Descubren otros seis documentos clasificados en casa de Biden
Foto: EFE/Oliver Contreras/Pool

El Departamento de Justicia estadounidense examinó la residencia en Wilmington (Delaware) del presidente, Joe Biden, y encontró nuevos documentos clasificados, anunció el abogado personal del mandatario, Bob Bauer.

Durante el registro se localizaron seis documentos marcados como clasificados, algunos de los cuales se remontan a la época en la que Biden era senador (1973-2009) y otros a cuando ejerció como vicepresidente de Barack Obama (2009-2017).

El sábado de la semana pasada la Casa Blanca confirmó que se había encontrado un tercer lote de documentos en la casa de Delaware en búsquedas efectuadas por los abogados de Biden.

Bauer indicó en su comunicado que, con la intención de acelerar el proceso “lo máximo posible”, acordaron dar acceso a la casa para que el Departamento de Justicia la examinara en busca de material que pudiera estar clasificado.

Justicia solicitó que esa búsqueda que tuvo lugar ayer no se diera a conocer con antelación.

En la misma estuvieron presentes miembros del equipo legal de Biden y de la Casa Blanca.

El Departamento de Justicia tuvo un acceso “total” al lugar, incluidas a sus notas manuscritas, archivos, papeles, carpetas, listas u horarios, y tomó posesión de lo que consideró que estaba en el marco de su investigación, incluidos esos seis documentos marcados como clasificados.

También se llevaron notas manuscritas de sus años como vicepresidente para efectuar una revisión adicional.

El consejero especial de Biden, Richard Sauber, añadió en otro comunicado que el presidente había señalado a sus letrados que mostraran una cooperación total con el Departamento de Justicia y recordó que ha sido así desde el hallazgo inicial de documentos clasificados en el laboratorio de ideas Penn Center, fundado por el mandatario.

Sauber subrayó que Biden y su equipo se están asegurando que el Departamento de Justicia tiene lo que necesite para hacer una revisión “exhaustiva”.

Tanto la Casa Blanca como el propio Biden han insistido desde el principio en su disposición total a colaborar en estas pesquisas y han tratado de desmarcarse del caso del expresidente Donald Trump (2017-2021).

El republicano también está siendo investigado por el Departamento de Justicia por acumular documentos clasificados en su residencia privada de Mar-a-Lago (Florida), descubiertos tras una redada del FBI.

El caso de Biden se destapó este enero y sus distintos documentos clasificados fueron encontrados por sus propios abogados y entregados a las autoridades, a diferencia de lo que ocurrió en Mar-a-Lago, donde fue necesaria la intervención del Departamento de Justicia para recuperar los papeles.

“El presidente ha estado comprometido desde el principio con abordar esto de forma responsable porque se lo toma muy en serio”, recalcó Sauber en su nota, donde precisó que ni Biden ni la primera dama, Jill, estuvieron presentes en el registro de ayer.