La galerista Virginia Dwan murió a los 90 años de edad
La galerista Virginia Dwan murió a los 90 años de edad. Foto: Cortesía Virginia Dwan Gallery

Considerada una de las más importantes impulsoras del arte estadounidense contemporáneo, la galerista Virginia Dwan murió víctima de cáncer el pasado 5 de septiembre, aunque sus familiares lo notificaron días después.

Nacida en Minneapolis en 1932, Dwan fue una de las herederas de la fortuna amasada por los fundadores de la compañía 3M, parte de la cual invirtió en impulsar a artistas emergentes y poco conocidos durante décadas.

Una de sus más notorias intervenciones fue el apoyo que le brindó al artista Michael Heizer, a quien le dio 30 mil dólares para crear una de sus primeras obras en el desierto de Arizona. Años después, también le facilitaría un préstamo para la creación de City, obra de Heizer recientemente estrenada.

También apoyó al pintor francés Yves Klein para que tuviera su primera exposición en solitario en los Estados Unidos y a Robert Smithson, uno de los mayores entusiastas del Land art.

En 1959 abrió su primera galería, lo que marcó un hito en el arte estadounidense donde no muchas galerías eran gestionadas por una mujer durante esa época, lo que fue un gesto de avanzada.

“En ese momento, no había muchos precedentes de mujeres que tuvieran galerías y el feminismo estaba comenzando en los Estados Unidos. No estaba muy enterada de eso, pero recuerdo que le dije a mi esposo que no debería ir a fiestas o comidas conmigo, porque la gente podría asumir que era su galería”, contó Dwan en entrevista con el portal Artforum.

Sin embargo, su personalidad ofrecía un amplio espacio a los artistas para copar los reflectores y permitirle trabajar sin muchas distracciones. Tanto así, que la importancia de su figura como gestora artística resonó hasta principios del nuevo milenio, cuando numerosos académicos resaltaron su labor.