Bad Bunny denuncia problemas sociales de Puerto Rico con nuevo video
Bad Bunny compartió un documental que denuncia la gentrificación en el barrio de Puerta de tierra. Foto: Twitter / Bad Bunny

Una denuncia social mezclada con música es lo que el reggaetonero Bad Bunny propone en El apagón – Aquí vive gente, video publicado hace unas horas y en los que retoma testimonios sobre los problemas sociales que se viven actualmente en Puerto Rico.

El primero de ellos tiene que ver con la empresa Luma, que se encarga del suministro de energía eléctrica en la isla y a la que los residentes achacan los constantes cortes de energía que sufren, mismos que se comparan con las altas ganancias de sus ejecutivos.

La gentrificación del barrio Puerta de piedra, a la entrada de San Juan, es otro de los problemas que narra Bad Bunny en el mediometraje, de 22 minutos de duración. Allí, un grupo de vecinos señala su preocupación por el desplazamiento que están sufriendo a manos de extranjeros, quienes ofrecen más dinero por sus casas.

“Lo que pasa es que hay unos grandes intereses allí. Vamos a ser extranjeros en nuestra propia patria”, dice uno de los protagonistas del video, en el que no faltan imágenes de Bad Bunny cantando en las calles de su Borinquen natal.

Este fenómeno se ha recrudecido con la entrada en vigor de la polémica Acta de los 30 días, según la cual cualquier estadounidense que pase un mínimo de 30 días en Puerto Rico puede ser residente de buena fe y así tener acceso a beneficios fiscales en la isla, un estado libre y asociado de Estados Unidos.

Para lograrlo, se debe tener una residencia estable en la isla, lo que causa que las rentas se encarezcan y motive el desalojo de residentes que llevan generaciones viviendo en Puerto Rico.

“Esto es Puerto Rico, pero la vida aquí no es igual para todos. Están quienes llegan con ventajas y beneficios y están quienes llevan aquí toda la vida y ahora sienten que les quieren sacar y quitarles lo que les pertenece”, señala el video.

En la producción de Bad Bunny se inserta el reportaje Aquí vive gente, de Bianca Graulau, en el que se muestran testimonios de personas que han sido desplazados por la venta de los inmuebles a capitales extranjeros que, con sus elevadas rentas, les hacen imposible seguir viviendo en el barrio.

“Puerta de tierra fue donde vivieron las personas esclavizadas luego de tener su libertad, porque la clase alta quiso tenerlos fuera de las murallas de San Juan. Eventualmente, los arrabales se convirtieron en residenciales públicos, pero en las últimas dos décadas, el gobierno de Puerto Rico ha demolido unas mil unidades de vivienda pública para familias de bajos recursos”, detalla la periodista.

Además del problema inmobiliario, por el cual incluso se han vendido escuelas públicas, se encuentra la privatización de las famosas playas de la región que, según la ley, pertenecen a la ciudadanía.