El PRI presentará denuncia ante la FGR por vacunas de Covid-19 caducadas
Los diputados del PRI piden que Birmex comparezca. Foto: Twitter/@melissavargasmx

El PRI interpondrá una denuncia ante la Fiscalía General de la República (FGR) por daños al erario público y conductas u omisiones de servidores públicos tras el desperdicio de más de cinco millones de vacunas caducadas de Covid-19.

Los presentes pedirán a la Secretaría de la Función Pública (SFP) y a la Auditoría Superior de la Federación (ASF) que comience una investigación sobre el caso y que la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados cite a los responsables de comprar y distribuir vacunas a comparecer.

“Es inadmisible que hoy nos demos el lujo de tirar este dinero a la basura, simplemente por fallas logísticas o por fallas operativas o porque simplemente el Gobierno Federal no quiere soltar la operación logística de las vacunas”, sostuvo la diputada del PRI Melissa Vargas Camacho en una conferencia de prensa.

La legisladora resaltó que en varios estados del país están aplicando vacunas que están a punto de caducar, “ya pasó en el primer cierre que hubo en la etapa de vacunación, en donde las vacunas prácticamente caducaban en abril y fueron entregadas a los gobiernos estatales el mismo mes. No es la primera vez que por una omisión se pone en riesgo la salud y por otro lado existe un daño al erario público”.

El PRI presentará denuncia ante la FGR por vacunas de Covid-19 caducadas - vacunas-caducas-covid-1
La denuncia penal es por daño al erario público por las vacunas caducadas de Covid-19. Foto: Twitter/@melissavargasmx

Frinné Azuara, senadora del PRI, destacó que es importante conocer a detalle por parte del titular de Laboratorios de Biológicos y Reactivos de México (Birmex) las causas que originaron las pérdidas de vacunas y los procedimientos que se siguieron para desechar las vacunas.

“Resulta sumamente preocupante la pérdida por caducidad de tal cantidad de vacunas, sobre todo considerando las dificultades económicas y logísticas que se han presentado para acceder a la cantidad suficiente para cubrir la vacunación en toda la población con dosis completa, y por la cantidad de recursos financieros que ello ha significado”, declaró Azuara.

Por su parte, Kenia López Rabadán, diputada del PAN, señaló que se debe investigar a Hugo López-Gatell Ramírez, a quien consideró como el “responsable de la mala distribución que generó la pérdida de 5 millones de vacunas”.

“Es increíble que conciban de esta manera tan irresponsable el servicio público y el ejercicio del presupuesto, por cierto, presupuesto de los impuestos de la gente porque no son de la chequera de ningún gobernante. Millones de pesos tirados a la basura por la irresponsabilidad de Morena”, mencionó López Rabadán en su conferencia “La Contramañanera” el 26 de septiembre.

El pasado 25 de septiembre, la Secretaría de Salud confirmó que más de 5 millones de vacunas contra el virus SARS-CoV-2 que causa el COVID-19 serán destruidas debido a que caducaron.

Luego de que el medio Reforma publicara una nota respecto al tema, la dependencia de salud detalló que 5 millones 41 mil 50 fármacos se desperdiciarán, lo que representa el 2% del total de vacunas que han llegado al país.

La mayoría de las dosis que presentaron la caducidad vencida, corresponden a vacunas de AstraZeneca donadas (3.4 millones, que representan el 68% del total) y el resto es de Sputnik V, y argumentó que una parte se venció debido a retrasos en la llegada de las dosis complementarias.

La dependencia federal detalló en un comunicado que un total de 856 mil 191 dosis también se catalogaron como perdidas en las entidades federativas, ya sea por mermas operativas, accidentes de frío o caducidad, por lo que fueron en total 5.8 millones de vacunas desperdiciadas.

Pese a ello, la dependencia de Salud aclaró que esta medida no impactará con la disponibilidad de las vacunas bajo el resguardo de Laboratorios Biológicos y Reactivos de México (Birmex) S.A de C.V, y se podrá atender la demanda de la ciudadanía en el país sin ningún contratiempo.

La Secretaría de Salud argumentó que esta situación no es exclusiva de México, sino que otros países del mundo también se vieron forzados destruir vacunas, luego de que presentaran caducidad vencida o mermas operativas.