Empresario reconoce fraude y se suicida en Zapopan, Jalisco
Imagen Ilustrativa. Fotografía: AFP/ Mario Armas

El propietario de la empresa Asesores Jurídicos Profesionales (AJP), Luis Osvaldo Espinoza Marín, se suicidó tras aceptar ser el culpable de un fraude multimillonario contra los accionistas e inversores de su compañía.

Luis Osvaldo Espinoza se dio un disparo a la cabeza al momento de que elementos de la Policía de Investigación de la Fiscalía del Estado de Jalisco (FEJ) ejecutaban una orden de cateo por el fraude en AJP, en su domicilio en la colonia Virreyes Residencial del municipio de Zapopan.

La FEJ detalló que sus elementos fueron recibidos a balazos al realizar un cateo en la finca y que al ingresar localizaron al empresario muerto junto a un nota póstuma y una identificación oficial.

La institución agregó que también se ejecutó otro cateo en un domicilio de la colonia Ladrón de Guevara en Guadalajara, en donde se aseguraron diversos documentos relacionados con la posible comisión del delito del fraude que se integrará a la investigación.

Previamente, el empresario reconoció que no pudo cumplir sus obligaciones adquiridas con sus inversionistas.

“A partir del disruptivo de la pandemia no puedo cubrir las prestaciones que he contraído, sobre-hipotequé los inmuebles que con fruto de sus inversiones adquirí”, dijo Espinoza Marín en un video difundido en redes sociales.

“Durante 29 años pagué a cabalidad todas mis obligaciones a todos y cada uno de mis inversionistas. Actualmente ya no puedo seguir adelante, todo el dinero que me dieron de inversiones está invertido en bienes raíces que están hipotecados”, remarcó.

Añadió que en los últimos seis meses de su vida se sintió “anímica, física y moralmente destrozado. Lo he perdido todo”.

Asimismo, Luis Osvaldo Espinoza Marín exculpó a su esposa, hijos, familiares y compañeros de AJP del fraude que orquestó contra, al menos, 130 víctimas, según datos de la Fiscalía del Estado de Jalisco.

“Ni mis familiares ni mis compañeros de trabajo ni mi esposa ni mis hijos, a quienes pido perdón igual que a mis clientes, utilizaron de manera fraudulenta los recursos”, señaló.

“El responsable ético, civil, penal e históricamente soy yo. Suplico que no sigan represalias sobre personas inocentes. Todo lo ocasioné yo a base de engaños y falacias”, destacó el dueño de AJP.

La-Lista Síguenos en nuestras redes sociales