivos están, por tanto, prohibidos por la ley”. Las radiaciones ionizantes pueden dañar los tejidos y el ADN y pueden provocar, por ejemplo, el enrojecimiento de la piel. En estos productos específicos solo se midieron niveles bajos de radiación”.

“Sin embargo, una persona que use un producto de este tipo durante un periodo prolongado (un año, 24 horas al día) podría exponerse a un nivel de radiación que exceda el estricto límite de exposición de la piel vigente en Holanda. Para evitar cualquier riesgo, la ANVS pide a los propietarios de estos artículos que no los usen a partir de ahora”.

A medida que los gobiernos de todo el mundo comienzan a establecer la infraestructura para un internet rápido 5G, aparecen una serie de grupos que expresan sus temores sobre los efectos de la telefonía móvil en la salud.

Las preocupaciones varían desde el cuestionamiento sobre el nivel de investigación que se ha realizado del impacto de las radiofrecuencias y la proximidad a las antenas, hasta las acusaciones de que el 5G es la causa de cualquier problema, desde dolores de cabeza hasta inmunodeficiencias.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha señalado que el 5G es seguro y que no existe ninguna diferencia fundamental en las características físicas de las señales de radio producidas por el 5G en comparación con las producidas por el 3G y el 4G. A pesar de esto, ha florecido una industria que sugiere que ciertos tipos de joyería, incluyendo un producto mencionado en la alerta holandesa que afirma “utilizar minerales puros y cenizas volcánicas extraídas de la Tierra”.

El año pasado, 15 Estados miembros de la Unión Europea pidieron a la Comisión Europea que abordara la avalancha de teorías conspirativas que provocaron ataques incendiarios contra antenas de telecomunicaciones.