R. Kelly es culpable abuso y tráfico sexual; podría enfrentar cadena perpetua
la defensa de R. Kelly anunció que apelará de decisión del jurado. Foto: AFP

R. Kelly fue declarado culpable este lunes de liderar una red para perpetrar delitos sexuales por un jurado de Nueva York que ratificó todos los cargos, entre ellos de abuso y tráfico sexual.

Luego de seis semanas de escuchar testimonios sobrecogedores durante el proceso, el jurado halló culpable al célebre cantante de 54 años de reclutar a mujeres y menores para abusar sexualmente de ellas.

El caso, retrasado más de un año por la pandemia, se considera un hito para el movimiento #MeToo por ser el primer juicio importante por abuso sexual en el que la mayoría de los denunciantes son mujeres negras.

Vestido con corbata azul claro, un traje azul a rayas y una mascarilla blanca, Kelly permaneció sentado sin alterarse, sujetándose de vez en cuando la cabeza y cerrando sus ojos detrás de sus lentes.

Se enfrenta a una cárcel perpetua. La sentencia se conocerá el 4 de mayo.

“Estamos decepcionados con el veredicto”, dijo el abogado de Kelly, Deveraux Cannick, a la prensa fuera del tribunal antes de agregar que “estudiarán” apelar.

El estado tenía la tarea de demostrar que Robert Sylvester Kelly, su nombre completo, es culpable de crimen organizado, un cargo grave asociado con la mafia que presenta al cantante como el jefe de un grupo de asociados que facilitaron sus abusos. 

Para poder condenar a R. Kelly por extorsión, su nombre completo, los miembros del jurado tenían que declararlo culpable de al menos dos de las 14 infracciones conocidas como “actos predicados”, que juntas constituyen delitos más graves. 

El jurado -integrado por cinco mujeres y siete hombres- encontró que todas las acusaciones, excepto dos, fueron demostradas.

El cantante del éxito planetario “I Believe I Can Fly”, también fue declarado culpable de otros ocho cargos en virtud de la Ley Mann, que prohíbe el transporte de personas a otros estados por motivos sexuales.