¿Cómo lograr que la gente preste atención a lo que se siente ser una mujer en México y el temor y tristeza que ello provoca?. La joven mexicana Daniela Nevárez, Danny, como le dicen sus amigos y familiares, busca hacerlo a través de la música. Está iniciando su carrera musical y, ante la posibilidad de escribir sobre cualquier tema, ella decidió hacer música con un trasfondo social y cantar sobre uno de los mayores problemas que ve hoy en México: la violencia contra las mujeres y los feminicidios.

“Yo he tenido suerte”, dice Danny, al recordar que a sus 26 años nunca ha tenido que vivir violencia machista más allá del acoso callejero en avenidas y el transporte público o violencia psicológica en relaciones de pareja. Lo dice comparando su experiencia de vida con las historias que ha escuchado en amigas y familiares, quienes sí se han enfrentado a niveles de violencia más altos, además de las noticias de feminicidios y agresiones contra mujeres de las que lee constantemente.

Danny es una cantante independiente y compositora que escribe sobre el dolor y frustración que siente siendo una mujer mexicana, una situación que ella describe como una pandemia, porque a las mujeres en México las agreden y asesinan por su género. Además, también escribe sobre la otra pandemia que ha tocado su vida de manera particular: hace un año su papá falleció de Covid-19, por lo que su modo de expresar sus sentimientos fue a través de la música.

La música estuvo presente en su vida desde que ella era pequeña y su papá la inscribió a clases de piano a los cinco años. Danny nació en la Ciudad de México (CDMX), y aunque en un principio ella se resistió, su papá insistió en que terminara las clases porque no le gustaba “la gente que empieza algo y no lo termina”.

Bajo ese lema, Danny terminó sus clases en 10 años y en ese camino se dio cuenta de su interés particular por el canto, haciendo pequeñas presentaciones ante familiares y amigos, aunque siempre con la intención de poder hacerlo profesionalmente. A la par, ingresó a la universidad para estudiar Economía, en donde descubrió otro tema que le interesaba: la relación entre la economía y la violencia que aqueja a las mujeres. 

“En la carrera uno empieza a tener más consciencia social y es a raíz de eso que me empiezo a involucrar más en los problemas sociales del país y en específico empiezo a nombrarme feminista”, recuerda Danny en entrevista con La-Lista

Lo dice porque una vez que terminó la carrera, decidió estudiar un posgrado basado en el tema del género en la economía. “El género sí tiene que ser un eje transversal en todas las esquinas, porque afecta en todos los ámbitos y en la parte económica se puede ver, por ejemplo, con la brecha salarial o en cómo teniendo las mismas competencias académicas, puede ganar más un hombre que una mujer o puede ser más sencillo para él aspirar a una dirección”, recalca. 

La economista y cantante agrega que la violencia contra las mujeres se ve influenciada por el entorno en el que se vive, como la zona en la que las mujeres radican, el poder económico y la educación. Lo que leyó e investigó sobre el tema la llevó a liberar sentimientos de enojo y frustración y “eso es lo que empieza en mí a hacer que yo empiece a escribir dos o tres canciones referentes a eso que yo sentía y esa frustración”, recuerda Danny Nevárez.


Así, hace dos años empezó a escribir canciones sobre las violencias que ella ha vivido en cosas tan simples como salir sola a la calle o intentar usar el transporte público, pero también hizo referencia a los casos de otras mujeres que han sido violentadas de otras maneras, entre ellas el feminicidio.

México tiene leyes que hablan sobre la violencia contra las mujeres, dice Danny, “pero ¿por qué esas leyes no hacen el efecto que queremos? ¿por qué no erradican esa violencia? Ahí es cuando yo veo la necesidad de hablarlo desde otros ámbitos y no solo en el papel de la ley en un idioma que no todos entendemos y que no todos podemos manejar ni sentirlo tangible y entonces para mí es a través de la música”. 

Las dos pandemias fue el nombre que eligió para su primer álbum, conformado por ocho canciones, en donde la mayoría hablan de machismo, pero el disco también “sale a raíz del dolor de una pandemia sanitaria con un Covid que a mí en lo personal me arrancó a mi papá”.

La primera canción, “No es no“, fue lanzada en 2021. “Que no te digan en la esquina: mi amor. Que no defiendan al hombre que te violentó, es que no importa si tú viajas sola, acompañada o en grupo, nadie te controla”, dice una parte de la letra. 

“El siguiente single se va a llamar ‘Sueños rotos’ y trata de eso, yo creo que en términos de la letra es una de las canciones más poderosas y más que no tiene pelos en la lengua, es el decir ‘nos están matando y yo como mujer cómo no voy a tener los sueños rotos si al final del día veo todos los días una noticia que me los rompe o veo al final del día en las redes sociales que ya se está anunciando otro feminicidio o que ya están acusando otra violencia‘. Trata de eso, de cómo el ser mujer te rompe los sueños por la sociedad en la que vivimos”, cuenta.

En un principio el disco estaba destinado a tocar únicamente temas de feminismo en todas las canciones, pero “esta pandemia de Covid nos vino a mover todo, nos vino a cambiar, personalmente me cambió la vida 180°, mi papá falleció de Covid hace un año y fue algo que marcó mucho mi vida”, dice.

Los ritmos son de pop, pero también incluyen R&B e indie. Como inspiración, Danny dice que admira el trabajo de mujeres cantantes como Silvana Estrada, Gril Ultra y Rebecca Lane

Danny Nevárez, una economista que escribe y canta sobre dos pandemias - danny-nevárez-música-853x1280
Foto: Cortesía.

El camino como artista independiente

Actualmente, trabaja como economista en el Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) para poder solventar sus gastos habituales y la inversión en su música. Su proyecto musical inició de manera profesional hace aproximadamente dos años, ha invertido alrededor de 40 mil pesos, y apenas está en camino de lanzar su segunda canción.

Ella, como artista independiente, relata que el buscar una carrera musical en México puede ser complicado por la falta de contactos, la inversión económica necesaria y los estereotipos promovidos en la industria para poder vender. 

Además, la compositora indica que en ocasiones no se dimensiona lo que requiere hacer música, entre las personas, el conocimiento y la experiencia necesaria.

“Es muy caro, yo incluso cuando empecé diciendo ‘voy a hacer una canción’, nunca pensé todo el trabajo que llevaba detrás y todas las personas que se involucran para hacer una canción”, dice.

A ello suma que no todas las personas están interesadas en escuchar música con un trasfondo social, pues hay a quienes no parece interesarles su proyecto por las temáticas que incluye. 

Si fuera música que no tuviera la parte de conciencia social en cuanto al feminismo, probablemente me escucharían más hombres y al final del día son más números, son más vistas, son más reproducciones que uno como artista llega a vivir de ello. Pero ahí uno tiene que romper esa barrera de decir ¿a quién quiero que llegue mi música realmente? ¿Quién quiero que sea la persona que me oye?”, cuestiona.

Frente a la necesidad de hacer música con sentido y que exprese lo que se vive en el día al día al ser mujer en México, “mientras existan esas dos, tres o cinco personas que estén dispuestos a escuchar o que les guste lo que uno hace como artista, es suficiente”, recalca.

Para escuchar la música de Danny puedes hacerlo a través de Spotify o seguir sus redes sociales.

@dannynevarez_ ¿Que quienes somos para rayar?… #feminismo #feminist #feminista #8m💜 #cancionsinmiedo #vivirquintana ♬ sonido original – DannyNevárez
La-Lista Síguenos en nuestras redes sociales