De Bach a Toussaint, el recorrido musical de Álvaro Bitrán y Nargiza Kamilova
Álvaro Bitrán y Nargiza Kamilova ofrecieron un recital en el Festival de Música de Morelia. Foto: Especial

El Cuarteto Latinoamericano es la prioridad musical de Álvaro Bitrán, por lo que cuando sale la oportunidad de una colaboración con otras estrellas evalúa el calendario de la agrupación. Este fin de semana todo coincidió para que llegara junto a Nargiza Kamilova al Festival de Música de Morelia.

Fue el Palacio Municipal de la capital Michoacana donde ambos ofrecieron un recital en el que dieron un recorrido musical con interpretaciones para todo tipo de gustos, desde los clásicos de Bach y Debussy hasta Eugenio Toussaint y Joaquín Gutiérrez Heras.

Con el violoncello y el piano se dio este recital que, en palabras del ganador de la Medalla de Bellas Artes 2000, era un menú con varios tipos de platillos que se conformó especialmente para el reencuentro con el público luego de más de un año y medio de pandemia.

Álvaro Bitrán comentó que en medio de la emergencia sanitaria enfrentó una gran dificultad para seguir practicando, ya que él necesita de las presentaciones en vivo para encontrar una inspiración y razón para ensayar y estudiar, aunque también fue una oportunidad para conocer.

A partir de la enseñanza a distancia, la cual fue compleja debido a que él es fiel a la enseñanza frente a frente para corregir algunos errores o malas posiciones, es que también comprendió la importancia de los formatos híbridos, mismos que en esta época se implementan en distintos festivales.

“Tuvimos que inventarnos una vida diferente. Aprender a hacer cosas y dar clases en casa (…) Fue una época de aprendizaje, pero muy difícil económicamente”, comentó en conferencia de prensa a propósito de su presentación en el Festival de Música de Morelia.

La Sonata 3 BWV 1029 de Johann Sebastian Bach; la Sonata de Claude Debussy; Canción sin palabras, de Felix Mendelsshon; y Tango, de Eugenio Toussaint, fueron las piezas con las que inició la presentación del domingo.

El recital cerró con Canción en el Puerto, de Joaquín Gutierrez Heras, y Le Grand Tango, de Astor Piazzolla, compositor que se vuelve un esencial en las presentaciones de tango y en general de conciertos, al tener diversos arreglos que permiten su ejecución.

Álvaro Bitrán aseguró que uno de los secretos para que el Cuarteto Latinoamericano continúe es la confianza que hay entre ellos, su amistad y la puntualidad, así como contar con el apoyo de sus familias. Es así que aunque le gustaría seguir participando con Nargiza Kamilova, no es su prioridad.

Tras su presentación en el Festival de Música de Morelia, el violonchelista llevará su música a Monterrey y próximamente viajará a Italia.