‘Duda razonable’, de Netflix, capta atención del gobierno mexicano; promete intervenir
El presidente López Obrador durante su conferencia de prensa. Foto: Gobierno de México.

La serie documental de Netflix ‘Duda razonable’, dirigida por Roberto Hernández, captó la atención del gobierno mexicano, pues relata la sentencia de cuatro personas por supuesto secuestro.

La producción de Hernández, que saltó a la fama nacional por encabezar el documental “Presunto culpable” (2008) que relata la historia de Toño Zúñiga, acusado de un homicidio que no cometió, muestra durante cuatro capítulos el caso de Darwin Morales, Héctor Muñoz, Juan Luis López y Gonzalo García, detenidos en 2015 acusados de secuestro en el municipio de Macuspana, Tabasco.

Durante la conferencia matutina en Palacio Nacional, el presidente Andrés Manuel López Obrador se manifestó al respecto.

“Estoy enterado, no he visto la serie, pero sí estoy enterado porque me lo acaba de plantear la gobernadora de Campeche, Layda Sansores, y ella me pidió que interviniéramos porque se considera una injusticia”, dijo el jefe del Ejecutivo en su última conferencia de prensa diaria de 2021.

Para la producción del documental, estrenada el 23 de noviembre en la plataforma de streaming, se necesitaron cinco años en donde Hernández pudo entrevistar hasta 450 presos en Tabasco y es así como dio con la historia de estas cuatro personas, según relató en distintas entrevistas en la prensa mexicana.

Así como “Presunto Culpable”, “Duda razonable” expone las deficiencias del sistema penal mexicano, que solo logra resolver cerca del 5% de los casos que llegan a los juzgados, según estimaciones oficiales. Asimismo, revela torturas, testimonios contradictorios y la coartada de los acusados, quienes insisten en que jamás secuestraron a nadie.

Todo se inició en 2015 con un accidente de tráfico en donde Héctor recibió un disparo en la mano cuando le reclamó al conductor del vehículo que lo impactó, este personaje fue quien después declaró ante las autoridades que pasó exactamente lo mismo pero al revés, y que lo iban a secuestrar.

A los cuatro se les impuso una condena de 50 años, pese a que no existía ninguna prueba más allá del testimonio del otro conductor. Solo Darwin ha logrado salir de prisión porque su defensa probó que él se encontraba en otro lugar en el momento de los hechos. La defensa planteó en 2020 que la Suprema Corte tomara el caso sin tener una respuesta hasta el momento.

“(Estamos) buscando que haya justicia, porque se puede reponer el procedimiento, hay formas”, aseveró López Obrador, quien le encargó al secretario de Gobernación y gobernador de Tabasco con licencia, Adán Augusto López, que mire de cerca el caso.

“Hay abiertas investigaciones sobre funcionarios y exfuncionarios en este caso de la Fiscalía estatal que lo fueron durante los años, entre 2012 y 2018, y estaríamos a la espera de que la autoridad judicial emita su resolutivo”, dijo a su vez el titular de Gobernación.

Con información de EFE.