Senadores van a la COP27, no entran y se quedan varios días en Egipto
Fotografía: Especial.

El senador de Morena, Raúl Paz Alonzo y las senadoras Geovanna Bañuelos y Sasil de León Villard, coordinadoras del PT y PES, respectivamente, viajaron a Egipto para acudir a la conferencia de la COP27, sin embargo, no ingresaron y culparon a la Junta de Coordinación Política (Jucopo) de no acreditar su participación.

Reforma reportó que los tres senadores viajaron a Sharm el-Sheij, Egipto, donde se llevó la 27 Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático entre el 6 y 18 de noviembre, con boletos de avión pagados y viáticos con cargo al erario, pero ninguno de ellos se presentó a la sede.  

Raúl Paz Alonzo, quien hasta septiembre del año pasado pertenecía al grupo parlamentario del PAN y Geovanna Bañuelos viajaron a Egipto desde el 9 de noviembre y regresaron a México el día 20 de ese mes; mientras que Sasil de León hizo lo propio desde el 1 de noviembre hasta el 20.

Paz Alonzo, Geovanna Bañuelos y Sasil de León recibieron cinco mil 720 dólares (alrededor de 108 mil 680 pesos, con base en el tipo de cambio de hoy) para sus boletos de avión desde México, más otros 46 mil 478 pesos en viáticos, lo que en total suma cerca de 160 mil pesos, es decir, casi medio millón de pesos por los tres senadores.

Los tres legisladores oficialistas argumentaron, en una réplica al diario Reforma, que se dieron cuenta que no estaban debidamente autorizados para entrar justo cuando arribaron al evento.

“Es importante aclarar que nunca fuimos notificados por la Junta de Coordinación Política de que no fuimos debidamente acreditados para este evento. De ser así, dicho órgano directivo no hubiera autorizado los trámites y recursos correspondientes para nuestra participación en esta delegación internacional”, precisaron en la réplica.

Aunque los tres legisladores estaban incluidos en la lista de senadores que viajarían a Egipto para participar en esta nueva edición de la COP, ninguno estaba acreditado, por lo que no pudieron entrar a la sede, según confirmaron fuentes de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) al medio nacional.