El príncipe Carlos reparte el <em>royal maundy</em>
El príncipe de Gales y la duquesa de Cornwall presidieron la ceremonia del royal maundy en la capilla de San Jorge. Foto: Twitter / The Royal Family

Es Jueves Santo y, en esta fecha, se realiza uno de los eventos con mayor arraigo en la tradición de la monarquía británica. Se trata del royal maundy.

Con raíces que datan del año 600, los primeros registros históricos señalan que el rey Juan Sin Tierra repartió, en 1210, el royal maundy o dinero del Jueves Santo: una limosna simbólica, en monedas de plata, para los pobres.

“El Jueves Santo, que antecede el Viernes Santo, fue celebrado hoy en la capilla de San Jorge en Windsor. El príncipe de Gales y la duquesa de Cornwall presidieron el servicio anual del maundy en nombre de la reina, y distribuyeron el dinero maundy

“En el servicio, que conmemora la Última Cena, sus altezas reales distribuyeron monedas acuñadas especialmente en bolsas rojas y blancas a pensionados de todo el país en reconocimiento de su relevante servicio cristiano”, señaló en Twitter la casa real británica.

Este dinero tiene un simbolismo propio. En un principio, era complementario a la tradición de lavado de pies por parte de la realeza a sus súbditos pero, con el tiempo, se quedó simplemente en el obsequio de dinero a gente de edad avanzada.

El número de personas que reciben este dinero especial está relacionado con los años que posee el monarca regente. Como la reina Isabel II, cuyo primer acto público como monarca fue precisamente repartir el royal mandy, tiene 96 años, 96 personas fueron elegidas para esta ocasión.

Como en la antigüedad, las monedas siguen siendo de plata. Sin embargo, en esta ocasión, fueron acuñadas con una inscripción que celebra el jubileo de platino de la monarca británica, quien tiene 70 años al frente del Reino Unido.