Baby shower virtual, la tendencia que llegó para quedarse
Los Baby Shower virtuales son una tendencia en auge. Foto: Paola Vasquez en Pexels

Enciende el monitor de la computadora; procura cargar la batería con anticipación y tener una buena conexión a internet. Ahora da clic al enlace, activa el micrófono, la cámara y ¡listo!, estás dentro de una videoconferencia. Pero no de cualquier videoconferencia, sino de una muy especial, una que celebra la llegada de tu bebé.

Lo que sigue es ver los rostros de familiares y amigos. De gente que no has visto desde hace mucho tiempo; algunos viven en otro país, y todos ellos están reunidos para celebrar el tradicional Baby Shower, ahora de manera virtual.

También lee: Sin amigos ni familia, la otra cara de querer cumplir con las medidas

Hasta hace poco, esta idea de reunión era impensable para Alberto Solís, padre primerizo y papá de Valentina quien nos cuenta que, en plena pandemia, y a unas semanas de que se decretara semáforo rojo en nuestro país, él y su pareja se enteraron de que serían papás. Por su cabeza nunca pasó celebrar un Baby Shower: “lo primordial era salvaguardar la vida y defender a nuestra hija en gestación”. Al final, su familia organizó el festejo virtual.

Actualmente, muchas mujeres embarazadas y sus familiares están optando por realizar un Baby Shower en línea. La finalidad es no poner en riesgo la salud de la mamá, la del nuevo integrante de la familia y la de los invitados.

Desde el mes de marzo del año pasado, las reuniones virtuales han ido en ascenso. En México se registró un aumento del 41% el uso de videoconferencias en Microsoft Teams, según datos de Microsoft News.

Te puede interesar: Rebeldes del Zoom: ¿por qué las compañías prohiben videollamadas constantes?

¿Qué necesitas para organizar un Baby Shower virtual?

Una computadora, conexión a internet y una variedad de dinámicas serán suficientes para festejar un Baby Shower virtual y así dar inicio a la reunión. “No imaginábamos cómo sería, pero fue muy divertido ver a la familia jugar y que nos dieran consejos sobre lo que implica ser padres”, cuenta Solís.

En algunas dinámicas, el anfitrión, que suele ser el familiar que organizó la videoconferencia, deberá compartir pantalla. Entre los juegos más comunes para este tipo de celebraciones, que se pueden adaptar a distancia están:

  • Ordena las letras y descubre la palabra. Por ejemplo: lehec (leche), apñasle (pañales) o robbae (babero).
  • Dilo con mímica. Envía por chat privado, a uno de los invitados, la acción a realizar: gatear, llorar, cambiar un pañal, etcétera.
  • Mide la panza. Lo pueden hacer con una cinta métrica o con papel higiénico. A la distancia, los invitados deben dar sus estimaciones.
  • Cambia el pañal. Sin ver, los futuros padres deben poner el pañal a un muñeco en el menor tiempo posible.
  • Adivina el precio. Elige algunos productos, por ejemplo: pañales, leche en polvo, biberones, mameluco, playeritas, cobija. Los participantes deben atinarle al precio.

Según la Organización Panamericana de la Salud, una mujer embarazada se encuentra dentro de la población de riesgo para Covid-19. No corras riesgos, mejor prepárate para una fiesta en grande, pero virtual.

No te pierdas: “Se alquilan cabras para ZOOM”, la salvación de una granja británica

El origen de esta costumbre

Un Baby Shower se puede realizar a partir del séptimo mes de embarazo. Se acostumbra que los invitados lleven regalos para el bebé que está por nacer y que den consejos a los nuevos padres de familia.

La fiesta, como la conocemos hoy día, surgió en Estados Unidos. Sin embargo, hay fuentes que coinciden en que los antiguos egipcios, griegos y romanos daban ofrendas a la madre una vez que había nacido el bebé.

En los últimos tiempos, cada vez es más común que en el Baby Shower participen ambos padres. Sin duda, puede ser un comienzo para incluir a los varones en la crianza de los hijos.

“No sabía lo que era un Baby Shower. Tampoco tenía información de lo que pasaba, pero fue divertido presenciar y participar en él. Pienso que es bueno que estas tradiciones evolucionen bajo parámetros más abiertos e incluyentes”, confiesa Alberto Solís.

Te sugerimos: La-Lista de apps que te facilitarán la vida si eres papá primerizo

¿Tendencia que llegó para quedarse?

Los Baby Shower virtuales son una tendencia en auge. Son una gran oportunidad para que amigos y familiares participen a la distancia en la fiesta de bienvenida del bebé por nacer.
Con este tipo de encuentros también se ha logrado que los vínculos familiares se fortalezcan.

Las ventajas que ofrece la tecnología es acercarnos e interactuar de una manera distinta, pero divertida. “Estoy segura que esta tendencia va a continuar porque es muy funcional. Aprendimos que la familia que se encuentra en otra ciudad o país, puede acompañarnos, a pesar de la distancia”, opina Sandra Salguero, que realizó su Baby Shower virtual con cerca de 30 personas para festejar la llegada de su bebé Neithan.

La gente no debería realizar un Baby Shower presencial en pandemia “si aman y desean criar y ver crecer a su hija o hijo”. La seguridad es lo primero en que deben concentrarse y ver las alternativas seguras que nos ofrece el mundo digital”,
– Alberto Solís, papá de Valentina.

Este artículo se publicó originalmente en Baby Creysi. Consúltalo aquí.