¿Por qué EU no puede hacer nada para detener los tiroteos masivos?
Las banderas de Estados Unidos, al otro lado de la bahía de Nueva York desde la Estatua de la Libertad, ondean a media asta en el Liberty State Park de Jersey City, Nueva Jersey, en señal de respeto a las víctimas del tiroteo en una escuela de Texas. Foto: Timothy A Clary/AFP/Getty Images

Las condolencias de Joe Biden para la comunidad de Uvalde, Texas, donde 19 niños y dos adultos murieron en un tiroteo perpetrado en la escuela primaria Robb el martes también llegaron acompañadas de la demanda de que se tomen medidas.

“¿Por qué estamos dispuestos a vivir con esta matanza? ¿Por qué seguimos permitiendo que esto ocurra?” dijo Biden en la Casa Blanca en la noche del martes. “Es tiempo de convertir este dolor en acción. Por cada padre, por cada ciudadano de este país, tenemos que dejar en claro a cada funcionario electo de este país: es hora de actuar“.

Sin embargo, a pesar de los cientos de tiroteos masivos que ocurren en Estados Unidos cada año, el Congreso ha fracasado repetidamente en la aprobación de importantes leyes de control de armas. Los obstáculos para la promulgación de leyes de armas más estrictas en Estados Unidos son numerosos e importantes, pero los activistas señalan que no se rendirán hasta que se produzca el cambio.

¿Con qué frecuencia ocurren los tiroteos masivos en Estados Unidos?

Este año ya se han producido en Estados Unidos 213 tiroteos masivos, definidos como incidentes en los que al menos cuatro personas recibieron disparos o murieron, según los datos del Gun Violence Archive. En 2021 se registraron 692 tiroteos masivos, en comparación con los 610 que ocurrieron a lo largo de 2020.

Estados Unidos ya fue testigo de otros ejemplos devastadores de tiroteos masivos este mes. Menos de dos semanas antes del tiroteo en Uvalde, un hombre armado abrió fuego en un supermercado en la localidad de Búfalo, Nueva York. Mató a 10 personas, la mayoría de ellas afroamericanas.

¿Qué políticas se han propuesto para abordar el tema de los tiroteos masivos?

Los defensores del control de armas han presentado un plan amplio y específico para reducir el número de muertes causadas por armas de fuego en Estados Unidos. Esas políticas incluyen la obligación de comprobar los antecedentes de todos aquellos que compren un arma, incluyendo aquellos supervisados por vendedores sin licencia en línea o en ferias de armas, y la imposición de un periodo de espera después de que una persona compre un arma de fuego.

Los defensores también han pedido que se amplíen las restricciones para abarcar a las personas que pueden adquirir armas legalmente. Señalan que las parejas abusivas, las personas condenadas por delitos de odio y las personas con enfermedades mentales que suponen un riesgo para la seguridad, entre otros, deberían tener prohibido comprar armas de fuego. Algunos proponen prohibir la compra de armas por parte de menores de 21 años, lo cual podría haber impedido que el tirador de 18 años de Uvalde adquiriera sus armas.

Algunos estados ya han promulgado leyes de control de armas más estrictas, sin embargo, la legislación federal reforzaría las restricciones en todo el país.

¿Los estadounidenses apoyan una legislación más estricta en materia de armas?

En Estados Unidos existe un amplio apoyo a ciertas políticas defendidas por los defensores del control de armas. Según una encuesta realizada por Morning Consult/Politico el año pasado, el 84% de los electores estadounidenses apoyan la comprobación universal de antecedentes para la compra de armas.

No obstante, las opiniones son más variadas cuando se les pregunta a los estadounidenses sobre su opinión acerca de leyes de armas más estrictas en general. Una encuesta realizada en noviembre por Gallup reveló que el 52% de los estadounidenses apoya un control de armas más estricto, cifra que marcó la calificación más baja en la pregunta desde 2014. El apoyo a la prohibición de uso de pistolas también alcanzó un nuevo mínimo en 2021, ya que solo el 19% de los estadounidenses dijeron a Gallup que estarían a favor de esta política.

Parte de esa indecisión puede provenir del hecho de que decenas de millones de estadounidenses poseen armas. Cuatro de cada 10 estadounidenses viven en un hogar donde hay un arma, mientras que el 30% dice poseer una personalmente, según una encuesta realizada en 2021 por Pew Research Center.

¿El Congreso ha intentado promulgar leyes de armas más estrictas en el pasado?

Sí, los demócratas presentes en el Congreso han presionado en repetidas ocasiones para reforzar las leyes de control de armas que podrían ayudar a reducir el número de tiroteos masivos en Estados Unidos. En particular, el Congreso intentó aprobar un proyecto de ley de compromiso para ampliar los controles de antecedentes en 2013, meses después del devastador tiroteo en la escuela primaria Sandy Hook en Newtown, Connecticut. Ese proyecto de ley no logró superar las tácticas de obstrucción del Senado, ya que la mayoría de los republicanos y un pequeño grupo de demócratas se opusieron a la legislación.Tras el rechazo del proyecto de ley, el entonces presidente Barack Obama pronunció un enérgico discurso en el que culpó del fracaso a la Asociación Nacional del Rifle (NRA), que se opuso con vehemencia a la legislación y prometió llevar a cabo una campaña contra cualquier senador que la apoyara.

“En lugar de apoyar este compromiso, el grupo de presión a favor de las armas y sus aliados mintieron deliberadamente sobre el proyecto de ley”, dijo Obama en aquel momento. “Pero podemos lograr más si el Congreso hace lo que tiene que hacer”.

¿Cuáles son los pasos a seguir para promulgar leyes de control de armas?

La Cámara de Representantes, controlada por los demócratas, ya ha aprobado proyectos de ley para ampliar la comprobación de antecedentes a todas las ventas o transferencias de armas de fuego y para eliminar la llamada “Charleston loophole”. Esta laguna legislativa, que aumentaría el tiempo que los vendedores de armas con licencia deben esperar para recibir la verificación de antecedentes antes de transferir un arma a un comprador sin licencia, permitió que un tirador blanco atacara una iglesia históricamente afroamericana en Charleston en 2015.

No obstante, dichos proyectos de ley aprobados por la Cámara de Representantes tienen muy pocas posibilidades de ser aprobados en el Senado, que se encuentra dividido en partes iguales. Es probable que los senadores republicanos obstaculicen cualquier propuesta de ley de control de armas, y los demócratas no cuentan con los 60 votos necesarios para hacer avanzar estos proyectos.

El senador demócrata Joe Manchin también dejó en claro el martes que no apoyaría la modificación de las tácticas de obstrucción para aprobar un proyecto de ley de control de armas, lo que significa que los demócratas no disponen de los votos para crear una excepción a la norma.

Al reconocer esta realidad, el líder de la mayoría del senado, Chuck Schumer, comentó el miércoles que era poco probable que la cámara alta sometiera a votación los proyectos de ley aprobados por la Cámara de Representantes en un futuro próximo. “Creo que las votaciones de rendición de cuentas son importantes”, dijo Schumer, “pero, lamentablemente, no se trata de un caso en el que el pueblo estadounidense no sepa cuál es la postura de sus senadores. Lo saben”.

Eso no significa que los demócratas estén renunciando a sus esfuerzos para fortalecer las leyes de control de armas. El senador Chris Murphy de Connecticut, que representa a la comunidad de Sandy Hook y ha criticado con dureza la falta de acción del Congreso en materia de control de armas, señaló que los electores tienen la oportunidad en noviembre de expulsar a los republicanos que se oponen a la reforma.

“Intentaré durante todo el día de hoy encontrar algún compromiso, pero esto depende en última instancia de los electores”, dijo Murphy a la cadena CNN el miércoles. “Si (los candidatos) apoyan la ley actual, si no apoyan la reforma (en cambio), entonces no los manden de vuelta al Congreso”.