Inundación en Tula: ‘No querían salir de sus casas por miedo a los rateros’
La inundación en Tula ha dejado miles de damnificados. Foto: Fabián Reyna/AFP

AFP.- Militares y cuerpos de emergencia auxiliaron este miércoles a miles de damnificados de Tula, Hidalgo, afectado por intensas precipitaciones que han dejado 14 pacientes de Covid-19 fallecidos por la inundación de un hospital.

Luego de que en los últimos días se intensificaran las lluvias en gran parte de México, el río Tula se desbordó la noche del lunes inundando amplias zonas y afectando a cerca de 39,000 pobladores que en minutos vieron sus casas totalmente anegadas.

Más de 1,000 elementos de la Guardia Nacional, militares de un destacamento cercano y rescatistas de Hidalgo y de Ciudad de México fueron desplegados en la zona afectada, a unos 70 kilómetros de la capital.

Civiles participaron activamente en los rescates de sus vecinos, como Lauro Cruz, habitante de Tula que aseguró a la AFP haber sacado de sus casas a unas 40 personas en medio de la inundación.

“Hubo gente que no quería por miedo a los rateros (ladrones), por perder sus pertenencias, (…) pero aceptaron que los sacáramos. Gente en silla de ruedas, en camilla, los sacamos a todos”, dijo mientras señalaba una casa donde aún quedaba una mujer varada en un piso alto.

El cielo de Tula lucía despejado este miércoles y en algunas calles de la localidad de unos 30,000 habitantes, la más afectada de la zona, el agua comenzó a bajar de nivel.

Jesús Olguín, propietario de una pequeña joyería, acudió a ver los daños causados en su negocio, que lucía paredes manchadas tras la inundación.

A todos nos agarró desprevenidos, no hubo un aviso (de las autoridades). Ahora hay que ver que el gobierno nos ayude con algo. Nosotros sí perdimos muchas cosas”, señaló.

 

foto de la inundación en tula hidalgo
Miembros del Ejército Mexicano evacuan a pacientes del Hospital IMSS en Tula de Allende. Foto: Francisco Villeda/AFP

La inundación en el IMSS de Tula

Un hospital del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Tula, a 100 metros del río y con 54 pacientes internados, se convirtió en el centro de la tragedia tras una inundación, lo que provocó fallas en el suministro eléctrico, tanto general como de la planta de emergencia.

Esto provocó que dejaran de funcionar los apoyos de respiración para pacientes internados por Covid-19. El IMSS detalló este miércoles que 13 personas murieron en el nosocomio y uno más en un helicóptero al momento de ser trasladado.

“Fue un día triste, (…) un desastre súbito que en cuestión de minutos puso bajo el agua a toda una ciudad, incluido nuestro hospital”, dijo Zoé Robledo, director del IMSS, en un video publicado en Twitter.

El martes por la mañana, el IMSS informó que eran 16 los fallecidos al momento de la inundación, y por la tarde de ese día, el presidente Andrés Manuel López Obrador elevó la cifra a 17.

Pero este miércoles Robledo aclaró que fueron 16 las muertes ocurridas ese día, y que dos personas habían fallecido “horas antes” de la inundación, cuyos cuerpos aún se encontraban en el nosocomio cuando se hizo el conteo de las víctimas fatales.

En imágenes difundidas por medios locales se observa al personal médico luchando por mover las camillas de los pacientes en medio de un verdadero río.

Aunque amainaron las lluvias, el río Tula se mantenía el miércoles por encima de su caudal y autoridades locales pidieron a la población no acercarse a la zona inundada.

La afluencia del río aún sigue siendo fuerte, sigue siendo alta. Los invitamos a tomar precauciones”, advirtió en un video publicado en Twitter Mauricio Delmar, secretario de seguridad de Hidalgo.

El funcionario aparece en el video a un lado de los restos de un puente peatonal destruido por la corriente del Tula, que se observa corriendo con fuerza y sin cesar.

Unos 1,000 pobladores de comunidades afectadas por las lluvias han sido traslados a refugios y las autoridades se alistaron para recibir a más damnificados.