Síguenos

 

Estilo de vida

La explosión del pop latino en Londres: ‘El cuerpo decodifica el significado de la música’

Las comunidades de latinoamericanos crecen en Londres y con ellos llega su música. ¿Se silenciará por la gentrificación y la estrechez de las mentes?

En la fila de atrás Dukus, Sachellys, Guala, Angelo Flow. En la primera fila: Desta French, Daniela Brooker, Amber Donoso, Anansi. Foto: Manuel Vázquez

Recibe en tu correo el newsletter de La-Lista

Amaranta Wright y Tobias Huband-Thompson/The Guardian

En Reino Unido, el pop en español se relaciona con éxitos de verano exóticos como Livin’ La Vida Loca y Mambo No. 5. Éxitos como Despacito y Mi gente estuvieron hace relativamente poco tiempo en las listas de popularidad, y muchas canciones de cosecha nacional como la canción de Ed Sheeran Shape of You, tienen la influencia del reggaeton, pero en las mentes británicas hay muchos estereotipos bastante desagradables: bailarines de flamenco con rosas en los dientes, cantantes con vaselina en el pelo y muchas guitarras acústicas.

Los jóvenes músicos latinos más brillantes de la ciudad quieren cambiar todo eso combinando los ánimos fríos y oscuros de Londres con su vibrante herencia latina, todo esto mientras se resguardan de las nubes de noviembre en un estudio del este de Londres antes de que empiece el confinamiento.  Una atmósfera de carnaval prevalece en la mezcla del español y el inglés, y los mil sonidos de salsa, cumbia y reggaeton mezclados en el ambiente del cuarto.

Sachellys, Desta French, Amber Donoso, Daniela Brooker, Dukus, Angelo Flow, Anansi y Guala nacieron o crecieron en Reino Unido pero con raíces muy firmes en América Latina. Están muy conscientes de que los sonidos con los que crecieron tienen mucho éxito fuera de Reino Unido. Artistas latinos como Bad Bunny, Ozuna y Maluma suenan en los primeros lugares en todo el mundo. Ahora, por primera vez, según el DJ de reggaeton y promotor José Luis Seijas, “estamos viendo el desarrollo de un sonido latino urbano de Reino Unido que se caracteriza por su autenticidad”.

También lee: El futbol fue solo una parte: Diego Maradona trascendió el deporte

Incluso con las restricciones de una pandemia global, los artistas esperan una explosión de música latina en Reino Unido, con la capital como su centro. “A la gente le atrae lo que le hace sentir bien y la música latinoamericana tiene una vibra positiva, feliz”, dice Sachelly, una joven artista anglocolombiana. “Sólo por coincidencia empezamos a escribir en nuestros idiomas, pensando en que nadie más lo estaba haciendo. Pero todos lo estábamos haciendo al mismo tiempo, lo cual es un poco loco”.

Fusionan el grime y el Afro-swing con el sabor latino por lo que la nueva generación de Gran Bretaña tiene confianza en la originalidad de su sonido e historia, dice Seijas. “Se trata de una transición parecida a la de los músico británicos negros que en un principio tenía una fuerte influencia del hip-hop de EU y el R&B, pero que ahora tiene su propio sonido y ritmo. Los chicos anglolatinos ya no sólo importan música de América Latina para tocarla aquí. Crean nueva música de las influencias que reciben al crecer como latinos en Londres”.

El venezolano que llegó a Reino Unido hace 20 años es parte de esta transición. Trajó el reggaeton en 2005 con su grupo La Bomba a los clubes Ministry of Sound y SeONe. En ese tiempo Daddy Yankee y Tego Calderón fueron un éxito, recuerda Seijas. “Fue Calderón el que hizo que me gustara el reggaeton. Antes de eso, la salsa era nuestra música callejera”, dice, y también recuerda la importancia del house latino. Dice que estos estilos se fundieron con la diversidad de música de Reino Unido que va de “Stormzy, Giggs y Wiley, al punk, garage y cualquier otro género”, lo que proporciona una fuente inagotable de inspiración para la población londinense de habla hispana y portuguesa.

Se trata de una de las comunidades de migrantes que están creciendo con mayor rapidez en Londres. Se calcula que son un millón de personas y que dos tercios de ellas llegaron a partir del 2000, según la agencia de caridad Trust for London. La primera generación tendía a mantener un perfil bajo y trabajaba para darle una mejor vida a sus hijos, que son los que están dejando su huella en los clubes de Londres.

Al principio cantaban o rapeaban sólo en inglés pero todos estos artistas dicen haber encontrado su verdadera voz cuando empezaron a cantar también en español, o en el caso de Anansi, en portugués. La canción Aguanta de Desta French destaca la vibra de fusionar un lick de guitarra latino con el taladrar de un ritmo de tambor y letras en español que destacan la resistencia, la libertad, el empoderamiento y la fe en Pachamama, una diosa andina de la naturaleza. “La diversidad de Londres te hace querer ser más experimental e innovador como músico”, dice.

Muchos de estos artistas provienen de la gran comunidad de colombianos en Londres, pero su herencia viene desde República Dominicana hasta Chile. “Yo pasé la mitad de mi niñez en una granja en Chile con mi madre y la otra mitad con mi madre, en Londres”, explica Amber Donoso. “Cuando mi padre murió empecé a estar más tiempo en Reino Unido, y me di cuenta de que extrañaba mucho esa cultura. No tenía amigos latinos en Reino Unido y apenas de mi cuenta de cuánto lo necesitaba. Ser reggaetonera me parece una gran forma de compartir nuestra cultura y música”.

El rapero y trabajador social, Guala, creció en Tottenham y en una granja orgánica en Ecuador en Ambato y tampoco conocía a nadie con sus orígenes tan complejos. “Tal vez por eso es que mi rap es tan rápido. Siento que tengo que decir todo lo que pueda en un beat!” Anansi tiene antecedentes todavía más amplios: de Brasil, de Guyana y de Surinam. Canta y rappea en portugués, inglés y español. Con ropa de colores y estampado de leopardo y con una botella de ron en la mano me explica que es “negro pero no caribeño, ni africano… Imagina ser afrolatino en Reino Unido. No vas a llegar a YouTube y encontrar un artista similar, o una audiencia que sea de donde yo soy”. Esta característica única puede ser una carga pero también una bendición. “Puedo servir de referencia para cualquier persona con antecedentes igual de locos”.

Hay estereotipos y diferencias con las que estos músicos tienen que batallar. La anglovenezolana Daniela Brooker recibe mención en la lista de la revista Billboard de las 17 artistas latinas que hay que descubrir durante la cuarentena. Dice que en la escuela “me daba cuenta de lo diferente que era mi cuerpo comparado con el de mis amigas. Mi mamá sólo se reía. ‘No te preocupes, ¡eres como J-Lo!’” Dice que prefiere trabajar en Miami  porque “los productores están totalmente inmersos en la escena de la música latina y las puertas se abren con mayor facilidad”.

También lee: Escucha los mejores 10 álbumes de 2020, según Time

“”La estrechez con la que la gente ve la cultura de otros en Reino Unido es un obstáculo”, considera French. Sachellys dice “América Latina es tan diversa, tan rica, pero la visión de la gente es tan estrecha… eso es lo que quiero que se les salga de la cabeza con la música”. El productor del sur de Londres y artista, Dukus, lamenta que los comentarios sobre su natal Colombia giren en torno a Pablo Escobar, la cocaína y el machismo, y a otros ejemplos mundanos. “No todos los latinos de Londres tienen un puesto en el mercado de las Seven SIsters”, ríe.

Independientemente del chiste de Dukus, los centros culturales de Seven Sisters y Elephant and Clase se enfrentan a la posibilidad del cierre a causa de la gentrificación. “Estos lugares son  los centros  en los que absorbemos el ambiente, nos juntamos con amigos, escuchamos diferentes ritmos y compramos música en los puestos”, dice Seijas. “Es difícil saber en dónde se va a conectar la gente con su identidad en el futuro”.

En la cima de todo esto, muchos latinoamericanos en Londres tienen un estatus migratorio frágil y su marginación ha sido peor con el confinamiento. Victoria Nabas, una abogada de migración que habla español y portugués, dice que se llenó de solicitudes de sudamericanos que quieren tomar el esquema de repatriación voluntaria del gobierno porque no consiguen trabajo o acceso al apoyo financiero por lo que se arriesgan a la destitución”.

Todos estos factores pueden contribuir a que la escena de la música latina se acabe antes de que pueda realmente destacar. Por ahora, el éxito mundial de Bad Bunny y otros está ayudando a cambiar las percepciones, dice Dukus, quien acaba de llegar a un acuerdo con el influyente pero controvertido DJ Charlie Sloth: “Charlie me dijo: ‘no me importa que sea español, ¡está ardiendo!’ Reconoce que hay mucho interés en eso y la internet ha ayudado a que la gente de Reino Unido esté cada vez más abierta a la música nueva, aunque sea en otro idioma”.

Marcelo Pérez, director general de marketing de Sony Music está de acuerdo y cree que aunque los jefes de la industria musical de Reino Unido consideren que la música en español es para el verano, se trata de un género comercial muy viable. La música latina conecta directamente con la audiencia. “La música latina transmite sentimientos con el ritmo. Esa conexión es muy poderosa”, dice Pérez. “El cuerpo recibe el mensaje y decodifica sus intenciones y su verdadero significado, incluso para alguien que no entienda las letras”. Considera que las mezclas en inglés y español van a ayudar, como el nuevo remix de Weeknd de HawÍ por el cantante colombiano Maluma.

Ya con el confinamiento, estos artistas se encuentran en los estudios y en las recamaras prometiendo colaboraciones, mezclas, promocionales o más música. Está un EP de Anansi, Donoso y Angelo Flow.  Una mezcla de Guala, Todo Eso, para marzo del próximo año. Están pensando en el futuro. “Va a ser importante”, dice Sachellys.

Anansi agrega: “Si la escena truena, los artistas lo haremos también”. Se refiere a la volatilidad y poca predictibilidad del momento actual, pero yo creo que lo dijo con espíritu positivo.

Este texto se publicó en The Guardian y lo tradujo Graciela González. Consulta el artículo original haciendo click en el logo:

The Guardian
Contribuye a The Guardian

También te puede interesar

Publicidad