La representación hispana desde el último Super Bowl
Perspectiva Hispana
La representación hispana desde el último Super Bowl
Shakira y Jennifer López protagonizaron el SuperBowl más latino. EFE/EPA/LARRY W. SMITH

El Super Bowl está aquí nuevamente, el evento deportivo que atrae a cerca  de 100 millones de personas, sin duda uno de las atracciones más importantes para Estados Unidos y también para México, en donde 12 millones de personas siguieron las acciones del Super Bowl LIV, en donde JLo y Shakira hicieron su memorable aparición en el espectáculo del medio tiempo. Un espectáculo que nos emocionó a todos los latinos y por su simbolismo, especialmente a las latinas, un grupo que a pesar de estar avanzando aún es excluido de muchos círculos de influencia y toma de decisiones-.

Un año ha pasado y los hispanos continuamos aumentando nuestra influencia en EU en la industria del entretenimiento, bien representados por Selena Gomez #1 en Instagram, Shakira #1 en Facebook, Bad bunny y J Balvin #1 y #3 en Spotify respectivamente y ‘Despacito’ que una vez más terminó el 2020 siendo el video más visto en Youtube. Extendiendo su impacto no solo a latinos sino a todos por igual, en donde de acuerdo a un estudio hecho por el ‘Latino Donor Collaborative’ , 57% de todos los millenials en EU escuchan música latina.

Pero la justa representación y presencia de hispanos está lejos aún de ser alcanzada y los hispanos en EU estamos sub-representados. De acuerdo a un estudio que realizó Nielsen a finales del 2020, podemos ver que a pesar de ser 18% de la población en EU, solo representamos 5.5% del tiempo-aire en ‘todos’ los medios, siendo las latinas el grupo con la presencia más baja entre ‘todos’ los grupos con un 2.5% de presencia en todos los medios.

Incluso ante las cámaras la misma historia se repite: los hispanos representan solo 1.4% de los roles principales, 1.1% de los conductores de programas y 2.4% de los Directores.

Estos datos representan una realidad que en We Are All Human con estamos determinados a cambiar con la Hispanic Star, una plataforma de unificación para los hispanos en Estados Unidos con el objetivo de cambiar la percepción y la representación que tenemos en sectores estratégicos.

La justa representación de los diferentes grupos que integran una sociedad, es importante en todos los niveles. Cuanto mejor representados están los diferentes grupos que conviven en un país o en una organización, sin importar el sector del que hablemos, público o privado, mejor será nuestra habilidad, no solo para entender los problemas que estos diferentes grupos enfrentan, sino para reflejar estas realidades en las soluciones propuestas.

Pero soy optimista: a pesar de los datos que estamos observando en la actualidad, y después de mis experiencias trabajando en resolver problemas complejos desde la ONU o el Fondo Monetario Internacional, sé que el ‘cambio’ no es una línea recta y que lleva tiempo, esfuerzo consistente, trabajo duro y trabajo inteligente para avanzar en temas tan complejos como la representación. Y donde es igualmente importante trabajar a nivel individual con las personas para que exploten todo su potencial y alcancen esferas de mayor influencia, como también trabajar en identificar a nivel estructural, entendiendo aquello que detiene a las minorías y a los diferentes grupos a alcanzar la tan merecida representación.

Me siento optimista también porque veo que la nueva administración en Estados Unidos tiene mayor diversidad, específicamente de hispanos, con nombres como Isabel Guzmán a la cabeza de la administración de pequeños negocios, Xavier Becerra (Secretario de Salud y Servicios Humanos), Alejandro Mayorkas (Secretario de la Seguridad de la Patria), Miguel Cardona (Secretario de Educación), así como el número creciente de hispanos en la Cámara de Senadores.

Como comunidad de hispanos viviendo en EU, sin duda enfrentamos un momento importante en donde el objetivo de continuar aumentando la representatividad de todos los grupos de minorías, tiene que estar en el centro de todo lo que hacemos.

Reconozcamos los avances que estamos viendo hacia una representación más justa de la comunidad hispana en los diferentes sectores, -usemos esto como energía para continuar trabajando en esta misión-, pero no nos confiemos de estas señales puesto que la misión está lejos de ser completada.