Síguenos

 

Género

Brecha de género por Covid en la India: las mujeres quedan atrás en la campaña de vacunación

Problemas de desinformación y acceso, combinados con normas sociales patriarcales, alimentan la disparidad en la distribución en la mayoría de los estados.

Una mujer recibe la vacuna Covishield en un centro de salud en Sultanpur, Uttar Pradesh. De 29 millones de vacunas administradas en la región, casi el 60% se han administrado a hombres. Foto: Prakash Singh / AFP / Getty

Recibe en tu correo el newsletter de La-Lista

Una serie de desigualdades estructurales profundamente arraigadas y los valores patriarcales son los culpables de la preocupante brecha de género de la vacunación de Covid-19 en la India, advirtieron activistas y académicos.

Al 25 de junio, de 309 millones de dosis de vacuna Covid administradas desde enero de 2021, 143 millones se administraron a mujeres en comparación con casi 167 millones a hombres. Según CoWin, el sitio de estadísticas nacionales de la India, esto representa una proporción de 856 dosis administradas a mujeres por cada 1,000 administradas a hombres. La diferencia no se explica por el desequilibrio de género de la India de 924 mujeres por cada 1.000 hombres.

Uttar Pradesh, el estado más poblado de India con el mayor número de personas que viven en áreas rurales, ha administrado 29 millones de vacunas. De esta cifra, que incluye la primera y la segunda dosis, el 42% se administró a mujeres. Bengala Occidental, el cuarto estado más poblado, también se está quedando atrás y las mujeres reciben el 44% de las dosis. Dadra y Nagar Haveli, un territorio predominantemente rural en el oeste de la India, tiene una de las disparidades más marcadas: solo el 30% de las vacunas fueron para mujeres. Daman y Diu, Delhi y Jammu y Cachemira se encuentran entre las otras regiones con un mal desempeño. Un puñado de estados, incluidos Kerala y Andhra Pradesh, han administrado más dosis a mujeres que a hombres.

Te recomendamos: La variante Delta, presente en 85 países, reta a la vacunación Covid-19

Los datos sobre personas transgénero, personas no binarias o personas de otros géneros marginados no se han rastreado con precisión, y todos los grupos se incluyen en la singular categoría de “otros”.

“Las mujeres no son vistas como una parte importante de la estructura familiar, comunitaria o social. La brecha de género de la vacuna refleja la desigualdad de género que prevalece en la India, e incluso a nivel internacional”, dijo Bhagyashri Dengle, director ejecutivo para la región Asia Pacífico y políticas y prácticas de transformación de género de Plan International.

Sofia Imad, investigadora junior del laboratorio de ideas IDFC Institute con sede en Mumbai, ha investigado las actitudes hacia la vacunación entre la población urbana pobre en Mumbai y Pune. Dijo que había varias razones por las que las mujeres no podían vacunarse o se mostraban reacias a recibir la vacuna.

Hay dudas debido a los rumores sobre los efectos secundarios y de cómo la vacuna afecta la fertilidad y la menstruación”, señaló Imad. “Pero hay otros factores como que las mujeres no tienen acceso a la tecnología necesaria para registrarse, no tienen información sobre dónde están los centros de vacunación, o no pueden ir solas a esos centros.

“Las mujeres a menudo también necesitan el permiso de sus maridos para vacunarse. Incluso si lo consiguen, si sus maridos no están disponibles para acompañarlas… se lo pierden”.

Ram Kumari, de 26 años, de Gurugram, Haryana, dijo: “Ni siquiera sabía que teníamos que registrarnos por teléfono. No tengo un teléfono inteligente. Mi esposo tiene uno, pero no sé cómo usarlo”.

Ella agregó: “Quiero ponerme la vacuna y pensé en ir al hospital del gobierno, pero está demasiado lejos para caminar. No tengo forma de llegar allí, especialmente sola”.

La quinta Encuesta Nacional de Salud Familiar, realizada en 2019-2020, mostró una clara brecha digital de género. De los encuestados, el 58% de las mujeres nunca había utilizado internet, en comparación con el 38% de los hombres.

Julie Thekkudan, una experta en derechos de la mujer y justicia de género con más de 18 años de experiencia, declaró: “La mayoría de los hombres no consideran importante registrar a sus esposas en la aplicación CoWin. Su salud no se considera una prioridad y si no trabajan fuera del hogar, no se les considera en riesgo”.

Añadió: “La movilidad también se convierte en un problema. Si el transporte público no está fácilmente disponible y no se puede caminar (al centro de vacunación), ¿qué pueden hacer las mujeres de la clase trabajadora?”.

Como anécdota, las mujeres informan que se da preferencia a los hombres para recibir la vacuna en muchos hogares mixtos. Neerja Sharma, de 46 años, de Jaipur, Rajasthan, dijo: “Mi esposo pensó que era correcto que se vacunara primero. Debido a los posibles efectos secundarios de Covishield (la vacuna india) necesitaba que lo cuidara mientras estaba enfermo. Y si me enfermo con él, ¿quién cocinará y se ocupará de la casa y de nuestro hijo?

Otra preocupación para muchas mujeres es que la información sobre los efectos secundarios y cómo tratarlos no está disponible en un idioma o formato accesible. También existen temores infundados de que la vacuna pueda causar infertilidad o interrumpir los ciclos menstruales, especialmente en las comunidades rurales.

Imad dijo: “Mucha de la información que obtienen las mujeres es a través de WhatsApp, que puede no ser confiable. Las mujeres tienen dos tipos de preocupaciones: una es que no pueden recibir la vacuna durante la menstruación y la otra es que la vacunación afectará sus ciclos futuros.

“Los activistas de salud social no han recibido capacitación sobre las vacunas Covid-19 y no se les ha entregado ningún material de comunicación. Necesitan acceso a materiales de trabajo de salud comunitarios para poder aliviar las preocupaciones desde su trabajo de base”.

A medida que las empresas se preparan para volver al trabajo presencial, vacunarse se ha convertido en una prioridad para los trabajadores. Una encuesta de tendencias de vacunación Covid-19, realizada en la India en abril de este año, encontró que más del 50% de las empresas planean facilitar la vacunación de sus empleados y sus dependientes.

Sin embargo, un estudio publicado en marzo por la Universidad de Krea en Andhra Pradesh encontró que el 93% de las mujeres rurales y el 77% de las mujeres urbanas tienen empleos informales, donde la mayoría de los patrones no creen que sea su responsabilidad asegurarse de que los trabajadores estén vacunados.

No te pierdas: Mezclar vacunas de Covid proporciona una fuerte respuesta inmune, según un estudio

A principios de este mes, el Ministerio de Salud y Bienestar Familiar dijo que cualquiera podía ingresar a un centro de vacunación sin registrarse previamente en la aplicación, lo que vuelve esto más accesible para las mujeres.

Pero Thekkudan dijo que era necesario hacer más para cerrar la brecha de género en la vacunación. “Necesitamos fomentar las visitas sin cita previa y facilitar las vacunas puerta a puerta. También necesitamos crear materiales de concienciación sobre la salud pública, traducidos a los idiomas regionales y representados gráficamente. Es esencial poner esta campaña de vacunación en ‘modo misión’”.

Dengle de Plan International dijo que no era solo una cuestión de acceso. “Tenemos que abordar las normas sociales y las causas fundamentales que crean esta brecha. Y tiene que empezar para los jóvenes: ¿estamos enseñando a nuestros hijos estereotipos como que las mujeres pertenecen a la cocina? Un plan de estudios inclusivo es solo una de las formas en que podemos comenzar a abordar la desigualdad de género que conduce a tales brechas en el esquema más amplio de las cosas”.

The Guardian
Contribuye a The Guardian

También te puede interesar

Actualidad

También se aplicará a mayores de 49 años que recibieron la primera dosis antes del 31 de mayo y no hayan acudido a su...

Salud

Ante el repunte de contagios mundiales de covid derivado de la variante Delta, en todo el globo se ha desatado el debate de optar...

Multimedia

Entre la población mexicana se esgrimen razones para no querer recibir alguna de las vacunas contra el Covid-19.

Mundo

El país norteamericano abrirá su frontera terrestre a los habitantes de EU que estén completamente vacunados.

Publicidad