La SS en Edomex investiga ataque a periodistas de <i>El Universal</i> en Tecámac
Foto: Captura de pantalla video / El Universal

La Secretaría de Seguridad del Estado de México informó que investiga la posible participación de elementos de esa dependencia en el ataque y amenazas de hombres armados en contra de periodistas del diario El Universal y defensores del medio ambiente en el municipio de Tecámac la tarde del martes.

El diario El Universal dio a conocer que realizaban un reportaje sobre extracción de tepetate del cerro Tecalco-Chiconautla, en San Pablo Tecalco, para la construcción del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA).

Mientras hacían un levantamiento de tomas, una camioneta con cinco hombres abordo llegó al lugar y dos de ellos traían ropa con insignias de la Policías Estatal. Uno de ellos portaba un arma larga y otro lanzó disparos al aire con su arma para evitar que siguieran tomando imágenes.

“En relación a los hechos ocurridos en San Pablo Tecalco, en el municipio de Tecámac, donde reporteros y activistas de protección del medio ambiente al parecer fueron agredidos y amenazados por un grupo armado mientras desempeñaban su trabajo, la Secretaría de Seguridad (SS) informa que realiza las indagatorias correspondientes con el área operativa, a fin de deslindar si hubo una posible participación de un elemento de la institución”, informó la SS del Estado de México.

El Universal reportó que los hombres armados los obligaron a borrar las fotos que habían tomado, les quitaron los papeles que llevaba un integrante de la comunidad que ha hecho denuncias y después amenazaron con prenderles fuego al mostrarles un bidón de gasolina.

“Échenles un cerillo para que ya se empiece a prender”, dijo uno de ellos, según reporta el diario.

En un video difundido en twitter se observa la camioneta blanca que describen, con placas W30 APG de la Ciudad de México y hombres con la cara cubierta amedrentando a una de las pobladoras “no te quiero volver a ver por aquí”, le dijo.

La nota del diario relata que salieron del lugar, acompañaron a los pobladores hasta la plaza cívica de San Pablo Tecalco y se percataron de que fueron perseguidos por un “halcón”, o vigilante, hasta abandonar la vía libre de la México-Pachuca.