Facebook e Instagram introducirán la verificación de pago mientras Twitter cobrará por la verificación en dos pasos por SMS
Meta anunció que cobrará a los usuarios de Facebook e Instagram por tener cuentas verificadas, mientras que Twitter indica que solo ofrecerá su verificación en dos pasos por SMS a los usuarios de pago. Foto: Dado Ruvić/Reuters

Los usuarios de Facebook e Instagram pronto tendrán que pagar para estar verificados en dichas plataformas de redes sociales, ya que Meta seguirá los pasos de su plataforma rival Twitter.

Mark Zuckerberg, director ejecutivo de Meta, anunció el domingo en una publicación de Facebook que el servicio empezaría a implementarse en Australia y Nueva Zelanda a finales de esta semana.

La empresa indicó que costaría 11.99 dólares (unos 200 pesos) al mes en la web o 14.99 dólares (unos 270 pesos) en iOS y Android (o, en Australia, 19.99 dólares (unos 250 pesos) en la web o 24.99 dólares (unos 300 pesos) en iOS y Android).

Zuckerberg explicó que, además de una insignia azul, el servicio ofrecerá “protección adicional contra la suplantación de identidad”, un mayor alcance para los usuarios verificados y acceso directo al servicio de atención al cliente.

En una entrada de blog, Meta señaló que se basaría en documentos de identidad emitidos por el gobierno para comprobar la identidad de las cuentas verificadas, con el objetivo de evitar la vergüenza que suponen las cuentas que suplantan la identidad de personas y marcas, como ocurrió cuando Twitter lanzó inicialmente su servicio de verificación de pago.

Las cuentas también deben tener un historial de publicaciones y los usuarios deben tener al menos 18 años de edad.

El servicio no estará disponible para las empresas en esta etapa, indicó Meta.

La mayor visibilidad de las publicaciones de usuarios verificados “dependerá del tamaño de la audiencia existente de un suscriptor y del tema de sus publicaciones”, señaló la empresa. Aquellos que tengan una audiencia menor podrían notar más el impacto.

La empresa indicó que también ofrecería “stickers exclusivos” en las historias de Facebook e Instagram, así como en los reels de Facebook.

Meta recortó 11 mil puestos de trabajo en noviembre –el equivalente al 13% de su personal– en medio de la caída de los ingresos por publicidad y la recesión económica. El precio de las acciones de la empresa cayó más de un 70% en 2022 antes de repuntar, y en julio reportó su primera caída de ingresos de la historia.

El CEO de Twitter, Elon Musk, respondió a la noticia en un tuit comentando que era “inevitable” que Meta siguiera los pasos de Twitter.

Twitter restringe la verificación en dos pasos por SMS a las cuentas de pago

Por otra parte, Twitter anunció el viernes que a partir del 20 de marzo solo ofrecerá la verificación en dos pasos por SMS a los usuarios suscritos al servicio Twitter Blue, que tiene un precio mensual de 8 dólares (unos 140 pesos).

Actualmente, la empresa ofrece la verificación en dos pasos gratuita a través de aplicaciones de terceros y una clave de seguridad, que son considerados más seguros que los sistemas basados en SMS. Si las cuentas no suscritas que utilizan la verificación por SMS no se cambian de servicio antes de la fecha límite, Twitter indicó que desactivaría la verificación en dos pasos para dicha cuenta.

La medida suscita inquietudes ante la posibilidad de que se produzcan hackeos generalizados de cuentas el próximo mes en caso de que no se realice el cambio.

El último informe de transparencia de Twitter previo a la adquisición de Musk muestra que en diciembre de 2021, aunque solo el 2.6% de las cuentas activas de Twitter utilizaban la verificación en dos pasos, el 74.4% de ellas utilizaban los SMS como método de verificación.

Musk afirmó que Twitter era objeto de una “estafa” de 60 millones de dólares al año procedente de mensajes falsos de verificación en dos pasos. Musk apoyó por separado un tuit en el que afirmaba que las estafas eran obra de empresas de telecomunicaciones que habían creado cuentas bot para ejecutar el proceso de verificación en dos pasos y así obtener ingresos de los mensajes de texto de Twitter.