Síguenos

 

Mundo

Líderes del mundo ‘ignoran’ la destrucción de la naturaleza como causa de la pandemia

Detener la destrucción de la naturaleza para acabar con los brotes en la fuente es más efectivo y más barato que responder a ellos, dicen los científicos.

Un incendio que arde en Porto Velho, Brasil, uno de los ecosistemas tropicales más antiguos y diversos del mundo. Foto: Michael Dantas / WWF / PA

Recibe en tu correo el newsletter de La-Lista

La destrucción de la naturaleza que es la causa más profunda de las pandemias se está ignorando, advierten los científicos. Los líderes mundiales se concentran en responder a los futuros brotes pasando por alto una estrategia más barata y efectiva que es la de detener el contagio de animales a humanos en primer lugar, dicen.

La razia de los bosques y la cacería de animales salvajes hace que los animales y los microbios que albergan entren en contacto con las personas y sus animales de granja. Cerca del 70% de las nuevas infecciones proviene de animales, incluyendo el Covid-19, la fiebre aviar, ébola y el VIH.

Sin embargo, prevenir esta causa original de contagios es algo que apenas mencionan los líderes y las autoridades, dicen los científicos detrás de la nueva fuerza de trabajo independiente, que reportará a la coalición para Prevenir Pandemias en la Fuente (PPS, por su sigla en inglés). La PPS dijo que el tema no se ha tocado en la Asamblea de la Salud Mundial ni en un reporte reciente de la OMS.

Te recomendamos: La-Lista de datos sobre el impacto de la pandemia en la educación en México

Investigaciones recientes estiman que el costo anual de prevenir futuras pandemias durante la siguiente década es de 26 mil millones de dólares, sólo 2% del daño total que provocó el Covid-19. Las medidas incluyen la protección de bosques, acabar con el comercio peligroso de vida salvaje, mejor protección de animales de granja a las infecciones y una rápida detección de enfermedades en los mercados de vida salvaje.

La nueva fuerza de trabajo incluye expertos de todas las regiones del mundo y la realiza la Universidad de Harvard en Estados Unidos. Para el final del verano, se producirá un plan de acción para prevenir contagios, que será apoyado por un grupo de personajes de alto perfil.

El Covid-19 fue un disparo de advertencia de parte de toda la naturaleza para nuestra especie”, dijo Aaron Bernstein, un doctor del Centro del Clima, Salud y Medio Ambiente Global de Harvard, quien es uno de los líderes de esta fuerza de trabajo. “Pero hasta ahora los líderes mundiales no están haciendo nada. Hablan de las acciones que supuestamente se tomarán para prevenir los contagios una vez que surjan. Pero nos damos cuenta de que nuestra salvación sale barata. Los costos de las acciones para prevenir contagios son una fracción del costo de administrar una pandemia una vez que surge”.

Muchas de estas acciones también ayudan a combatir la crisis del clima y la biodiversidad, dice Bernstein.

La Asamblea de la Salud Mundial es el organismo que toma las decisiones de la OMS en la que participan todos los estados miembros. Pero al revisar la agenda de la asamblea, el PPS dijo: “Nuestra coalición está muy preocupada porque no menciona la verdadera causa de las pandemias durante el último siglo y por tanto fracasa al no enfrentar la necesidad de una prevención verdadera”.

Un reporte independiente de la OMS de la pandemia de Covid-19, publicado el 12 de mayo, concluye que el desastre que costó la vida a millones de personas se pudo haber prevenido si el mundo hubiera reaccionado más rápidamente. Pero el PPS declaró: “La orden y el alcance del panel de trabajo independiente ignoró la fuente más profunda de todas las pandemias, el contagio de los virus de animales”.

En mayo se lanzó un panel de salud de expertos de alto nivel para aconsejar a la OMS, la FAO, la Organización Mundial de Salud Animal, OIE, y la UNEP del desarrollo de un plan global a largo plazo para evitar contagios de enfermedades. Un concepto de salud tiene la intención de mejorar la salud mediante el reconocimiento de las conexiones entre la gente, los animales, las plantas y sus ambientes compartidos.

No te pierdas: Migrantes centroamericanos reciben vacuna contra Covid-19 en Tijuana

“Se trata de un paso en la dirección correcta”, dijo Bernstein. “Pero necesitamos enfocarnos en lo que la ciencia nos dice, no en lo que pueden hacer nuestras organizaciones. La razón por la que tenemos el reto que tenemos es porque no hay un equivalente de la OMS para la salud planetaria”.

“La OIE y la OMS no están preocupadas por la deforestación mientras que la FAO se concentra en temas comerciales y la UNEP tiene muy poca experiencia en salud”, dijo. “Una salud tiende a preocuparse casi enteramente por los animales de granja”.

Bernstein dijo que la respuesta médica a la pandemia del Covid-19 era esencial y la velocidad del desarrollo de la vacuna fue sorprendente, “pero la naturaleza no va a alimentar con virus que se acomoden a las vacunas que tenemos. Si prevenimos el contagio en primer lugar, no necesitaríamos la vacuna”.

Neil Vora, un doctor de Conservación Internacional y parte de PPS, señaló: “Después de una década de trabajar en Estados Unidos con los Centros para el Control de Enfermedades y Prevención para responder a brotes como el ébola y el Covid-19, me quedó claro que un cambio fundamental de enfoque es necesario para prevenir futuras pandemias. Esto incluye prevenir el contagio de virus”.

Bernstein dijo que la falta de acción hasta la fecha se debe a la dificultad de obtener motivación para trabajo preventivo. “Estamos motivados para actuar después de que nos enfermemos. Además, muchos de los que toman decisiones no han recibido suficiente información sobre lo que la ciencia nos muestra y, para ser perfectamente directos, deja mucho dinero para hacer mejores medicinas, vacunas y diagnósticos. Pero no hay ganancias si quieres vender la conservación de los bosques”.

La OMS no respondió a una respuesta para comentarios. El director general  de la OMS,Tedros

Adhanom Ghebreyesus, tuiteó una respuesta el 22 de mayo para responder a un video de Greta Thunberg sobre la relación rota de la humanidad con la naturaleza. “Demuestra lo frágil, y amenazada, que es la relación entre los seres humanos, los animales y la salud del medio ambiente. Tenemos que hacer más para corregir la falta de equilibrio, de otra forma, las pandemias, la destrucción del ambiente y otras crisis se volverán la norma”.

Los principales expertos del mundo ya advirtieron que la raíz de la pandemia tiene que atacarse durante la crisis el Covid. En abril y octubre de 2020, dijeron que el mundo vive una “era de pandemias” y van a surgir con más frecuencia, se van a esparcir con mayor rapidez y van a matar a más personas a menos que la destrucción del mundo natural se detenga.

Nos hemos dado cuenta en conversaciones con varios líderes que una vez que señalamos que la ciencia demuestra que nuestro verdadero problema es lo que está provocando los contagios, inmediatamente responden, “¡Oh, sí, por supuesto”, confiesa Bernstein. “Es por eso que mi optimismo es cauteloso”.

The Guardian
Contribuye a The Guardian

También te puede interesar

Deportes

Los Pumas de la UNAM jugarán este domingo contra el Atlas en el Estadio Olímpico Universitario, pero no asistirá público.

Ciudad de México

Los cambios permitirán aumentar el ritmo de aplicación de pruebas covid y disminuir el tiempo de espera.

Salud

La EMA indicó que la vacuna de Moderna en adolescentes tiene una respuesta comparable a la observada en adultos jóvenes de 18 a 25...

Actualidad

El Estadio Nacional de Japón fue la sede del acto que dio inicio a la justa deportiva.

Publicidad