Proyecto Galileo: científicos buscarán señales de tecnología extraterrestre
Una ilustración en 3D del objeto interestelar conocido como Oumuamua. Foto: Aunt_Spray/Getty Images/iStockphoto

Un equipo de científicos se embarcará en un nuevo proyecto de investigación internacional dirigido por la Universidad de Harvard para buscar pruebas de vida extraterrestre, mediante la búsqueda de la tecnología avanzada.

El Proyecto Galileo está dirigido por el profesor de astronomía de Harvard Avi Loeb. Loeb cofundó el proyecto con Frank Laukien, CEO de Bruker Corporation, un fabricante de equipos científicos con sede en Massachusetts.

“Dado que recientemente se ha descubierto una gran cantidad de sistemas Tierra-Sol, el Proyecto Galileo está comprometido con la propuesta de que los humanos no pueden seguir ignorando la posible existencia de Civilizaciones Tecnológicas Extraterrestres (ETC, por sus siglas inglés)”, anunció el equipo en un comunicado el lunes.

Lee también: Así es como la cultura pop da forma a nuestro concepto de extraterrestres

El proyecto se presenta tras el informe del gobierno estadounidense del mes pasado sobre una serie de Fenómenos aéreos no identificados, que fueron reportados por personal de la Marina y Oumuamua, un objeto interestelar que entró en el sistema solar en 2017. Oumuamua no se parecía a ningún cometa o asteroide observado anteriormente y, a su vez, provocó un debate entre los astrónomos sobre su verdadero origen.

De acuerdo con el equipo del Proyecto Galileo, “Oumuamua resultó tener propiedades altamente anómalas que desafían las explicaciones bien conocidas de la naturaleza“. “Solo podemos especular… ampliando nuestra imaginación, que ‘Oumuamua’ sea tal vez un objeto tecnológico extraterrestre, similar a una vela ligera muy fina o a una antena parabólica de comunicación”, añadió.

En lugar de buscar señales electromagnéticas, el Proyecto Galileo buscará objetos físicos asociados a equipos tecnológicos extraterrestres, también conocidos como tecnofirmas.

Lee también: ‘Va a ser una gran sorpresa’: los expertos en ovnis esperan el informe del Pentágono

El proyecto seguirá tres grandes líneas de investigación: obtener imágenes de alta resolución de los Fenómenos aéreos no identificados mediante sensores multidetectores para descubrir su naturaleza, buscar e investigar exhaustivamente los objetos interestelares de tipo Oumuamua y hallar posibles satélites de Civilizaciones Tecnológicas Extraterrestres.

Es muy importante que tengamos en cuenta que el Proyecto Galileo no está pensado para todo, y no es para todos“, consideró Laukien. “Tiene un alcance definido, y tiene limitaciones”, añadió, refiriéndose al objetivo del proyecto de explorar únicamente las explicaciones de la física conocida, en lugar de especular sobre Fenómenos aéreos no identificados anteriores, supuestas observaciones e informes informales.

Queremos despejar la incógnita mediante un análisis transparente y científico reuniendo nuestros propios datos, sin los datos basados en los sensores del gobierno, porque la mayoría de esos datos son clasificados”, explicó Laukien.

Actualmente, el equipo está escogiendo los instrumentos que planea comprar y tiene previsto instalar decenas de sistemas de telescopios en todo el mundo. Cada sistema estará formado por aproximadamente dos telescopios de 25 centímetros (10 pulgadas) con una cámara adecuada para detectar objetos de interés, conectados a un sistema informático que filtrará los datos.

Tenemos previsto obtener algunos resultados interesantes el próximo año, esperamos“, dijo Loeb en una reciente conferencia de prensa.

El proyecto, nombrado en honor al astrónomo italiano Galileo Galilei, conocido por su uso pionero de los telescopios, se compromete a “atreverse a mirar a través de nuevos telescopios, tanto en sentido literal como figurado.