Kanye West: la reacción de la industria continúa mientras Kim Kardashian se pronuncia
Kanye West en Los Ángeles la semana pasada. Foto: Broadimage/Rex/Shutterstock

Un documental terminado sobre Kanye West, también conocido como Ye, fue descartado en medio de la preocupación y la respuesta negativa de la industria debido a la serie de comentarios antisemitas del rapero en las últimas semanas.

“Esta mañana, después de discutir con nuestros cineastas y socios de distribución, tomamos la decisión de no proceder con ninguna distribución de nuestro documental recientemente terminado sobre Kanye West”, escribieron los codirectores del estudio de cine y televisión MRC –Modi Wiczyk, Asif Satchu y Scott Tenley– en un comunicado el lunes. “No podemos apoyar ningún contenido que amplifique su plataforma”.

La empresa es la más reciente en cortar vínculos con West después de que el rapero hizo públicas sus opiniones antisemitas, formuladas por primera vez durante una entrevista con el presentador de la cadena Fox News, Tucker Carlson, a principios de este mes.

La exesposa del rapero, Kim Kardashian, también respondió a los comentarios antisemitas de West sin referirse a él por su nombre el lunes. En una historia publicada en su cuenta de Instagram, Kardashian escribió que el discurso de odio “nunca está bien” ni es “justificable”.

“Me solidarizo con la comunidad judía y pido que la terrible violencia y la retórica de odio dirigida a ellos termine inmediatamente”, añadió.

A primeras horas del día, varios miembros de la familia de la influencer, entre ellos su madre Kris Jenner y sus hermanas Khloé Kardashian, Kendall Jenner y Kylie Jenner, publicaron sus propios mensajes de apoyo al pueblo judío.

“Apoyo a mis amigos judíos y al pueblo judío”, se leía en el comunicado, publicado en sus historias individuales de Instagram.

La agencia de talentos que representaba al rapero desde hace tiempo, CAA, dejó de representar al artista el mes pasado, según informó Hollywood Reporter. Los responsables de la agencia Ari Emanuel, de Endeavor, Bob Gersh y Jeremy Zimmer, de UTA, pidieron a las empresas de Hollywood que rompan sus relaciones laborales con West. “No podemos apoyar el discurso de odio, la intolerancia o el antisemitismo. Por favor, apoyen el boicot contra Kanye West”, escribió Zimmer en un correo electrónico dirigido a toda la empresa.

West escribió en Twitter el 8 de octubre que iba a realizar un “death con 3 contra los judíos”, empleando erróneamente el término de alerta militar Defcon, y publicó que “ustedes han jugado conmigo y han intentado prohibir a todo aquel que se oponga a su agenda”, aparentemente en referencia al pueblo judío. Twitter eliminó las publicaciones y suspendió la cuenta de West.

West reafirmó sus opiniones durante una aparición no transmitida en el programa de entrevistas The Shop: Uninterrupted, que retiró el episodio debido a que West “utilizó The Shop para reiterar más discursos de odio y estereotipos extremadamente peligrosos”, explicó el copresentador Maverick Carter a Andscape.

La casa de moda Balenciaga también rompió sus lazos con West después de una aparición la semana pasada en el podcast Drink Champs. Durante la conversación de 45 minutos, West presentó una letanía de teorías conspirativas antisemitas y afirmó que George Floyd no fue asesinado por la policía de Minneapolis, sino que murió de una sobredosis de fentanilo. La hija de Floyd, Roxie Washington, presentó posteriormente una demanda de 250 millones de dólares contra West por difamación.

La presión ha aumentado sobre la empresa de ropa deportiva Adidas para que también se desvincule de West, la cual ya había puesto su relación comercial con West “bajo revisión” tras su aparición con una playera de “White Lives Matter” durante la semana de la moda de París. West dijo entonces al podcast Drink Champs: “Puedo decir literalmente cosas antisemitas, y no pueden abandonarme… Puedo decir cosas antisemitas, y Adidas no puede abandonarme. ¿Ahora qué?”.

Los comentarios llevaron a la Liga Antidifamación a pedir públicamente a Adidas que ponga fin a sus relaciones comerciales con West: “A raíz de los comentarios antisemitas cada vez más estridentes de Kanye West en las últimas semanas, nos molestó saber que Adidas planea seguir lanzando nuevos productos de su marca Yeezy sin ningún reconocimiento aparente de la controversia que gira en torno a sus comentarios más recientes”, indicó un comunicado.

“Instamos a Adidas a que reconsidere su apoyo a la línea de productos de Ye y a que emita un comunicado en el que deje en claro que la empresa y la comunidad de Adidas no toleran en absoluto el antisemitismo”.

Durante el fin de semana, varias autoridades de la ciudad de Los Ángeles condenaron las manifestaciones de apoyo a los comentarios antisemitas de West, en las que un pequeño grupo de personas realizó el saludo nazi junto a una autopista y mostró carteles en los que animaban a los conductores a “tocar el claxon si lo sabes” junto a “Kanye tiene razón sobre los judíos”.

“Condenamos los incidentes antisemitas de este fin de semana”, publicó en Twitter el alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti. “Los judíos de Los Ángeles siempre deberían sentirse seguros. No hay lugar para la discriminación o los prejuicios en Los Ángeles. Y nunca retrocederemos en la lucha para exponerlo y eliminarlo”.

Kanye West: la reacción de la industria continúa mientras Kim Kardashian se pronuncia - qatar-2022