Cerrar la cuenta de Trump fue la decisión correcta pero sienta un ‘precedente peligroso’: CEO de Twitter
Jack Dorsey en una audiencia del Congreso en noviembre. En un largo hilo de Twitter, Dorsey dijo que era 'hora de que reflexionemos sobre nuestras operaciones y el entorno que nos rodea'. Fotografía: Getty Images

Jack Dorsey, el CEO de Twitter, dijo que la suspensión del acceso de Donald Trump a la plataforma fue la “decisión correcta”, pero se sienta un precedente peligroso. 

Al hablar por primera vez desde que la plataforma social tomó la decisión de suspender permanentemente la cuenta del presidente tras el ataque al Capitolio, Dorsey dijo que la compañía se enfrentó a “una circunstancia extraordinaria e insostenible que nos obligó a dirigir toda nuestras acciones hacia la seguridad pública”. 

“No celebro ni me enorgullezco de tener que suspender la cuenta de Twitter de @realDonaldTrump o de cómo llegamos aquí”, admitió Dorsey en un largo hilo de Twitter. “Creo que una suspensión es una falla nuestra, ultimadamente, porque no pudimos promover una conversación sana. Tenemos que pensar en nuestras operaciones y en el ambiente que nos rodea”.

Dorsey dijo que la decisión era la correcta para la compañía pero que ese tipo de acciones “fragmentan la conversación pública”.

“Nos dividen”, continuó. “Limitan nuestro potencial para aclarar, redimir y aprender. Y sienta un precedente que considero peligroso: el poder que un individuo o una empresa tiene sobre una parte de la conversación pública global”.

La semana pasada Twitter suspendió al presidente, quien por segunda vez enfrenta un proceso de destitución, por haber incitado a sus seguidores a la violencia y por el riesgo de que siguiera haciéndolo. La decisión se da en momentos en que otras grandes tecnológicas, incluidas Facebook, Reddit, Pinterest y YouTube suspendieron temporalmente las cuentas de Trump y en algunos casos permanentemente a causa del ataque.

El Valle del Silicio ha sido objeto de críticas por su papel en la difusión de información falsa y por servir de plataforma para planear una insurrección. Durante años, Dorsey se resistió a moderar a los usuarios de alto perfil en su plataforma argumentando que el público tiene el derecho de escuchar lo que tienen que decir estas figuras.

Pero en 2020 tuvo que marcar varios tuits de Trump por proporcionar información falsa, se le deshabilitó el retuit excepto para hacer comentarios, y en algunos casos se retiraron publicaciones que incitaban a la violencia. La compañía probó varias políticas en los meses del proceso electoral para limitar que se compartiera el discurso de odio y las desinformación.

Aún así, han recibido críticas por no poderse enfrentar al creciente peligro que suponía la cuenta de Trump que se puso candente cuando el presidente incitó a la multitud a tomar el Capitolio el 6 de enero.

Tras la violencia de ese día, que dejó 5 personas muertas, Trump publicó lo que parecía ser una explicación o justificación de la multitud y además insistía en que la elección no fue legítima diciendo: “Estas son las cosas y eventos que suceden cuando despojan a uno de una forma tan poco ceremoniosa y enferma de una victoria electoral abrumadora”.

Lee también: AMLO critica a Twitter y Facebook por ‘censurar’ a Trump

El viernes, la cuenta de Trump se suspendió permanentemente. El presidente empezó desesperadamente a saltar de cuenta a cuenta, tratando de tuitear desde @POTUS y desde su cuenta de campaña @TeamTrump pero también le cerraron el acceso.

Twitter explicó sus razones para suspender a Trump en un blogpost el viernes en la noche. Decía que los tuits de Trump podrían fácilmente ser interpretados como incitación o justificación “para replicar los actos de violencia que tuvieron lugar el 6 de enero de 2021”.

Dorsey subrayó en sus tuits que es tiempo de un nuevo “parámetro abierto y descentralizado de las redes sociales”.

“Es importante reconocer que este es un tiempo de gran incertidumbre y de lucha para muchas personas en todo el mundo”, dijo. “Nuestro objetivo en este momento es desarmar lo más posible y asegurarnos de que estamos construyendo un entendimiento común más grande, y una existencia más pacífica en la tierra”.

Reuters contribuyó a este reporte.