Síguenos

 

Economía

Millones enfrentan una ‘carrera contrarreloj’ en EU para pagar la renta y evitar desalojos

La moratoria del Centro de Control y Prevención de Enfermedades termina el 30 de junio y en la gran mayoría de los estados la ayuda podría llegar demasiado tarde, dicen los abogados de vivienda

La gente protesta contra los desalojos en Los Ángeles el 21 de agosto. Foto: Lucy Nicholson / Reuters

Recibe en tu correo el newsletter de La-Lista

Millones de estadounidenses se encuentran en “una carrera contra reloj” para recibir asistencia  para la renta antes del final del mes debido a que expira la moratoria federal para el desalojo diseñada para ayudar a las personas durante la pandemia del coronavirus.

La moratoria de desalojo de los Centros para el Control de Enfermedades y la Prevención, (CDC, por sus siglas en inglés) termina el 30 de junio. Aunque en algunos estados se mantendrá en pie la protección para los arrendatarios, la asistencia para renta, que es una línea de vida para millones, podría llegar demasiado tarde, según los abogados de vivienda.

“En este punto se trata de una carrera contrarreloj para tratar de hacer llegar dinero a los inquilinos que lo necesitan para mantenerlos en una casa estable cuando expire la moratoria de desalojo”, dijo Diane Yentel, presidenta y CEO de la Coalición Nacional para Vivienda de las Personas con Bajos Ingresos (NLIHC, por sus siglas en inglés).

A mediados de mayo, 7.49  millones de adultos en Estados Unidos dijeron que no iban al corriente en sus pagos de renta e hipotecas y que tenían poca o nada de confianza en poder realizar los pagos del siguiente mes, según la encuesta de la Oficina de Censos de Vivienda.

Te recomendamos: EU devolverá cada golpe si Rusia continúa con ataques cibernéticos

Hasta ahora, la moratoria de desalojo ha servido para que muchas familias conserven su hogar. Se dieron 1.55 menos casos de desalojo el año pasado que en un año normal según cálculos de Eviction Lab.

Sin la moratoria, necesitarán acceso a 46.55 mil millones de dólares en asistencia de renta por parte del gobierno para ayudar a los inquilinos y a los propietarios aunque la distribución comenzó lenta.

Durante el último día de Donald Trump en el cargo, su administración emitió lineamientos que hacen más difícil para la gente el acceso al programa porque se exige mayor documentación para comprobar que estén calificados.

El departamento de hacienda revisó la guía en marzo y en mayo emitió nuevas reglas para hacer más fácil el proceso.

Yentel dijo que estaba segura de que el dinero se movería de manera más eficiente en los siguientes dos meses, pero advirtió que habría “pocas probabilidades” de que llegara a los inquilinos y propietarios antes de que la moratoria federal expire. La NLIHC ha hecho un llamado para que la moratoria se alargue.

Ya es demasiado tarde para Tiffany Lester, madre soltera con dos hijos de 15 y doce años que viven en Jacksonville, Florida. Ella trabaja como asistente de enfermera y durante la pandemia recortaron sus horas de trabajo de 40 horas a la semana a cerca de 16, lo que la dejó sin posibilidad de cubrir sus pagos este año.

Lester, de 36 años, solicitó inmediatamente el apoyo para renta cuando quedó disponible en abril. Volvió a aplicar en mayo cuando fue posible pero no ha recibido dinero de ningún programa.

Te sugerimos: AMLO acusa ‘campaña de desprestigio’ contra Bartlett por supuesta investigación en EU

United Way del noreste de Florida, que está procesando la primera ronda de solicitudes dijo que había recibido 6,800 solicitudes. Un vocero confirmó que distribuir el dinero puede demorar semanas por medio de un proceso  “muy detallado y deliberado” y que Lester estaba abajo en la lista por el criterio del gobierno.

Lester dijo que su casero le confirmó que no realizaría el desalojo si mostraba que había solicitado la ayuda, pero a las 48 horas de que presentó la prueba, el casero pidió el desalojo.

Han sido noches sin dormir, días de preocupación, miles de lágrimas”, dijo Lester. “Da miedo y que el casero después te diga que ‘ni siquiera has hecho el intento de pagar’”.

Three RIvers Legal Services, una firma sin fines de lucro, ayudó a que no la desalojaran inmediatamente por la moratoria pero su contrato va a terminar y el casero dice que ya no puede renovar.

Afortunadamente, las horas de Lester ya regresaron a la normalidad y encontró un nuevo departamento. Pero sigue esperando el apoyo para renta para pagar su deuda al casero actual.

Peter Hepburn, quien dirige el Sistema de Rastreo de Desalojo en Eviction Lab, la primera base de datos para desalojos, afirmó que la moratoria era la protección menos significativa para la mayoría de los inquilinos. “Creo que tener una asistencia de emergencia para rentas va a ayudar pero hay un gran aumento en las solicitudes”, declaró Hepburn.

No te pierdas: Biden y Putin acuerdan el regreso de sus embajadores a EU y Rusia

Hepburn considera que por la forma en que se distribuye el dinero, habrá más dinero para los estados rurales más pequeños que para los estados urbanos.

Los inquilinos negros y latinos, especialmente las mujeres, corren mayor riesgo de desalojo y de incertidumbre cuando expire la moratoria.

“Una serie de omisiones y errores en combinación han provocado una distribución ineficiente y dispareja del dinero”, aseveró Hepburn. “No se si se hizo con las comunidades de color en desventaja en mente peor inevitablemente así sucede”.

Geográficamente las crisis de desalojo se distribuirán de forma desigual.

En Wyoming, los hogares pueden recibir más de 5,167 dólares en ayuda para renta, mientras que en NY los que rentan locales y casas habitación tienen acceso a 766 dólares, según su análisis.

En lugares como Nueva York, sin embargo, todavía existen algunas protecciones para los inquilinos incluso si la moratoria expira. En estados como Florida y Texas, la asistencia para renta para casa habitación es más baja y los inquilinos no tienen protección.

Y sin esa protección, regresarán a un sistema que favorezca a los propietarios.

En Florida, por ejemplo, la gente que se enfrenta al desalojo por no  pagar renta, tiene que pagar el dinero que deben al registro de la Corte dentro de cinco días de la presentación del desalojo por parte del propietario. Si no lo hacen, el propietario gana inmediatamente. Si se consigue el dinero y pueden cubrir la renta que deben aún así no tienen la garantía de ganar el caso y pueden perder su hogar.

Natalie Maxwell, directora de abogados y litigios en Three RIvers Legal Services, dijo que cuando la moratoria expire, ella espera que los propietarios se presenten ante la corte por esta falta de pagos y que los inquilinos que esperan la llegada de la asistencia sean desalojados.

Maxwell declaró: “Nuestra mayor preocupación por el momento es: ¿Llegará el dinero para el 30 de junio?.

The Guardian
Contribuye a The Guardian

También te puede interesar

Derechos Humanos

Las personas que migraron de Venezuela a otros países de Latinoamérica alquilan en casas o habitaciones particulares con contratos verbales. La situación "se agrava"...

Publicidad