MasterChef genera polémica por platillos con especies amenazadas en Ecuador
Foto: Facebook MasteChef Ecuador

El programa MasterChef Ecuador generó controversia tras la presentación de la preparación de platillos con animales silvestres bajo amenaza. Durante el último programa los concursantes elaboraron platos con venado, tiburón, cocodrilo de una especie conocida como babilla, y capibara (el roedor más grande del mundo que habita los bosques tropicales del Centro y Suramérica).

Las carnes expuestas en el programa pertenecen a cuatro especies silvestres que se encuentran en diferentes categorías de amenaza, peligro o extinción. Lo que ha llevado al Ministerio del Ambiente, Agua y Transición Ecológica de Ecuador a recordar que la caza y consumo estas especies es un delito y amenaza su conservación.

Asimismo, a través de un comunicado, rechazó “categóricamente la promoción y difusión de contenido gráfico o audiovisual que incite la compra y consumo de especies silvestres” e hizo un llamado a la ciudadanía a respetar y proteger “la extraordinaria biodiversidad del país” e instó a los medios de comunicación a apoyar el fortalecimiento de la política ambiental nacional.

También hubo polémica por la difusión del programa en una televisión nacional, que “si bien fue filmado fuera del país, expone una situación que podría provocar el consumo ilegal de carne silvestre”.

Por otra parte, señaló que el tráfico de fauna de vida silvestre es una problemática que acrecienta la amenaza de las especies del país y que la cacería indiscriminada, el transporte de carne o elementos constitutivos, el comercio, consumo, entre otras actividades ilegales suponen un peligro para la conservación de especies y ecosistemas, además de ser un potencial riesgo para la salud humana.

Durante 2021, se han desarrollado 527 operativos de retención y rescate, ha iniciado 12 procesos penales por delitos contra la vida silvestre y ha levantado 23 procesos administrativos por ilícitos contra la biodiversidad.

El Código Orgánico Integral Penal (COIP) sanciona con una pena que de uno a tres años de cárcel por los delitos contra la flora y fauna silvestre.

Varias organizaciones ambientalistas y usuarios en redes sociales han denunciado la decisión del célebre programa de telerrealidad de cocina, filmado según indicaron en Colombia, donde las especies expuestas también son protegidas de acuerdo con los tratados internacionales suscritos por el país vecino.

El Movimiento Animalista Nacional del Ecuador (MAN) solicitó a los responsables del programa y del canal televisivo una explicación acerca de la procedencia de la carne al señalar que “este tipo de platos, en este tipo de shows, procuran normalizar el consumo de animales protegidos, cuya tenencia maquilla el tráfico de animales silvestres y la destrucción de ecosistemas”.

Con información de EFE.