El retrato de la reina Isabel II en el ‘que parece un corgi’ será incluido en la exposición de Lucian Freud
El retrato de la reina de Lucian Freud. ‘Probablemente sea el mejor retrato de la realeza desde hace al menos 150 años’, señaló The Guardian en 2001. Foto: Reuters/Alamy

The Guardian lo elogió como el mejor retrato real de los últimos 150 años. Otros pensaron que la reina parecía un delantero de rugby o uno de sus corgis.

Más de dos décadas después de que fuera revelado en medio de una tormenta de elogios y burlas, el retrato de la reina Isabel II pintado por Lucian Freud una vez más dará de qué hablar cuando se exponga en la National Gallery en Londres el próximo año.

El jueves, la galería reveló los detalles de lo que, según explicó, será una exposición histórica en 2022 para conmemorar el centenario del nacimiento de Freud.

La reina prestará el retrato de la colección real para la exposición de la National Gallery. Será una de las más de 60 obras prestadas por museos y colecciones privadas de todo el mundo para una exposición que analizará cómo cambió la práctica de Freud a lo largo de las décadas.

La muestra reunirá las obras más importantes de una carrera que abarcó siete décadas. La galería explicó que el objetivo era “presentar nuevas perspectivas sobre el arte de Freud, centrándose en su incansable y constante compromiso con el medio de la pintura”.

Freud le entregó su retrato a la reina en persona. De acuerdo con el segundo y último libro de la biografía de Freud escrita por William Feaver, publicada el año pasado, la reina no expresó su opinión sobre el retrato, pero parecía muy complacida. Le dijo a Freud: “Es muy amable de tu parte hacer esto, he disfrutado mucho viéndote mezclar tus colores“.

La reacción de la prensa no fue tan reservada. Un crítico opinó que parecía un delantero de rugby con la sombra de las seis en punto en la barbilla.

El titular de la primera página de The Sun fue: “Es una parodia, Su Majestad”. Pidió la reacción de Robin Simon, editor del British Art Journal, quien comentó: “Hace que se vea como uno de sus corgis que han sufrido una apoplejía. Es un gran error de Lucian Freud. Ha exagerado el retrato“.

La reacción fue similar en otros sectores de la prensa, pero no en todos. Adrian Searle, de The Guardian, lo comparó con una máscara graciosa de Richard Nixon, o quizás con “la parte del ‘antes’ de un testimonio del antes y el después de las pastillas para el estreñimiento”. Pero también le encantó.

“Este es el único retrato pintado de la reina, o de cualquier otro miembro de la actual familia real, que tiene algún mérito artístico o humano”, escribió. “Es probablemente el mejor retrato real de cualquier miembro de la realeza en cualquier lugar durante hace al menos 150 años“.

El curador de la muestra, Daniel F Herrmann, comentó que Freud, quien falleció en 2011, tuvo “una visión inquebrantable y un compromiso inflexible” con su trabajo, creando obras maestras representativas que siguen inspirando a los artistas contemporáneos.

“Su práctica se ha visto eclipsada con frecuencia por la biografía y la celebridad”, señaló Herrmann. “En esta exposición ofreceremos nuevas perspectivas sobre la obra del artista observando atentamente la maestría de Freud en la propia pintura y los contextos en los que la desarrolló”.

Lucian Freud: New Perspectives estará en la National Gallery del 1 de octubre de 2022 al 22 de enero de 2023.