La gente ve al INE como un freno al cambio en Guerrero: Diana Hernández, candidata de Morena en Chilapa
Foto: Diana Itzel Hernández / Facebook.

Lo primero que hace cuando sale de su casa por la mañana es encontrarse con una patrulla con cinco elementos de la policía estatal. Diana Hernández es candidata de Morena a diputada local por el distrito 25 del municipio de Chilapa, Guerrero.

En 2017 asesinaron en un atentado a su papá, el líder social y expresidente del PRD en el estado Ranferi Hernández; a su mamá, Lucía Hernández; a su abuela, Juana Dircio, y a su primo, Antonio Pineda. 

Los antecedentes son alarmantes y ayudan a entender que el proceso electoral de este 2021 ya es el segundo más violento del siglo XXI, con 68 asesinados, 21 de ellos aspirantes a cargos públicos.

Lee también: Ser candidato en México es un peligro: en siete meses, 12 asesinados

Por eso, antes de iniciar su campaña, Diana Hernández solicitó medidas cautelares como parte de la Estrategia de Protección en Contexto Electoral, que presentó el gobierno federal en marzo.

Chilapa es la puerta de entrada a la montaña de Guerrero donde se produce amapola, aunque la candidata Hernández apenas lo menciona en su discurso. En él, los silencios y las omisiones son tan relevantes — o más —  que sus declaraciones

La-Lista: ¿Por qué solicitó medidas cautelares?

Diana Hernández: La violencia está demasiado acentuada. Además tenemos el antecedente de haber perdido a mi familia en acto cruel y vil, y no solo es mi caso. Por muchos años ha habido esta clase de violencia electoral. Los poderes que en estos momentos gobiernan la entidad no quieren perder sus privilegios sino mantener el control. A parte del poder político, está la delincuencia organizada y los cacicazgos. Estamos bajo un caso de violencia estructural.

¿Siente miedo al hacer actos de campaña?

Sí existe el temor. Sabemos que arriesgamos la vida. Antes de salir hago ejercicios de relajación: respiro, medito, para no ir con la psicosis. Pero tengo el respaldo de mucha gente que me estima. El hartazgo de la gente me da mucha fortaleza.

¿Quién cree que es una amenaza para usted?

El golpe puede venir de donde sea. En mi caso, ya llevamos cuatro años exigiendo justicia por mis familiares y no tenemos ningún dato de quiénes pueden ser los posibles responsables. Pero ahora, como está la situación, que competimos contra un poder de más de seis años, podría ser desde el mismo poder. No en balde hace tres años quitaron del camino a mi papá. Entonces, en mi caso, no tengo certidumbre. 

¿Por qué asume el riesgo de presentarse a candidata?

Cuando asesinan a mi familia, yo no me podía quedar así. Mi papá estaba en la lucha social campesina por más de tres décadas. Su trabajo político emanaba de la situación que hasta la fecha prevalece, que es la pobreza, la falta de fertilizantes… todas esas carencias dieron pie a un movimiento organizado. La política del estado no ha dado para eso, los poderes populares están enquistados y por eso existe una inseguridad tremenda en Guerrero. Lo que vamos a enfrentar no es fácil porque ellos tienen el poder económico y político. 

¿Quiénes son ellos?

El poder hegemónico. En nuestro estado gobierna el PRI, el municipio donde estoy participando es del PRI y los diputados locales son priistas, pero los federales son perredistas.

¿Cómo ha vivido la política desde niña?

Desde los 7 u 8 años ya andábamos en plantones. Cuando sucede la masacre de Aguas Blancas, en 1995, sufrimos persecución política-militar toda mi familia. Nos tuvimos que exiliar cuatro años en Francia. Entonces hay una larga trayectoria de lucha, tal vez tenemos un poquito de ese valor que nos inculcó mi padre.

Siempre nos decía: “El día que ya no esté, hay que saber defenderse”. Creo que es más una filosofía que una cuestión ética o moral, de saber que cuando hay una causa justa, hay que arriesgarse. 

¿Qué iniciativas lleva para generar el cambio?

Queremos que las políticas del gobierno federal lleguen a los productores, el programa de Sembrando Vida y de fertilizantes. En cuestión educativa, implementar bibliotecas y radios comunitarias, que haya escuelas con condiciones dignas y que haya maestros que vayan a las comunidades. En seguridad, tenemos iniciativas de implementación de sistemas de vigilancia en puntos estratégicos de la ciudad.

¿Qué relación hay entre la gestión del gobierno federal y el hecho de que usted haya tenido que solicitar medidas cautelares?

Sabemos que no solamente con programas sociales las cosas van a cambiar, que también tenemos que ver cómo contener esa violencia pero para eso hace falta una estrategia integral y en los tres niveles de gobierno. Implica mucho la voluntad de todos los actores y no va a ser algo sencillo, la gente ya enquistada ahí difícilmente va a dejar los privilegios que ya tiene. 

¿Por qué se postula por Morena si no ha cesado la violencia?

La primera razón y la más fuerte es porque es el partido que mi papá quiso cuando crearon grupo pro AMLO. Efectivamente la inseguridad no ha parado, pero más allá de Morena, era encabezar el cambio, llevar la lucha por medio de ese partido.

¿Cómo valora estos dos años y medio del gobierno de Andrés Manuel López Obrador?

Hasta ahora las condiciones no son excelentes pero ahí va, los apoyos para los abuelitos y los jóvenes, también Sembrando Vida, están llegando.

Ahora que recorre casa por casa, ¿qué dicen los vecinos de la inseguridad?

La gente es reservada porque hay cierto temor, aunque no me lo digan, se puede sentir en la forma como te miran. Lo que sí puedo constatar y me han externado abiertamente de sus palabras es que quieren que las cosas cambien

¿Cuál es el estatus de la investigación del caso de sus familiares?

La última vez que tuve noticias fue en octubre del año pasado. Tomamos la fiscalía para exigir al gobierno resultados. El fiscal nos atendió después de varios días y lo único que tenemos son los avances del trabajo que hicieron de nuestra parte los peritos independientes del EAAF (Equipo Argentino de Antropología Forense). Falta la segunda parte del informe, que está asociado con la causa de muerte. 

¿Qué diferencias ha notado desde la llegada de López Obrador a la presidencia?

Hemos recibido más apoyo del subsecretario (de Derechos Humanos, Población y Migración) Alejandro Encinas. Cuando se va a realizar la inhumación, los compañeros nos pusieron los elementos de seguridad para el traslado a la región de Ahuacuotzingo y ahí sí tengo que reconocer que nos apoyaron en el gobierno del estado, pero fue gracias a la intervención del subsecretario.

Declaraciones como las que lanzó el aspirante a la gubernatura de Guerrero, Félix Salgado Macedonio, contra el Instituto Nacional Electoral, ¿ayudan a pacificar el ejercicio de la política en México?

No tuve la oportunidad de oírlas.

¿Por qué apoya su candidatura?

Félix Salgado Macedonio ha sido por muchos años una persona muy cercana a mi papá. Si estuvieras aquí lo podrías palpar, la gente defiende al compañero porque siempre estuvo del lado de la gente más pobre y más marginada.

Todos sabemos que el compañero Félix siempre ha sido atrabancado, yo también lo he sido, pero no se nos hizo justo el papel del INE porque es un golpe a los pueblos, la gente entiende que es un golpeteo para que no pueda haber un cambio.

¿La gente lee en el gesto del INE un intento de mantener el PRI en el poder?

Es correcto, y las instituciones no tienen credibilidad porque aquí en Guerrero nunca atienden a las demandas. La gente lo asume como parte de golpe político porque no nos pueden negar el derecho de elegir a nuestro representantes. Más allá del candidato o al ciudadano Félix, van a defender que se respeten sus derechos

Entonces las presuntas violaciones sexuales por parte de Salgado Macedonio, ¿son un tema secundario?

No es que sea secundario. No voy a revictimizar a las compañeras, pero no puedo dar un argumento personal porque no conozco el caso.

Necesitamos garantizar elecciones libres porque muchos de los pueblos hasta la fecha están siendo sometidos, sabemos que la gente se ve coercionada para no generar el cambio que necesitamos. Nos encontramos en un estado de sitio. Es realmente nadar a contracorriente porque ellos jamás van a querer perder los privilegios que han tenido por muchos años.