‘El futuro de Ucrania está en la UE’: Zelenski celebra que le hayan concedido el estatus de candidato
Volodímir Zelenski celebra la decisión de otorgar a Ucrania el estatus de candidato a la Unión Europea.

Los líderes europeos le otorgaron a Ucrania el estatus de país candidato, en una decisión histórica que abre la posibilidad de que este país devastado por la guerra ingrese a la Unión Europea y asesta un golpe a Vladimir Putin.

Los líderes de la Unión Europea, reunidos en Bruselas, aprobaron el estatus de candidato de Ucrania en la noche del jueves, casi cuatro meses después de que el presidente del país, Volodímir Zelenski, presentara la candidatura de su país para unirse al bloque en los primeros días de la invasión rusa. Moldavia también recibió el estatus de candidato.

Zelenski inmediatamente celebró la decisión, llamándola “un momento único e histórico” en la relación con el bloque de 27 países. “El futuro de Ucrania está en la Unión Europea”, publicó en Twitter.

Es una victoria”, comentó Zelenski en Instagram. “Hemos estado esperando durante 120 días y 30 años“, añadió, en referencia a la duración de la guerra y a las décadas transcurridas desde que Ucrania se independizó tras la desintegración de la Unión Soviética. “Y ahora derrotaremos al enemigo”.

'El futuro de Ucrania está en la UE': Zelenski celebra que le hayan concedido el estatus de candidato - image-4-70
Ursula von der Leyen, el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel (C), y Emmanuel Macron después de su conferencia de prensa el 23 de junio. Foto: John Thys/AFP/Getty Images

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, declaró que era “un buen día para Europa”. El presidente de Francia, Emmanuel Macron, señaló que se trataba de una decisión histórica que enviaba “un fuerte mensaje hacia Rusia en el contexto geopolítico actual”.

La transición de solicitante a candidato suele durar años, sin embargo, la Unión Europea agilizó drásticamente el proceso, entre la indignación por la brutalidad del ataque ruso no provocado, y para mostrar su solidaridad con los defensores de Ucrania.

“Ucrania está atravesando un infierno por una simple razón: su deseo de unirse a la Unión Europea”, escribió von der Leyen en Twitter de cara a la cumbre. La semana pasada, la Comisión pidió a los líderes de la Unión Europea que le concedieran a Ucrania el estatus de candidato.

Anteriormente, el ministro de Relaciones Exteriores de Ucrania, Dmytro Kuleba, señaló que el estatus de candidato “trazaría un límite a décadas de ambigüedad y definiría que: Ucrania es Europa, no es parte del ‘mundo ruso'”.

El embajador ucraniano ante la Unión Europea, Vsevolod Chentsov, comentó a principios de esta semana que la Unión Europea actuó a la “velocidad del rayo” según sus estándares.

“Necesitamos esta claridad (sobre la adhesión a la Unión Europea) para apoyar al ejército ucraniano, a la sociedad ucraniana, moral y psicológicamente, y para tener la sensación clara y la comprensión de la dirección de la acción para Ucrania”, señaló.

Ucrania ha buscado su adhesión a la Unión Europea desde la “revolución naranja” de 2004 y, de forma más enfática, desde las protestas del Maidán de 2013-2014, cuando el presidente pro-Kremlin, Víktor Yanukóvich, fue destituido tras negarse a firmar un acuerdo de asociación con el bloque. No obstante, antes de la guerra, la adhesión a la Unión Europea no era una posibilidad para este país de 41 millones de habitantes, asolado por la corrupción.

Cuando Zelenski anunció la candidatura de Ucrania a la Unión Europea, muchos países de Europa occidental se mostraron escépticos. Altos funcionarios contabilizaron 10 Estados miembros que se oponían a que Ucrania obtuviera el estatus de candidato, sin embargo, la actitud ha cambiado, ya que los líderes temen estar en el lado equivocado de la historia.

“Hace unos pocos meses me sentía realmente escéptica de que llegáramos a esta situación en la que Ucrania obtiene el estatus de candidato”, comentó la primera ministra de Estonia, Kaja Kallas, partidaria desde hace mucho tiempo de las aspiraciones de adhesión de Kiev.

Al llegar a la cumbre, el primer ministro holandés, Mark Rutte, comentó que había estado “un poco preocupado” por el hecho de que la Comisión se apresurara a concederle el estatus de candidato a Ucrania, no obstante, reconoció que se había equivocado. La Comisión había redactado una “evaluación rigurosa, brutalmente honesta con Ucrania” sobre lo que aún falta por hacer para iniciar las conversaciones de adhesión. “La situación geopolítica desde finales de febrero, la horrible y completamente despreciable agresión de Rusia contra Ucrania” fue “también una parte de la situación en la que debatimos esto”, añadió.

Las capitales de la Unión Europea también son conscientes de que las negociaciones de adhesión requerirán muchos años. El proceso puede retroceder en caso de que un futuro gobierno de Kiev no aplique las reformas sobre el Estado de Derecho y la adaptación de su economía a los estándares de la Unión Europea.

Un borrador de las conclusiones de la cumbre visto por The Guardian señala que el progreso de un país candidato dependerá de “sus propios méritos”, aunque también “tendrá en cuenta la capacidad de la Unión Europea para aceptar nuevos miembros”.

El canciller alemán, Olaf Scholz, señaló que la Unión Europea debe “reformar sus procedimientos internos” para prepararse para los nuevos miembros, y pidió un mayor empleo de las votaciones por mayoría calificada en ámbitos como la política exterior, para evitar que un país bloquee una decisión.
Francia es uno de los diversos países que se oponen a renunciar a su veto sobre las decisiones de política exterior.

Los líderes de la Unión Europea también le otorgaron el estatus de candidato a la Unión Europea a Moldavia, el país exsoviético de 3.5 millones de habitantes que ha experimentado un aumento de las tensiones desde que Rusia invadió a su vecino.

La Unión Europea aprueba a Ucrania como país candidato a la Unión Europea, video

A Georgia se le concedió la “perspectiva europea”, un peldaño en la escalera inferior al estatus de candidato. Los líderes de la Unión Europea acordaron que también se le podría conceder al país exsoviético el estatus de candidato si Tiflis proseguía con las reformas para defender el Estado de Derecho y proteger la libertad de los medios de comunicación. “El anhelo de la Unión Europea es el mayor impulso para avanzar”, comentó Von der Leyen, en un posible guiño a las decenas de miles de personas que se manifestaron en Tiflis el miércoles a favor de su incorporación a la Unión Europea.

Los líderes de los Balcanes Occidentales, que también se reunieron con sus homólogos de la Unión Europea en Bruselas, aceptaron con satisfacción la decisión positiva respecto a Ucrania, aunque lamentaron amargamente el lento avance de la región hacia su incorporación. “Macedonia del Norte es candidata desde hace 17 años, si es que no he perdido la cuenta, Albania desde hace ocho, así que bienvenida sea Ucrania”, expresó el primer ministro de Albania, Edi Rama. “Es bueno concederle a Ucrania el estatus. Pero espero que los ucranianos no se hagan muchas ilusiones“.

Bulgaria ha bloqueado el inicio de las conversaciones de ingreso de Macedonia del Norte a la Unión Europea, debido a una disputa sobre la interpretación de la historia. El primer ministro búlgaro, Kiril Petkov, esperaba levantar el veto, no obstante, perdió una moción de censura el miércoles, lo que deja en entredicho cualquier acuerdo inminente. Albania, cuya adhesión a la Unión Europea está vinculada a la de Macedonia del Norte, criticó el comportamiento de un aliado de la OTAN.

“Es una vergüenza que un país de la OTAN, Bulgaria, secuestre a otros dos países de la OTAN, concretamente Albania y Macedonia del Norte, en medio de una guerra caliente en el territorio de Europa, con otros 26 países que permanecen inmóviles en una espantosa muestra de impotencia”, señaló Rama.