La jornada electoral inicia en

Jesús Hernández Alcocer, presunto feminicida de Yrma Lydya, enfrenta audiencia
La detención de Jesús Hernández Alcocer. Foto: Alcaldía Benito Juárez.

El perfil y las relaciones que ha presumido tener Jesús Hernández Alcocer, el presunto feminicida de la cantante Yrma Lydya, asesinada a tiros el 23 de junio en el concurrido restaurante Suntory, han despertado sospechas que el caso pueda quedar en impunidad.

La-Lista dio a conocer que Yrma Lydya había denunciado que Hernández Alcocer, su esposo, la golpeó y agredió con un arma en diciembre de 2021, personal de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México clasificó los hechos como violencia familiar y cerró el caso al día siguiente sin ejercer acción penal, a pesar de que los hechos debieron haberse investigado de oficio.

Algunas personas que conocen al presunto feminicida de la cantante Yrma Lydya, preso en el Reclusorio Norte, describen a Hernández Alcocer como un hombre caballeroso y atento, siempre bien vestido, con corbata decorada con brillantes y relojes finos pero con actitudes de gángster, portando una pistola chapeada en la cintura y diálogos con amenazas veladas. El periodista y escritor Emiliano Ruiz Parra conversó con él mientras preparaba un perfil del obispo Onésimo Cepeda en 2013.

En sus redes sociales, y luego en el diario a Reforma, Ruiz Parra detalló el breve encuentro que tuvo con Hernández Alcocer en el privado de un exclusivo restaurante en que las meseras usaban una estrecha faja que les creaba una reducida cintura y del que presumió que era dueño.

El reportero describió que el abogado hizo alarde de sus influencias, sus bienes y de ser considerado “El Padrino” mexicano por la revista American Lawyer.

La actriz Carmen Salinas elogió a Hernández Alcocer, al menos cuatro veces, durante una entrevista de 50 minutos, que le hizo a Yrma Lydya en julio de 2021 y que se encuentra en Youtube.

“Lo lindo es que tienes el apoyo de tu familia, que tienes el apoyo de Jesús, tu esposo, que es una gente… es un caballero, al menos a todos nosotros, que hemos tenido el gusto de estar en su residencia, que es una casa hermosa, nos han tratado con un respeto y un cariño”, le dijo Carmen Salinas a Yrma Lydya.

Según una persona que conoce a Hernández Alcocer, desde 2010, y que pidió anonimato, era común ver al abogado en reuniones en el restaurante La Mansión Del Valle, en Sylvestre o el Hunan, en la plaza Artz Pedregal. 

Pero el lugar que más frecuentaba era el restaurante japonés Suntory, donde el pasado 23 de junio fue detenido junto a su chofer, Benjamín, por presuntamente asesinar a su esposa, Yrma Lydya, de 21 años. 

“Ahí tenía un espacio de planta, se la vivía ahí, era muy conocido, así como estaba en el Suntory ese día, así estaba o en La Mansión, comiendo o se iba al Sylvestre de Artz o en el Hunan. Siempre estaba comiendo con alguien. Conmigo siempre fue muy atento”, relató la persona que conoce al abogado, en entrevista con La-Lista.

El Suntory fue uno de los lugares en donde se le vio con el obispo de Ecatepec, Onésimo Cepeda, su cliente, acusado de fraude por 130 millones de dólares y absuelto en 2011. Jesús Hernández conoce a políticos, empresarios, militares, funcionarios públicos, diputados y senadores.  

“Jesús conoce a todo el mundo y ahora, que se refieren a él como si no lo conocieran (…) todos los conocen y todos le iban a pedir dinero. Siempre estaba rodeado de chavitas que eran sus asistentes, muy guapas”, dijo la persona consultada por La-Lista.

Dicha fuente refirió que existen más personas con las que Hernández Alcocer se reunía, incluso, políticos ligados a la actual administración federal

De acuerdo con la denuncia que Yrma Lydya interpuso en diciembre de 2021, el abogado presumía constantemente su supuesta amistad con Rafael Guerra, presidente del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México (TSJCDMX).

Este 29 de junio, el diario Reforma publicó que Hernández Alcocer negociaba con el asesor del presidente del TSJCDMX, Jorge González Tenorio, y que ambos fueron vistos saliendo del restaurante Suntory.

Según la fuente entrevistada, Hernández Alcocer, de 79 años de edad, tiene tres hijos, dos mujeres y un hombre. Una de sus hijas murió tras caerse de un caballo. Esta es una historia que el abogado relataba a sus conocidos en reuniones.

“Me contó una vez, que tenía una hija que se cayó de un caballo y que quedó en el hospital conectada, me dijo que cuando había que hacer las cosas, no te podía temblar la mano y que él tomó la decisión de desconectar a su hija”, relató la persona entrevistada. 

En medio de un litigio en Estados Unidos contra la empresa de seguridad ADT y su filial en México, Jesús Hernández Alcocer era visto como el responsable de haber encarcelado a algunos de los ejecutivos, según dijo Thomas Ajamie, abogado de la empresa a la revista Texas Lawyer. Uno de los ejecutivos tenía temor por la presencia de Hernández Alcocer en las audiencias que se llevaban a cabo en estado de Texas.

“Sus cuatro días y medio en una cárcel mexicana fueron una experiencia horrible. Pero había otra causa de su ansiedad: el empresario mexicano, Jesús Hernández Alcocer, quien Reyes dijo que era el responsable de los arrestos, estaba sentado a pocos metros de él en la mesa de declaraciones”, dice el artículo publicado en 2010. Hernández Alcocer había asistido regularmente a las declaraciones de testigos en el proceso, lo que se le permitía hacer según las reglas de la corte de Texas.

“Alcocer, que tiene más de 60 años, era difícil pasar por alto. Llevaba ropa llamativa y, a menudo, se le podía escuchar en su teléfono celular en las declaraciones. En la Ciudad de México, dice Ajamie, el guardarropa de Alcocer incluía una pistola en una funda en su cinturón. (Los abogados de Alcocer niegan que llevara un arma)”, señala una publicación de Texas Lawyer de 2010.

Hay otros antecedentes de violencia. La abogada Jessica González Hermosillo, junto con otros tres abogados llevaron la defensa de una mujer que disputaba la patria potestad de sus cuatro hijos. Hernández Alcocer formaba parte de la defensa del esposo, citó a los abogados de la mujer y los amenazó.

“Tal cual, sacó la pistola, la puso en la mesa, una pistola que, nos dijeron, tenía otro y brillantes y les dijo que no importaba si era por las buenas o por las malas, pero los niños, mi clienta tiene cuatro hijos, los iba a regresar con el papá sin importar las consecuencias para ella”, dijo la abogada al periodista Bogdan Castillo, de Nmás.

Este 30 de junio, se realizará la audiencia de vinculación a proceso de Hernández Alcocer y de su chofer, a quien se le acusa de coautor en el feminicidio de Yrma Lydya, quien murió de tres disparos.

Nota del editor: esta nota fue actualizada ara cambiar la ortografía del nombre de Yrma Lydya y su edad, que era de 21 años.

Síguenos en

Google News
Flipboard