Tras balaceras en Chiapas, agentes federales detienen a 13 civiles armados
La balacera en Chiapas causó alerta entre los ciudadanos. Foto: Especial

Agentes de la Guardia Nacional y de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) detuvieron a 13 hombres armados que presuntamente protagonizaron balaceras en Chiapas.

En un comunicado conjunto, las instituciones indicaron que la detención ocurrió a la altura del kilómetro 71 de la carretera Coita-Arriaga, en el municipio de Ocozocoautla, donde los agentes lograron la captura de 13 personas, todos hombres, a quienes les aseguraron armas de grueso calibre.

Alrededor de las 13:30 horas se informó que en la citada carretera la circulación había sido cerrada por detonaciones de arma de fuego y ante ello los agentes se trasladaron al lugar, donde los delincuentes mantenían un presunto bloqueo.

Horas más tarde se informó que la Guardia Nacional capturó a 13 personas que y aseguraron armas de uso exclusivo del Ejército mexicano.

No se reportó un saldo de personas lesionadas o fallecidas por las balaceras en Chiapas.

Los sujetos armados mantenían azotada la región y a los pobladores de varias comunidades, además de ser generadores de violencia, de acuerdo con las autoridades.

Los detenidos y las armas incautadas fueron trasladados a la ciudad de Tuxtla Gutiérrez, capital del estado, a unos 70 kilómetros de distancia, para quedar a disposición de la Fiscalía General de la República (FGR), quien determinará la situación jurídica de los imputados.

En los últimos meses, Chiapas, el de mayor pobreza en México, sufre una escalada de violencia en algunas comunidades indígenas, debido a la acción del crimen organizado, que atemoriza a los pueblos indígenas, por lo que ha sido escenario de balaceras, incluso en Tuxtla Gutiérrez, la capital del estado y considerada por muchos años como una de las ciudades más seguras del país.

-Con información de EFE