Síguenos

 

Derechos Humanos

Ordenan a Walmart pagar 125 mdd a mujer con síndrome de Down por despido injustificado

La empleada de Wisconsin Marlo Spaeth gana demanda por discriminación, pero Walmart dice que el monto será reducido a 300 mil dólares.

El vocero de Walmart Randy Hargrove dijo que la empresa estaba analizando sus opciones legales, ya que ‘las exigencias de la Comisión para la Igualdad de Oportunidades en el Empleo en Estados Unidos eran poco razonables’. Foto: Edgard Garrido/Reuters

Recibe en tu correo el newsletter de La-Lista

Un jurado en un tribunal federal de Wisconsin ordenó a Walmart pagar 125 millones de dólares de indemnización por daños punitivos a una antigua empleada con síndrome de Down en una demanda por discriminación por discapacidad, anunciaron las autoridades de empleo de Estados Unidos.

Marlo Spaeth, quien comenzó trabajando asociada de ventas en 1999, fue despedida por el gigante minorista en 2015 por lo que ellos llaman ausentismo excesivo, después de que ella le pidiera en repetidas ocasiones a Walmart que la regresara a sus horas normales de trabajo.

Spaeth, quien continuamente recibió evaluaciones positivas de desempeño, inicialmente trabajaba desde el mediodía hasta las 4:00 pm. Pero después de que Walmart implementara un sistema de planificación computarizado en noviembre de 2014, se le pidió que trabajara de 1:00 pm a 5:30 pm.

Lee también: ¿Recomendaría trabajar en Walmart? Nunca, dicen los gerentes afroamericanos

El nuevo horario le causó inconvenientes a Spaeth debido a su discapacidad y luchó por mantenerse al día con la nueva rutina. Debido a la necesidad de Spaeth de un horario rígido, su demanda decía que si no tenía su cena a la misma hora todos los días, se enfermaría.

De acuerdo con sus abogados, Spaeth pidió que sus horarios de entrada y salida se ajustaran nuevamente a su horario original. A pesar de sus peticiones, Walmart la despidió en junio de 2015 por ausencias excesivas.

Aunque la carta de despido de Spaeth decía que podía ser recontratada, Walmart se negó a hacerlo cuando ella lo solicitó. El jurado encontró que Walmart rechazó la petición “debido a su discapacidad o debido a la necesidad de adaptarse a su discapacidad”, de acuerdo con la Comisión para la Igualdad de Oportunidades en el Empleo.

“El jurado reconoció, y aparentemente se sintió bastante ofendido, que la sra. Spaeth perdió su trabajo debido a una inflexibilidad innecesaria e ilegal por parte de Walmart”, comentó Gregory Gochanour, abogado regional de la Comisión para la Igualdad de Oportunidades en el Empleo en Chicago.

Lee también: ‘10% del call center de Walmart lo atienden personas con discapacidad’: Ignacio Caride

Además de los 125 millones de dólares en indemnizaciones por daños punitivos, el jurado le concedió a Spaeth 150 mil dólares en indemnización compensatoria por sufrimiento emocional y angustia mental. Walmart dijo que el veredicto sería reducido a 300 mil dólares, que según la ley federal es el máximo legal para daños punitivos y compensatorios.

El vocero de Walmart, Randy Hargrove, dijo que la empresa estaba analizando sus opciones legales, ya que “las exigencias de la Comisión para la Igualdad de Oportunidades en el Empleo eran poco razonables”.

“No toleramos la discriminación de ningún tipo, y habitualmente acomodamos a miles de asociados cada año”, agregó Hargrove.

“Regularmente adaptamos los horarios de los socios para cumplir con las expectativas de nuestros clientes y aunque el horario de la sra. Spaeth se adaptó, se mantuvo dentro del tiempo que ella había dicho tenía disponibilidad”.

The Guardian
Contribuye a The Guardian

También te puede interesar

Derechos Humanos

La resolución establece que deberán ser reinstaladas en sus puestos y recibir los salarios caídos.

Mundo

Una encuesta a 56 altos ejecutivos afroamericanos encontró que ellos no recomendarían trabajar en la cadena minorista.

Economía

El presidente del CCE, Carlos Salazar, pidió "no alarmarse" tras las primeras dos denuncias laborales que presentaron sindicatos estadounidenses.

Salud

Los trabajadores luchan por mejoras permanentes en sus salarios y prestaciones; a muchos les preocupa la seguridad y les enojan las condiciones laborales.

Publicidad